×
Mike Ritz
Mike Ritz
ver +
Comentarios a [email protected]

" Comentar Imprimir
03 Octubre 2009 03:00:30
El Venado Axis
Nombre científico: Axis axis
 
Otros nombres: Axis deer (inglés) Chital (español) Spotted deer (inglés) Venado axis (español)
 
Los venados axis son en general esbeltos y de patas más largas que el resto de las especies del género. Su pelaje es grueso y más largo en sus flancos, no poseen algún tipo de melena en el cuello o garganta, su coloración varía de acuerdo con la temporada, aunque en general es café grisáceo, un poco rojizo y brillante o café amarillento. Poseen una línea dorsal obscura, mientras que su vientre, parte baja de la cola y en algunos momentos del año líneas de manchas blancas en la parte superior y lateral del cuerpo.

Las astas, presentes sólo en machos, poseen tres puntas y la punta inferior más cercana a la cabeza forma casi un ángulo recto en el resto del asta.

Originalmente se encontraba nativo de la India

Longevidad: En cautiverio hasta 21 años.

Hábitat: el principal tipo de ecosistema ocupado por esta especie son los pastizales de clima templado, incluyendo bosques riparios, su dieta puede incluir ocasionalmente brotes de ramas y hojas, flores y frutos caídos, aunque se alimentan predominantemente de pastos. También se pueden alimentar de hongos y algunas especies de hierbas en la temporada de lluvias.

Los individuos pasan la mayor parte de su vida en un área relativamente pequeña; siendo sus ámbitos hogareños de aproximadamente 500 machos y 180 hembras. Son animales gregarios, usualmente en manadas de 5 a 10 individuos y a veces de hasta 100 a 200 individuos. De estos grupos es variable y la única relación estable es la de madre- cría.

Durante la época de apareamiento, los machos buscan a una hembra en estro y la defienden, sin embargo no defienden un territorio ni evitan la entrada de otros machos a la manada.

En esta especie el apareamiento se puede dar durante todo el año, aunque existen picos estacionales de apareamiento. Si la cría muere, la hembra puede aparearse de nueva cuenta y dar a luz una nueva cría. Las hembras dan a luz usualmente una cría, raramente dos, después de una gestación de 8 a 8 y medio meses.
19 Septiembre 2009 03:00:07
La liebre torda
(continuación)
La liebre torda (lepus callotis) habita principalmente en la costa del Pacífico, desde Sonora hasta Sinaloa, en los montes de mezquite, pastizal y desde la frontera norte, Chihuahua , Durango y se adentra por 1a zona central, llegando su distribución casi hasta el sur y existen cuatro especies de ella: lepus callotis, lepus alleni, lepus gaillardi y lepus flavigularis.

La liebre de cola negra (black tailed jack rabbit) es residente de la península de Baja California, parte norte de Sonora, Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas , llegando por la parte central hasta Puebla y otros estados más al sur de zonas desérticas.

Es del mismo tamaño de la torda, tiene la espalda café, las partes más bajas amarillentas y la panza blanca grisácea; mide alrededor de 45 centímetros de largo y la cola unos 8 centímetros.

Las dos especies prosperan mejor, al contrario de los conejos en las zonas pastoreadas, e invaden las parcelas sembradas de alfalfa y frijol.

La cacería de liebres es un deporte que practican muchos cazadores, tanto de rifle como de escopeta, y es emocionante ver las volteretas que dan en el aire cuando se logra un buen disparo, adelantándole algo por la velocidad que desarrollan en su huida. Su carne es menos delicada que la del conejo, pero más abundante.

Cuando se reproduce en exceso invaden los cultivos agrícolas, por lo que hay que controlar su proliferación en este caso.

Son presa habitual de los coyotes, así que donde hay muchas liebres habrá muchos coyotes y viceversa. Cuando son atrapadas por los coyotes emiten una serie de agudos chillidos, circunstancia que es aprovechada por los cazadores que, con un reclamo que imita los alaridos de una liebre herida, atraen a los cánidos hasta ponerse al tiro; si el cazador está bien oculto, el coyote se acercará a varios metros de éste, buscando una comida fácil.

