×
María Elena Morera
María Elena Morera
ver +

" Comentar Imprimir
14 Mayo 2016 04:00:50
¿Cómo ven a nuestra policía?
Recientemente se publicó el Índice Mundial de Policía que ubica a México en el lugar 118 de 127 países, y que ante los ojos del mundo nos coloca en el sótano en comparación con otros países en materia policial.

El estudio da evidencia de que no necesariamente un gran número de policías, Fuerzas Armadas y seguridad privada son garantía de buenos resultados en seguridad interna. Tal como ha ocurrido en México, aun cuando las corporaciones policiales y de seguridad privada han crecido numéricamente, sólo hemos aumentado en cantidad, pero las autoridades siguen debiéndonos la calidad.

Una de las peores crisis que tiene nuestra policía es la social, y en esto coincide el informe que enlista a México entre los cinco países con peor desempeño en materia de legitimidad, debajo de Kenya, con la misma calificación que Nigeria y únicamente por arriba de República del Congo y Pakistán.

El Informe manifiesta que el nivel promedio de corrupción en el mundo ha incrementado en los últimos años, y nos explica que justamente éste es el mejor predictor de pobres resultados en paz interna. En el caso de México, éste es uno de los rubros que recibió la puntuación más baja del Índice ¿Será la corrupción nuestro talón de Aquiles?

Por otra parte, este Informe nos ofrece una gran cantidad de países como referentes para analizar las buenas prácticas que los colocan en los primeros lugares del índice. Por ejemplo: Finlandia con una calificación de .919 es el país mejor calificado en materia de legitimidad; Dinamarca con una puntuación de .948 tiene la mayor capacidad para procesar, etcétera.

En general celebro la publicación de este Índice, porque nos da la oportunidad de compararnos con otros países y darnos cuenta de que en México no se ha logrado el objetivo, y que, a pesar de que se ha invertido en diferentes temas, no se ha mejorado a las policías. Los resultados nos permiten dimensionarnos como país frente al mundo y nos obliga como ciudadanos a levantar la voz y exigir que las autoridades hagan algo al respecto.

No podría decir que los resultados de México me asombran, porque en nuestros recorridos por las instituciones policiales del país, nos hemos dado cuenta de que hay mucha precariedad, que falta mucho por hacer para consolidar un Sistema de Desarrollo Policial. ¡Vamos, ni siquiera está funcionando debidamente la Comisión Especial de Desarrollo Policial que se acordó en el CNSP desde 2014!

Sin embargo, también debo reconocer que en México hemos encontrado prácticas promisorias que podrían contribuir a la mejora de las condiciones de nuestras policías. Por ejemplo: la creación de Fuerza Civil en Nuevo León, con un sistema de carrera con salarios y prestaciones dignas. El esquema de desarrollo policial diseñado por la Policía Estatal de Querétaro que permite el seguimiento pormenorizado de la evolución de los agentes. Los procesos de certificación en CALEA que han emprendido las policías estatales de Baja California y Sonora. La capacitación de policías federales especializados, desde la formación inicial, para desempeñarse en el área de asuntos internos.

En suma, el Informe nos permite conocer cómo nos percibe la comunidad internacional, y redimensionarnos sobre lo que ocurre con nuestra seguridad al interior y porque la policía no le sirve a los ciudadanos. Nos obliga a reflexionar para mejorar.

Nosotros como sociedad civil hemos hecho mucho al respecto –y nos falta bastante por hacer– para mejorar a nuestra policía. Es por ello que a la par de este esfuerzo internacional es importante reconocer el trabajo que ha realizado la sociedad civil en México evaluando a las instituciones policiales, como es el caso de Causa en Común, INSYDE, México Evalúa, CIDAC, entre otras.
30 Abril 2016 04:00:12
Justicia polarizada
Ha pasado más de año y medio desde la desaparición de los estudiantes de la Normal de Ayotzinapa y cada día estamos más polarizados y lejos de comprender como nación lo que sucedió para tomar las medidas que eviten volver a tener un evento tan doloroso.

El último informe del GIEI da muestra de que la PGR no integró debidamente las evidencias, que obtuvo declaraciones bajo tortura y que probablemente orquestó un sinfín de omisiones o errores que deberían ser castigados. En síntesis el informe nos deja una amarga sensación de que lo que nos ha dicho la PGR es una verdad a medias, lo cual es muy grave.

Es claro que la PGR, lejos de cumplir con el mandato constitucional que refiere que el “Ministerio Público deberá garantizar la protección de víctimas, ofendidos, testigos y en general todos los sujetos que intervengan en el proceso” ha actuado en sentido contrario.

En su momento nosotros nos pronunciamos a favor de un segundo peritaje y les damos la bienvenida a los organismos internacionales en éste y otros temas, aunque a muchos les resulte incómodo. Sin embargo, sabemos que no podemos aceptar con fe ciega el informe del GIEI otorgándole toda la credibilidad y sin cuestionamientos. Así como tampoco podemos burlarnos y ser totalmente incrédulos de la PGR por ser gobierno.

El problema ahora es que tenemos un caso que ha sido tan manoseado y con tantos puntos de reflexión que se corre el riesgo de que cada quien crea su verdad. Al día de hoy no puedo decir si creo o no en la cantidad de cuerpos que dicen que fueron quemados, no puedo creer en casi nada de lo que nos han dicho y supongo que al igual que yo, la sociedad está confundida. Porque ni las autoridades, ni los expertos nos dan una razón clara.

