×
Dalia Reyes
Dalia Reyes
ver +
Comentarios a: [email protected]

" Comentar Imprimir
13 Octubre 2017 04:00:00
Esto mido
Tener lo mismo que esas bellas mujeres cuyos cuerpos adornan, sin pudor alguno, las pantallas no es un honor, es cuestión de especie y naturaleza, nada más.

Ahora bien, el hecho de tenerlo distribuido, acomodado y mesurado de distintas formas, eso nos hace irrepetibles.

Yo iré aún más lejos: no tenemos lo mismo: tenemos muchos más. Citaré sólo a unas cuantas despampanantes porque son mis argumentos contundentes; si consideran que saldré por la tangente aludiendo a cuestiones intelectuales a fin de superar a estas pobres inocentes, están equivocados, se trata exclusivamente de cuerpos.

Respecto de Ninel Conde, Thalía y Jenifer López, explicare cómo, por mucho, las superamos. En orden de mención: la mayoría de las mexicanas tenemos doble ancho de nariz, triple ancho de cintura y cuádruple de chamorro. La primera, por ser pobres y sin cirugía; la segunda, por ser mexicanas sin apellido; la tercera, por cometer el grave error de representar justo la edad que tenemos.

Si no fuesen suficientes mis palabras anteriores, deberíamos todas hacer alarde de cuánto amor despierta nuestra perfecta anatomía en los maridos, quienes menudo nos recuerdan valemos el doble que Beyoncé, y hasta hacen la medida separando las manos a nuestro costado para demostrar su dicho. Aunque, pensándolo bien, debieron darse a la tarea de medir bien a esta morena muchachita para poder tener punto de comparación.

Está de más aludir a los kilos con los que superamos a Niurka, Madona y Anahí; pensándolo en términos rastreros –del rastro- eso nos convierte en valiosas presas.

Deberíamos compadecer a esas pobres mujeres tan desprovistas de carne, mujeres de la farándula que viven por ahí luciendo sus flaquezas.

.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)

" Comentar Imprimir


COMENTARIOS


columnistas

top-add