Cuando va uno por un camino hacia algún rancho, las luces de la camioneta iluminan grupos de cinco o seis liebres que habitan entre los chaparrales, comiendo y correteándose.

La liebre no habita la zonas arboladas y de abundante maleza, así que si quieres lograr una buena caza búscala mejor en zonas semidesérticas. ¡Buena Caza!

Hasta la próxima “Aventuras Con Griz”.
05 Septiembre 2009 02:59:59
Abunda el pecarí o jabalí de collar
El pecarí, o jabalí de collar, lo encontramos en diferentes hábitats en México. Este suido habita lo mismo en zonas tropicales que en terrenos de matorral y en regiones semidesérticas en el norte del país, en los mezquitales, y frecuenta mucho los lugares donde hay manzanilla.

 Es un animal de aproximadamente 15 a 25 kilos con 80 cm a un metro de largo, tiene el pelaje largo y áspero, a manera de cerdas, y su color es café, jaspeado de ocre y negro con una franja amarillenta alrededor de su cuello; el color más oscuro es más frecuente en los machos viejos.

Su cola es insignificante y tiene cerca de ella, en el lomo, como a 20 centímetros de ésta, una glándula en forma de tetilla que segrega un líquido almizclado de color muy fuerte; sus colmillos son verdaderas navajas, pues no son cilíndricos como en los perros; tienen tres aristas, dos de ellas muy afiladas, con las que pueden infligir serias heridas a su adversario.

Como todos los animales huye del hombre, pero lo enfrenta si trae crías o si es muy acosado. Las crías, que regularmente son de una a tres, son de color café rojizo con una banda negra en los costados, abajo del lomo. Su alimentación es muy variada: se compone de frutos como la manzanilla, raíces y tubérculos que desentierra usando su hocico, también de nopales y las tunitas del tasajillo, y si atrapan alguna lagartija o serpiente pequeña también son bienvenidas, así como insectos y gusanos, causando grandes destrozos en las milpas.

 En México los cazan utilizando jaurías entrenadas para tal objeto, o a la busca si se encuentran las huellas frescas de una manada. En el norte, en las zonas de mezquite, se les espera a que crucen las brechas; en otros lugares, principalmente en zona central, lo hacen en “arreadas” sacándolos de las cañadas entre las lomas a los puestos de los cazadores.

 Forman manadas no muy grandes, aunque en una ocasión, cazando en Ciudad Anáhuac, Nuevo León, conté, al cruzar la brecha, entre hembras, machos y cachorros más de 40 animales.

 Múzquiz, Coahuila, yo lo cacé a caballo con perros del rancho de un norteamericano. Lo emocionante es la correteada, pues a los caballos, de muy buena raza y alzada, no los detiene uno saltando nopales y arbustos; en cuanto oyen a los perros acosando y ladrando a los pecaríes con la consiguiente espinada y golpes con las ramas.

 El tiro en sí no ofrece dificultad, pues se hace a 10 a 15 mts. cuidando no herir a los perros que lo acosan. A veces los perros resultan con terribles cortadas.

Su cabeza es muy grande en proporción con el cuerpo y sus patas son cortas y delgadas, su huella es pequeña y redondeada. La carne del pecarí es bastante agradable, siempre y cuando se le corte, antes de cocinarla, la glándula dorsal, junto con un tramo de cuero: yo los he comido en tamales y resultan deliciosos.
29 Agosto 2009 03:00:58
‘Labios blancos’
Del animal que nos ocuparemos en seguida es del jabalí de labios blancos o senso. Es de talla mayor que su primo de collar, así como más agresivo. También posee, como el de collar, una glándula en el dorso de sustancia almizclada cerca de la cola, que es insignificante, de unos 5 centímetros.

