×
Guillermo Robles Ramírez
Guillermo Robles Ramírez
ver +
Licenciado en Comunicación en la Universidad Iberoamericana Plantel Laguna, Posgrado el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey Campus Monterrey, Director General de la Agencia de Noticias SIP, Premio Estatal de Periodismo en el 2011 y 2013 en la categoría Columna de Opinión, reconocimiento de labor periodística de la Unión de Periodistas del Estado de Coahuila.

" Comentar Imprimir
11 Octubre 2016 03:00:00
Pa’ qué tanto pedo
En innumerables veces he escuchado a mucha gente decir, que todo se puede hacer, sabiéndolo hacer, siendo una redundancia o repetitivo lo dicho coloquialmente pero sencillamente es para reafirmar que, en nuestro México, las leyes se lo pasan por el arco del triunfo.

Tan famoso no solo lo que se dice, sino que es un hecho que se puede hacer que hasta los extranjeros lo platican y lo viven, haciendo de las leyes, letra muerta porque la mayor parte de ellas no se cumplen, y por una sencilla razón. La falta de seguimiento y recursos hacer cumplir las leyes, es su principal problema siendo que no es la falta de normas.

Son muy pocos los que las cumplen y en donde los recursos públicos se esfuman o se los roban con la mayor y simple facilidad del mundo. Cierto o no, pero ya se nos hizo esa fama, por cierto, muy bien ganada.

Como ejemplo tenemos la tan proclamada y cacareada reforma educativa de la que se pregonó hasta el cansancio que el Estado Mexicano retomaría la rectoría de todos y cada uno de los aspectos que contemplan los programas de la educación básica que comprendería jardines de niños, primarias, secundarias y preparatorias.

Pues resulta de que las cosas no son como las “pintan” nuestros legisladores federales y menos los altos mandos de la Educación y, vaya, ni siquiera lo que afirma el Presidente, Enrique Peña Nieto, pues los maestros, al menos quienes están dentro de la llamada Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, más tardaron en realizar mega-paros o suspensiones de clases y concluir sus pláticas con el Secretario de Gobernación, que en delatar e “informar” de sus logros como resultados de sus movimientos que afectaron y seguirá sucediendo a miles de capitalinos al posesionarse de sectores y áreas céntricas para presionar a las autoridades federales a que accedan y cedan a todo lo que piden.

Por lo pronto, en Oaxaca y un día después del anuncio del arranque del ciclo escolar de los maestros en esa sureña Entidad, los dirigentes de la Coordinadora dieron a conocer que aquellos maestros o “miembros” de ese grupo sindical que participaron en más del 80 por ciento del plantón, marchas y bloqueos callejeros en las calles de la ciudad de México, podrán y tendrán derecho de acceder a becas, préstamos, cambios, ascensos, contrataciones y herencia de plazas.

Esto, la Coordinadora lo califica como un premio a la “participación sindical” y para reforzar lo anunciado, esta misma agrupación hace hincapié en lo tan cuestionado e impugnado por la sociedad mexicana sobre la “herencia de las plazas magisteriales” que en infinidad de casos han ido de abuelos a papás y en esta última generación de papá o mamá que siendo maestra cuando decide jubilarse, le “cede” la plaza a una hija o hijo.

Coahuila no ha estado ajeno a ese mal precedente del malabarismo magisterial al heredar sus miembros por generación y generación e incluyendo la venta de plazas que pese al constante rechazo las Secciones del S.N.T.E., 5, 35 y 38 de que esa “práctica” no existe y desapareció en la Entidad, la verdad es que se siguen registrando y denunciando ante los Ministerios Públicos casos concretos que si bien es cierto, los “gestores” directos son profesores muy cercanos a sus líderes y no aparecen ni son visibles a sus víctimas, el caso es que para obtener una plaza es una realidad y hecho de que tiene que tener metida la mano un mandamás magisterial.

Lo anterior respecto a que siguen al pie de las letras las canonjías a favor de la Coordinadora, lo que confirma que siguen nuestros gobiernos con su clásica demagogia y lo peor, con mentiras y falsedades a sus gobernados.

Para que tanto brinco, si está muy parejo el suelo o como vulgar y coloquialmente decimos los coahuilenses, para que tanto soplado o “pedo” de nuestras autoridades, si todo sigue igual, al menos esto se desprende de información no solamente publicada en los periódicos, sino también escuchado en las noticias en donde no pasa día alguno en donde la situación de los “maestros”, si es que se les puede llamar así, continúan en una lucha sin sentido y contra lo que ya está aprobado por cada una y mayoría de las diferentes partidos políticos referente a la reforma educativa.

La flojera por parte de las autoridades de actuar ante cada uno de las leyes que van rompiendo, no solo aquellas locales, sino infringiendo hasta leyes estatales, y federales en donde todo indica que todo se puede hacer en México, sabiéndolo hacer, aunque sea de manera descarada y montoneros para darle mello a las autoridades de aplicar la ley para después victimizarse los docentes.

Se hace mucho show por parte de las autoridades de que actuarán conforme a la ley, pero al final de día, siempre terminan igual, es decir, en nada, saliendo impune o cargos menores aquellos que han cometido actos ilícitos que están penalizados por un código federal, es decir, para que hacen tanto pedo si las cosas quedan igual. (Premio Estatal de Periodismo 2011 y 2013) http://www.intersip.org

" Comentar Imprimir


COMENTARIOS


columnistas

top-add