×
Vicente Bello
Vicente Bello
ver +

" Comentar Imprimir
10 Noviembre 2016 04:00:00
El tufo de la cobardía camuflado en el traje grande de la diplomacia
En los territorios del Congreso mexicano la incertidumbre se paseó como un ave de mal fario y atenazaba con su pico siniestro los calcañales de tirios y troyanos. Y los conmocionaba de tal modo que no sabían qué decir.

O más bien, sí decían; pero evitaban a como dé lugar rozar siquiera las piedras ásperas de la soberanía. Trataban con sus discursos de ni siquiera invocarla, y abordaban el triunfo del republicano Donald Trump con el tiento de quien se enfrenta a un animal ponzoñoso.

Era tanta la precaución que mostraban por Trump, que los diputados y senadores se veían miedosos. Para ellos, Trump ahora no representa una auténtica catástrofe para México, sino una “oportunidad” para revisar y reinventar la relación entre México y los Estados Unidos.

Sí: se acomodaba la mayoría -más allá de la obligatoriedad que tienen los que pertenecen al mundo de la diplomacia- para felicitar por haber llegado a la presidencia del país más poderoso del mundo, en lo económico y militar, al hombre que más ha agraviado, ofendido, vilipendiado a los mexicanos.

No se recuerda en estos 200 años de la historia de México a un gringo en contra de los mexicanos y con tanta expresión de odio. Y ante tamaños antecedentes, era evidente que los opinadores de la clase política mexicana en el Congreso mexicano eran más diplomáticos que los diplomáticos de carrera. Traslucían a través de los poros esa cobardía que ha caracterizado a la clase política mexicana en los últimos tiempos, sobre todo cuando se trata de confrontar a los Estados Unidos de América. He aquí.

Javier Bolaños Aguilar, diputado del PAN presidente de la mesa directiva de la Cámara de Diputados: “Enviamos un reconocimiento y felicitación a los ciudadanos estadounidenses que el día de ayer eligieron a quien será su presidente durante los próximos cuatro años. 

Tras el resultado electoral, inicia una nueva etapa en las amplias, intensas y complejas relaciones bilaterales de México con ese vecino país, que obliga a analizarlas con profundidad y replantearlas”.

Y el apostille de Bolaños: “Tres mil kilómetros de frontera común; el mayor número de cruces fronterizos de personas en el mundo; miles de familias mexicanas que viven en el vecino país y de familias estadounidenses residentes en México, y un intercambio comercial por cientos de miles de millones de dólares al año, son solo algunos indicadores de esta relación con Estados Unidos. Ambas naciones tienen una amplia agenda común, que va desde problemas ecológicos hasta aspectos de seguridad vinculados con migración, narcotráfico, tráfico de armas y de dinero en efectivo”.

Pablo Escudero Morales, senador del PVEM y presidente de la mesa directiva del Senado de la República: “Ante los resultados del proceso electoral celebrado ayer en Estados Unidos y que señalan como triunfador al candidato del Partido Republicano a la presidencia, Donald Trump, el senado de la República conforme a los principios tradicionales de la política exterior mexicana, expresamos nuestro respeto a la decisión del pueblo norteamericano, en el marco de sus instituciones democráticas”.

El senador Escudero agregó: “El Senado de la República extiende una invitación al señor Trump para que establezca una relación de trabajo con las autoridades mexicanas, que parta del reconocimiento, de la profunda interdependencia existente entre los dos países, y que privilegie el diálogo constructivo, la negociación y el respeto mutuo”.

Un matiz apenas, en el discurso del yerno de Manlio Fabio Beltrones: “En su papel constitucional como supervisor de la política exterior de nuestro país, este órgano legislativo manifiesta su rechazo categórico al discurso de criminalización y repudio hacia los migrantes mexicanos y a todo tipo de expresiones, y de acciones que puedan vulnerar su dignidad humana y que atenten contra sus derechos”.

Y al final, el líder senatorial hacía hincapié en el mismo posicionamiento de la Presidencia de Enrique Peña Nieto, de insistir en que hay acuerdos y tratados firmados, que deben respetarse y honrarse.

Gabriela Cuevas Barrón, senadora del PAN presidenta de la comisión de Relaciones Exteriores del Senado de la República: “Ante los resultados electorales en Estados Unidos, México debe velar por los connacionales que viven en ese país, analizar y fortalecer la protección consular y blindar las remesas, las cuales representan para millones de familias mexicanas la forma de subsistir”.

Dos voces opositoras -Clemente Castañeda, diputado de Movimiento Ciudadano, y la senadora Dolores Padierna, del PRD- plantearon lo siguiente:

Clemente Castañeda: “Con el triunfo de Donald Trump, México nunca había estado tan expuesto al exterior como ahora, ni su clase política tan poco preparada para enfrentar esta circunstancia”.

Y lanzaba estas preguntas a Enrique Peña Nieto: “¿Cuál es la posición del Estado Mexicano respecto a la propuesta de Trump de construir un muro en la frontera y emplear la fuerza para obligar a nuestro país a pagarlo? ¿Cuál será su posición respecto de la promesa de Trump de expulsar a los migrantes indocumentados el primer día de su gobierno y poner en marcha desde ahora una estrategia de protección y defensa de los migrantes mexicanos en los Estados Unidos?
“¿Cuál es la posición de las instituciones respecto a la postura de Trump de revisar el Tratado de Libre Comercio y convocar a los sectores productivos nacionales para saber qué temas deben ser replanteados en beneficio de los mexicanos?

Dolores Padierna Luna dijo: “La peor pesadilla se ha hecho realidad. Con un discurso racista y misógino, armado de una batería de promesas que significarán verdaderas agresiones a México, Donald Trump ha ganado la presidencia de Estados Unidos”.

" Comentar Imprimir


COMENTARIOS


columnistas

top-add