Los machos de esta especie son de color negro grisáceo y los jabalíes juveniles son de color más claro. Contrariamente al de collar, el senso sólo habita en zonas selváticas formando manadas, a veces de más de 100 individuos entre machos, hembras y jabatos.

Es un animal muy valiente y agresivo, por lo cual sus principales depredadores, el jaguar y el puma, sólo atacan a algún miembro rezagado.

Su carne es muy estimada, por lo cual son muy cazados, aparte de que constituyen también un valioso trofeo. Miden aproximadamente 1.20 cm y las hembras son más o menos del mismo tamaño que los machos; estos tienen cerdas muy largas en el lomo de hasta 15 cm o más. Habitan en los bosques tropicales de México, desde la parte sur de Veracruz, sobre todo en la región de Los Tuxtlas, y en todo el este, hasta la península de Yucatán. No visitan las zonas abiertas o desmontadas ni espinosas. Los animales jóvenes en estas manadas marchan por delante, seguidos por machos más crecidos, y en la retaguardia van los machos adultos con las hembras y sus crías.

» PARA IDENTIFICARLOS

Esta especie de jabalí hace un ruido como de tambo, por lo que también se le conoce como “tamborcillo”. Caminan muchos kilómetros en su deambular buscando comida, debido al alto número de miembros en las manadas. Las crías son casi autosuficientes desde su nacimiento, andando al parejo de la madre. Se les encuentra en zonas de tupidos matorrales y donde haya encinos, pues gustan mucho comer bellotas, y no frecuentan zonas abiertas o de escasa vegetación y son preferentemente nocturnos.

Cuando las hembras son heridas o apresadas por los perros, chillan escandalosamente, lo contrario de los machos, que en estos casos gruñen, bufan y truenan sus grandes colmillos. En época de celo los grandes machos protagonizan violentos combates ocasionándose serias heridas con sus afilados colmillos.

» SILVESTRES

Por último, tenemos a los cerdos domésticos asilvestrados o “cimarrones”, que se han vuelto completamente monteses y puedan ser híbridos al cruzarse con jabalíes teniendo diversos aspectos; algunos presentan un color claro con grandes manchas negras, como en los cerdos domésticos; pueden ser tan agresivos como un jabalí auténtico y también desarrollan colmillos mayores que los de un cerdo doméstico; sus orejas no son como las del jabalí europeo o sus otros dos primos, sino algo más grandes, parecidas a las del cerdo casero.
22 Agosto 2009 03:00:21
Dos especies de venados
» Venado Gamo  Nombre científico: Dama Dama Otros nombres: Fallow Deer (Inglés) Daina (Catalán) Daim (Francés) Paleto (Español)

Su pelaje de gran belleza es de un color pardo rojizo adornado, con un característico moteado blanco, cuenta además con una lista clara en la parte inferior de cada costado, el escudo anal aparece muy marcado de color blanco contorneado en negro a los lados siendo la cola ancha y larga, mientras que el vientre es también de color blanco.

Durante el invierno el moteado desaparece, con lo que cuenta con dos pelajes: uno en invierno y otro en verano. En invierno la coloración se torna más oscura y las manchas blancas desaparecen. Los caracteres distintivos del gamo son los candiles de las cuernas, que son cilíndricos en la parte inferior y están dotados de dos ramificaciones que se ensanchan en la parte superior de dos palas alargadas y recortadas Estas cuernas se curvan primero hacia arriba y después hacia atrás.

En la antigüedad, el gamo se convirtió en una presa codiciada por los cazadores, sobretodo los pertenecientes a las clases altas. Esto paradójicamente, contribuyó a su conservación e introducción en varios lugares donde antes no estaba presente o se había extinguido durante la última glaciación.

La mayor expansión se produjo durante el Imperio Romano y la Edad Media, periodos en los que la especie fue introducida en Europa central, Islas Británicas, llegando hasta el sur de las penínsulas Escandinava y Finlandia. En época más reciente ha sido introducido también en América del Norte y del Sur y en el continente Australiano.

