×
Guillermo Fárber
Guillermo Fárber
ver +
Guillermo Fárber (25 de septiembre de 1948, D.F.) estudió ciencias y técnicas de la información y una maestría en administración; se ha desempeñado como reportero, redactor, guionista en Televisión Independiente de México, comentarista político en Radio 13, radio Fórmula, Radio ABC, conductor de ¡Cámara con los grillos!, primer programa de periodismo puramente palamentario en la historia de la radio mexicana, editor del portal mexico.com, columnista político en publicaciones como Vértigo, Excélsior, Noroeste de Mazatlán y Culiacán, Sinaloa, Por esto!, de Yucatán, comentarista de televisión en Canal 40, coordinador de Información en el Instituto de Desarrollo de Recursos Humanos del gobierno del Estado de México, y en un sinfín de puestos relacionados con la comunicación y la mercadotecnia. Entre sus publicaciones se encuentran, Elogio d ela locura de un ave desairada, Costa-Amic, 1976; El mexicano diseñado por el enemigo, V Siglos, 1976; A imagen y semejanza (novela política), siglo XXI, 1992; Política de competencia en México: desregulación económica 1989-1993, FCE, 1993; Adiccionario del chacoteo, Sansores y Aljure, 1997; Fobaproa: bomba de tiempo (coordinador y coautor), Times, 1998; La nueva crisis de México (en colaboración), Aguilar, 2002; ¡Déjate de pendejadas!, Excélsior, 2003.

" Comentar Imprimir
26 Octubre 2016 03:00:00
Sarcasmos
¿Sabes cómo se suicidan los tecnócratas? Se trepan a lo más alto de su ego, se dejan caer… y mueren de inanición en el camino.

TAILANDIA

Me dice el paisano que vive en Tailandia y de política sabe un rato largo desde la cuna: “Recién desempacado, nación sumida en luto nacional. Más de 100 mil reunidos frente al Palacio para entonar el himno nacional. Impresionante y emotivo. ¡Cuánta falta hacen los líderes iluminados! Este (rey Bhumibol Adulyadej, que reinó 70 años como Rama IX), merece todos los elogios que vierten los medios y sostienen las lágrimas de un pueblo en luto íntimo. Las especulaciones sobre el futuro inmediato son materia de sobremesa. Mientras, en la vecina Myanmar la crisis entre Budistas y una minoría musulmana está al rojo vivo. No hay forma de reconciliarnos a los humanos. ‘La paz es el espacio entre las guerras’, sentenció el legendario George Patton, el gladiador par excellence. Saludos asiáticos”.

HECHO LA MOCHA

Encuentro esta explicación a una expresión que siempre me había llamado la atención: “Andar hecho la mocha es moverse o desplazarse a toda velocidad, rapidísimo. Este dicho viene de la época en que se iniciaban los ferrocarriles en México. Imagínese usted el tamaño de las primeras locomotoras que llevaban siempre pegado un carrito carbonero porque se movían con el vapor que se generaba con el calor de ese combustible, el cual era paleado por un tipo que dedicaba su vida a eso, a echarle carbón a la máquina en la caldera para que con el agua produjera el vapor necesario para moverse.

Eran aquellas locomotoras que al caminar iban dejando una densa columna de vapor y hacían un ruidazo infernal. El asunto es que para los movimientos de patio no había locomotoras especiales y eran esas mismas moles inmensas las que tenían que desplazarse para disponer el tren, antes de iniciar su viaje. Hasta que un día llegaron unas locomotoras chiquitas (digo, relativamente) con capacidad para movimientos limitados y destinadas específicamente a las operaciones de patio. A los ferrocarrileros les parecieron muy curiosas aquellas mini locomotoras que se desplazaban internamente a una gran velocidad, porque la comparaban con la pesada lentitud de las locomotoras enormes que ellos conocían. Por lo corto de su tamaño pronto empezaron a llamarle ‘mochas’. A partir de entonces cuando alguien se movía con mucha rapidez decían que se parecía a una ‘mocha’. ‘Mira, allá viene aquel hecho la mocha’, era equivalente a decir ‘allá viene aquel moviéndose tan rápido como una de las mochas’”.

DYLAN Y LAS DROGAS

Este caso podría servir como catalizador para voooooolver a poner sobre el tapete la cuestión de legalizar-despenalizar-reglamentar las drogas menos peligrosas (las más peligrosas son el alcohol y el tabaco), como mariguana, cocaína, heroína y demás. Pero no nos hagamos ilusiones: el narcotráfico ilegal es un negocio demasiado grande y rentable como para esperar que sus beneficiarios permitan que se legalice-despenalice-reglamente y así modere su pasmosa rentabilidad. Entre la fuerza de estos malosos y la fuerza de las buenas conciencias que creen que la prohibición jurídica es un asunto moral, las fuerzas de la sensatez no tiene la menor oportunidad. Y si además le sumamos al negocio del narcotráfico el negociazo de la venta de armas (para dizque combatirlo) el balance es imbatible. Este pantano apestoso continuará corroyendo a la sociedad, y la sangre de miles de inocentes seguirá derramándose.

CORRIDA BANCARIA

Este fenómeno está en nuestro destino inmediato. ¿En qué consiste? Aquí 4 minutos de una escena alusiva clásica: https://youtu.be/iPkJH6BT7dM Película “It’s a Wonderful World” de 1946, con dos leyendas a cada lado de la cámara: James Stewart frente a ella, y Frank Capra detrás de ella. La más famosa versión de esa canción es probablemente la de Louis Armstrong: https://youtu.be/oGmRKWJdwBc

" Comentar Imprimir


COMENTARIOS


columnistas

top-add