Hoy la justicia está polarizada, las percepciones se dividen con verdades a medias por todos lados, lo cual es lamentable, porque la desaparición de los jóvenes es un problema real, no es un asunto de creencias, ni de intereses particulares.

Lo que más nos duele es que la tragedia de Iguala, en lugar de unir a los mexicanos en contra de la delincuencia organizada, nos ha dividido al grado en que lo vimos en Veracruz. Nos dividimos a favor o en contra del Gobierno en turno, en tanto los delincuentes son los únicos que siguen libres.

Por ello es que hacemos un llamado a la reconciliación de las partes, poner las evidencias en su justa dimensión y pensar de otra manera, sin descalificaciones que no llevan a ningún lado. ¡Basta de campañas de descalificación! ¡Basta de usar a los organismos internacionales como instrumentos de polarización!

Es momento de que las autoridades federales asuman los errores que se han evidenciado por el GIEI y que quien merezca una sanción la reciba de inmediato. Es tiempo de que las autoridades, en un genuino ánimo de colaboración, actúen en favor de las víctimas y trabajen para mejorar la confianza, que por ahora está desquebrajada.

Las autoridades también deben voltear la mirada a los más de 26 mil desaparecidos que no forman parte de su agenda y pensar en mecanismos que permitan justicia para cada uno de ellos y sus familiares que los buscan.

Sin duda, en la PGR hay peritos y agentes del Ministerio Público con alto reconocimiento internacional que, sin embargo, necesitan proveerse de equipo de análisis forense de alta tecnología y una mayor capacitación para gozar del justo reconocimiento. No obstante, cuando uno de sus jefes, el subprocurador Tomás Zerón, miente abiertamente al involucrar a miembros de la oficina de la ONU y pasar de la “verdad histórica” a la “vergüenza histórica”, el trabajo de muchos se derrumba de manera inaceptable.

*Presidenta de Causa en Común
24 Enero 2013 05:06:38
¿Tu gobernador te rinde cuentas?
De 10 gobernadores que se comprometieron a rendir cuentas, los gobiernos de Tlaxcala y Veracruz no han enviado ninguna información. El gobernador de Tlaxcala argumenta que él ya cumple con gobernar y que no tiene por qué cumplir el compromiso de transparencia ni de compartir información; el de Veracruz Javier Duarte, simplemente no ha podido organizar su gobierno. Hemos hablado muchas veces con su equipo pero no comprende aún, le daremos tiempo.

¿Cuántas veces hemos escuchado que los políticos hacen campañas llenas de propuestas novedosas y promesas que sólo ingenian con el fin de ganar votos? Periodo tras periodo los mexicanos confirmamos que el cumplir no es común a los gobernantes.

En Ciudadanos por una Causa en Común, A. C. les pedimos su compromiso y le damos seguimiento a lo que firmaron. Cada semestre hacemos un corte de caja y vemos la información que nos comparten, consolidando un mecanismo ciudadano de rendición de cuentas que tanta falta hace en cada ámbito gubernamental. Sin embargo, para que el programa esté completo necesitamos de la participación de los ciudadanos en los Estados.

A la fecha hemos firmado con los gobiernos de Coahuila, Chihuahua, Durango, Estado de México, Hidalgo, Oaxaca, Puebla, Sinaloa, Tlaxcala y Veracruz y estamos en negociaciones con otras entidades federativas.

El mecanismo que diseñamos prevé que los enlaces de cada uno de los estados, reporten semestralmente información sobre indicadores y del marco jurídico en el que se contextualiza cada compromiso. En la siguiente tabla se reporta el avance de la información enviada con corte al 16 de enero de 2012.

Como se observa y puede verificarse en el portal de seguimiento, a la fecha los gobiernos de Tlaxcala y Veracruz no han enviado ninguna información. El gobernador de Tlaxcala Mariano González Zarur argumenta que él ya cumple con gobernar y que no tiene por qué cumplir el compromiso de transparencia ni de compartir información; el de Veracruz Javier Duarte, simplemente no ha podido organizar su gobierno, hemos hablado muchas veces con su equipo pero no comprende aún, le daremos tiempo.

Por otro lado reconocemos a Coahuila, el gobernador Rubén Moreira, uno de los últimos en firmar y ya registra el 100% de la información. Otros como Eruviel Ávila del Estado de México han estado directamente involucrados en el programa y tiene, el 90% de la información en línea. Esto habla de la importancia que algunos gobiernos le dan a los ciudadanos y la ignorancia de otros.

En este sentido conminamos a los gobiernos estatales a que completen la información al 100% para que los ciudadanos podamos evaluar si nuestras autoridades están cumpliendo con sus compromisos. Y lo más importante les toca a los ciudadanos en los estados, que participen para comprobar que la información de su gobierno sea verídica.

Es muy interesante ver la interpretación que cada gobierno hace de los compromisos y la forma como los cumplen, estaremos compartiendo en este espacio comparativos y reflexiones al respecto.

Invitamos a los ciudadanos de cada una de estas entidades y a todos los interesados en la rendición de cuentas de los gobiernos estatales a que consulten la información y se sumen a este esfuerzo de contraloría social que realizamos en Causa en Común.

La información puede ser consultada en:

http://causaencomun.org.mx/ac_gob_com_cu.php

" Comentar Imprimir
columnistas