Originalmente se encontraba en Europa central

Longevidad: En cautiverio hasta 20 años, en libertad unos 16 años en promedio.

Hábitat. En los días soleados permanece escondido en los claros del bosque, cuando huye se comporta como la cabra, en el sentido de que corre a saltos, elevando a la vez las cuatro patas y llevando levantada la cola, puede saltar sin ninguna dificultad, un obstáculo de dos metros y si es necesario nada muy bien.

Se tiende siempre sobre las cuatro patas y nunca de costado, come los mismos alimentos que el ciervo, pero como tiene la costumbre de arrancar la corteza de los árboles, resulta mucho más dañino.

La ronca o celo del gamo, caracterizada por los fuertes ronquidos que emiten los machos tiene lugar en octubre, los machos se desafían y pelean entre ellos por el control de las hembras. La gestación dura unos 230 días, pariendo una o rara vez dos crías, en mayo o junio, durante los primeros días la cría permanece escondida entre la vegetación.

Las huellas que deja marca las dos pezuñas, son de aspecto similar a la del ciervo, aunque más estrechas y puntiagudas, siendo su tamaño el de unos 7-8 cm de largo por 4-5 de ancho en los machos y de 5-5.5 cm de largo por 3-3.5 de ancho en las hembras.

» Venado Sika

Nombre científico: Cervus nippon

Otros nombres: Japanese deer (Inglés ) Sika deer (Inglés) Venado sika (Español)

Estos animales poseen astas grandes cubiertas de piel suave durante el verano, que finalmente se descubren y pierden cada año. Las astas son delgadas y erectas, con 2 a 5 puntas cada una y miden entre 300 y 660 mm.

La coloración del pelaje varía del olivo rojizo al café castaño, con numerosas manchas blancas arregladas en 7 u 8 hileras en la parte superior de los costados, que son más visibles en el verano. La mandíbula, garganta y vientre son color blanco grisáceo, posee un gran manchón blanco de pelos erectos en las ancas. Ambos sexos poseen una melena obscura en el cuello durante el invierno.

Las astas generalmente aparecen hasta el primer o segundo año de vida y poseen menor número de puntas y tamaño, que va aumentando conforme van madurando, son fundamentalmente nocturnos y se alimentan predominantemente de pastos, aunque pueden remonear árboles y arbustos .

No son particularmente sociables y es común encontrar grupos pequeños o animales solitarios. Se aparean entre septiembre y octubre y dan a luz una sola cría después de un periodo de gestación de 30 semanas, el cuidado de las crías puede durar entre 8 y 19 meses.

Originalmente se encontraba en China, Manchuria, Corea y Japón

Longevidad: más de 10 años, tal vez hasta 20 años.

Hábitat. Este venado se encuentra preferentemente en áreas boscosas con vegetación baja densa, sin embargo se puede adaptar bien en zonas inundables y pastizales. Como especie exótica, matorral xerófilo, pastizal bosque de coníferas y bosque tropical. Esta especie no es particularmente sociable y es muy común encontrar animales solitarios o grupos pequeños.

Los machos adultos son solitarios la mayor parte del año, pero se juntan en ocasiones, como cuando se les caen las astas. Durante la temporada de lactancia, las hembras forman grupos pequeños con otras hembras y sus crías más estables; de los machos ocasionalmente se forman grupos de 40 a 50 animales.

En la siguiente edición contare una muy interesante cacería que tuve buscando un venado en el estado de Hidalgo, ¡nos vemos!

Hasta la próxima “Aventuras con Griz”
01 Agosto 2009 03:16:34
Los secretos de la pesca
Les voy a compartir uno de mis mejores secretos de pesca en el mar. Antes de ir tienen que comprar medio kilo de hígado de res, un kilo de liza. Ahora agarra la licuadora, mete lo anterior, échale media taza de agua y un huevo.

Ahora, días antes vas a comprar leche; pero de la que viene en botes de plástico. Llena esos botes con el licuado asqueroso y échalos al congelador.

