México, DF.- La presidenta de la comisión de Educación del Senado, Teresa Ortuño (PAN), pidió a la Secretaría de Educación Pública de Michoacán transparentar la información en torno a Servando Martínez "La Tuta", quien aparece en la nómina magisterial como profesor de primaria.

A pregunta expresa de si este hecho alarma, dijo que "ya se deja uno de sorprender, ahorita ya no se sorprende uno de nada".

En entrevista, la legisladora afirmó que las autoridades estatales tienen la obligación de revisar la nómina y deben una explicación a la sociedad.

No descartó que ese tipo de personajes también estén infiltrados en cualquier área de gobierno, pero el arma contra estas prácticas es la transparencia.

"Es mejor hacer un llamado, un exhorto, una declaración pública, invitando a las autoridades de Michoacán a que expliquen cuál es el estado de esa persona, cuál era su situación, que den una puntual información de que está ocurriendo con esto y que nos den a toda la opinión pública satisfacción", dijo.

Ortuño aclaró que la reciente reforma en materia de educación aprobada por el Congreso, el llamado "Mega dictamen", incluye precisamente nuevas obligaciones para transparentar el padrón de maestros.

Indicó que este dictamen evita que se obtengan plazas de maestros por relaciones, y se privilegia la capacidad.

Insistió en que cada estado es el responsable de contratar a los maestros.

Esta casa editorial informó en su edición impresa de este jueves que la Secretaría de Educación de Michoacán señaló que Servando Gómez Martínez, alias La Tuta, uno de los dirigentes de la organización criminal La Familia, está en la nómina magisterial como profesor de primaria porque para darlo de baja es necesario que esté en "prisión preventiva o bajo arresto de una autoridad judicial".

La dependencia explicó que las leyes federales y estatales que rigen a los trabajadores al servicio del Estado son claras en ese aspecto.

Al respecto, la senadora Ortuño dijo que la pregunta es hasta cuándo dio clases ese personaje.

Reiteró que deben ser los congresos locales los que vigilen el gasto en educación.

"Este es un asunto local, las nóminas de los maestros se pagan a nivel estatal.

Se incluyen los nombres y se pagan a nivel estatal, entonces que vengan los gobiernos estatales a decirnos por qué están ahí cualquiera de los nombres que susciten suspicacias".

Ortuño reiteró que esas cuentas y las nóminas son fiscalizables y verificables.

Noticias relacionadas:

Senadora pide a Michoacán información de La Tuta
Lamentable que “la Tuta” cuente con plaza de maestro: José Narro
Urge David Penchyna a que Lujambio asuma responsabilidad
Apoya Michoacán plaza de “La Tuta”
Autoridades rebasadas por incapacidad