¡Ya estás listo! Recuerda llevar una hielera cuando vayas de pesca. Además vas a necesitar un cordón y un picahielos.

¡Vámonos! Uno siempre anda buscando los troncos. Hay que trolear en redondo con carnada de liza (otra liza, porque la que compraste se la echaste al licuado) para ver si hay tiburón o vela. A veces caen con eso, así que dale círculos alrededor. Si no hay suerte es momento de echar mano de nuestros botes.

Mide bien el agua y fíjate en los troncos por debajo para ver si hay pescaditos. Saca el bote con el licuado congelado y hazle unos hoyos con el picahielos, amárralo fuertemente a la lancha con el cordón (largo) y déjalo flotar; con el calor y el agua el contenido comenzará a disolverse y el olor se volverá irresistible para los dientudos.

En ese momento los peces comenzarán a comer. ¿Cómo lo sabes? Fíjate en su coloración: seguramente su color cambiará radicalmente, ya que su corazón late más rápido. Eso llamará la atención de los demás. Cuando veas que hay movimiento de peces saca el spinning, una línea de 30 libras y coloca un pedazo de liza para lanzarlo detrás de los pescaditos.

Los animales grandes van a atacar a los pescaditos sin miramientos. Podrás sacar desde dorado, lobinas de mar, madrigal, salema, pez ballesta o ¡tiburones!

Cuando recojas tu línea hazlo con pequeños saltitos, no jalando. Si pica uno, permítele agarrar la carnada por 20 segundos, engánchalo tres veces y ¡a pelear!

La técnica de los botes y el licuado es magnífica y nunca me falla.

¡Suerte y buena pesca! Hasta la próxima
16 Julio 2009 03:24:24
Los muflones
Los muflones son los únicos carneros salvajes de Europa, originarios de las islas de Córcega y Cerdeña. Curiosamente existen más muflones en los lugares en donde han sido reubicados que en sus propias islas de origen.

Viven en pequeños rebaños, dirigidos por una hembra vieja, en zonas montañosas con barrancas y prefieren las zonas secas y abruptas de esas áreas carentes de humedad.

Se le conoce también con el nombre de musmón, mide 70 centímetros hasta la cruz y de 115 a 130 centímeros de largo, pesando de 25 a 50 kilogramos. Su gestación es de 150 a 180 días y paren uno o dos corderos.

Sus macizos cuernos son anillados y curvados hacia abajo, de donde suben en círculos.

Su capa de color marrón rojizo con los hombros muy obscuros, casi negros, y detrás de ellos, en el lomo, tienen una mancha blanca a manera de montura.

Tienen las patas negras en la parte superior e inferior, de color blanco, así como su vientre. Su hocico es blanco y en la parte frontal del cuello tienen una crin muy obscura, sus cuartos traseros, debajo de la corta cola, son blancos.
Son sexualmente maduros a los 18 meses y tienen un promedio de vida de unos 15 años, aunque en cautiverio alcanzan hasta los 19 años.

Han sido introducidos en Alemania, Francia, Suiza, Austria, Hungría Italia, Checoslovaquia y finalmente en España, donde han prosperado muy bien, soltando inicialmente 10 ejemplares en la sierra de Cazorla. Se calcula que en el Continente Europeo existen alrededor de 125 mil ejemplares y, paradójicamente, en Córcega solamente unos 150 borregos.

También se han importado ejemplares a los Estados Unidos, Nueva Zelanda, Hawaii y las islas Kerguelen, por lo que notaremos que es una especie muy adaptable.

Son grandes corredores y saltan alturas extraordinarias; en un parque experimental de Cuenca, España, se vio a un macho librar una valla de 2.25metros de altura.

Normalmente las hembras carecen de cuernos y sólo en raras ocasiones los tienen, aunque muy pequeños. Se alimentan preferentemente de hierbas y ramonean muy poco. Entran en celo por primera vez a los 18 o 20 meses de edad, en los meses de octubre y noviembre, y las hembras tienen crías todos los años.

Hay opiniones encontradas acerca de su especie; algunos autores opinan que es una especie igual a la de los carneros y diferente a otras, como la del sur de Persia o Laristán, o el de la Unión Soviética, muflón asiático u Orientalis, también de Persia, Afganistán, Beluchistán, Paquistán, y Cachemira.

Las patas del muflón son delgadas, en desproporción con su cuerpo, que es bastante grueso. Como todos los carneros y cabras, son grandes trepadores y poseen una vista excelente.

Hasta la próxima
Aventuras con Griz.
03 Junio 2009 03:46:54
Pescar y soltar
Si eres uno de los que sueña con que llegue la temporada de caza y pasas más tiempo pensando en ir de caza que cazando, te tengo la propuesta adecuada para tus ansias de salir al campo y poner en práctica tu instinto cazador.

La cultura de pesca deportiva en nuestro país se ha visto mermada, por desgracia, por la depredación de los ejemplares salvajes de embalses federales, donde la gente local e incluso pescadores antideportivos, son principalmente el mayor peligro para estos animalitos, ya que matan todas o la mayoría de sus capturas.

Por supuesto, con esto no se pretende impedir que al pescador que acude a estos lugares se lleve a casa una o dos de sus capturas, pero si crear conciencia para que nuestros lagos, lagunas y ríos cuenten con una excelente población en cantidad y calidad de organismos en sus aguas, aunque sabemos que la realidad es distinta.

Muchos de nosotros hemos visto con tristeza en nuestra jornada de pesca cómo las truchas y lobinas son depredadas en tallas menores a los 20 e incluso a 10 cm, las cuales ni siquiera han alcanzado las tallas y la edad suficiente para reproducirse y repoblar sus aguas. Y no sólo es cuestión del tamaño de estas especies, sino también la forma en las que son pescadas: por medio de redes, acorralamiento, altarrayas y hasta con materiales explosivos, lo que da como consecuencia que muchos ejemplares mueran indignamente. Por lo anterior, cuando acudimos a estos lugares con la ilusión de obtener alguna captura, nos encontramos con la decepción de que la pesca se ve disminuida e incluso muerta. Quien ya tiene tiempo en este bello deporte sabe que podríamos enumerar decenas de lugares que han desaparecido, muchos de ellos por contaminación, malos manejos, falta de cultura y la depredación, por lo cual, como pescadores debemos asumir nuestra responsabilidad cuidando el entorno y la ecología de los lugares de pesca, y recordando soltar nuestras capturas para que podamos seguir gozando, tanto nosotros como las nuevas generaciones, de las satisfacciones que nos ha dado la pesca.

Para poder liberar adecuadamente nuestras capturas, debemos conocer bien el manejo y cuidado de los ejemplares que pescamos, ya que de ello dependerá que continúen con vida y desde luego la posibilidad de pescarlos de nuevo en un futuro; justamente por eso es que se recomienda utilizar anzuelos que carezcan de contrapunta, para lastimar lo menos posible a nuestras capturas y así tengan mayor probabilidad de sobrevivir.

Es importante tomar en consideración los siguientes puntos:

1. Evitar sustraer nuestras capturas de manera inadecuada. Esto es con redes de materiales que pueden lastimar la piel de los peces, la cual está cubierta por una mucosidad llamada limo que las protege de diversas enfermedades, por lo que es recomendable desanzuelar a los ejemplares directamente en el agua; en caso de que sea necesario tocarlos, siempre mojar nuestras manos antes de tener contacto directo con ellos.

2. No fatigar deliberadamente a nuestras capturas cuando estemos peleando con ellas, ya que de esto dependerá la fuerza con la que cuente el animal para sobrevivir.

3. Procurar no tenerlas mucho tiempo fuera del agua; cuando el anzuelo penetre en el anterior del hocico del pescado, removerlo auxiliándonos de pinzas de cirujano o de punta, o desanzueladores especiales, teniendo el mayor cuidado posible.

4. Cuando el pez se encuentre fatigado, es recomendable tomarlo de la base de su aleta caudal, haciendo movimientos de atrás hacia adelante en varias ocasiones, con el fin de que se oxigene, resulta tardado, pero cuando el propio pez esté listo y con la fuerza necesaria nadará por sí mismo.

Los consejos antes citados ayudarán a que nuestras capturas logren sobrevivir y así, en el futuro, podamos seguir contando muchas experiencias de jornadas de pesca en embalses federales desprotegidos, poniendo de nuestra parte para asegurar las nuevas generaciones tanto de peces, como de pescadores. El acudir a pescar a tan bellos escenarios es indescriptible, lograr pescar y engañar a los peces es sólo vanidad...cuidemos nuestro deporte.

¡ Atrapar y soltar es el futuro de la pesca !
27 Mayo 2009 03:17:57
La caza del coyote
Si eres uno de los que sueña con que llegue la temporada de caza y pasas más tiempo pensando en ir de caza que cazando, te tengo la propuesta adecuada para tus ansias de salir al campo y poner en práctica tu instinto cazador.

Olvídate de rentar rancho, pedir permiso y que te nieguen la entrada, pagar tarifas caras y no encontrar lugar para ir de caza. Ahora te podrás dar el lujo de cobrar o fijar honorarios por controlar depredadores.

Así es...con las lluvias viene la aparición de venadas, jabalíes, conejos, liebres, guajolotes, codornices; junto con la de cánidos y felinos.

Así es el ciclo de la madre naturaleza.

En estas fechas es cuando existe la mayor presión de depredadores para los recién nacidos. Como parte de este balance podemos intervenir para regular su población. Cuando llegas a los ranchos pidiendo permiso para cazar coyotes, zorras, gatos y demás alimañas: ¡eres bienvenido!

Como primera recomendación es indispensable pedir permiso a la propiedad donde ingreses, además de tener precaución con reses, caballos y animales domésticos de la propiedad. Sin embargo olvídate de pagar y preparar tu equipo.

Lo que te contaré a continuación es una breve y práctica guía para cazar depredadores, principalmente coyotes, así te convertirás en el enemigo público número 1, del enemigo público número 1 de la fauna cinegética. Pero con esta técnica también podrás cazar zorras, mapaches, tejones o gatos monteses ¡hay quienes han visto osos y pumas responder al reclamo!

A continuación te detallo los artículos básicos para armarla en grande.

EL CALIBRE

¡Uff! Este es un tema delicado el que podemos entrar en discusiones interminables. Los expertos rankean al .223 como el rey de los varminteros. Hay una variedad inmensa de calibres; puedes tirar con un calibre 17 hasta un 300, lo cierto es que si quieres conservar la zalea, no te recomiendo calibres pesados, mucho menos el uso de balas expansivas.

He visto como un .270 puede prácticamente partir en dos a un zorro. Tampoco te aconsejo el .22 si vas a tirar a más de 100 mts. Como te sugiero, necesitas poder y golpe para evitar dejar animales heridos y perder tu presa, aún con semiautomático; sin embargo, en nuestro país es el que más depredadores cobra.

Puedes usar escopeta, también se vale, es muy efectiva en zonas boscosas, montes cerrados, aguajes o pequeños bordos. Usa munición del 4, con eso es suficiente. Si no te convence usa del 2, pero te aseguro que el full con cartuchos del 4 tiene buen desempeño. Utiliza lo que te convenza, con lo que te sientas seguro para hacer buenos tiros. Un bipie para el rifle, lente de al menos 4 poderes, binoculares y algunos kilos de puntería ayudan.

EL CAMO

Nuestros clientes no son nada selectivos con las marcas o patrones de camo, pero si astutos, muy astutos. Son la lección genética de los más desconfiados y cautelosos, sobre todo un coyote viejo, es de los más matreros y se la saben de todas todas.

Puedes usar desde ropa de segunda del ejército hasta ghillies. Yo utilizo mi ropa de caza normal, lo que más se asemeje al campo en esta temporada, ya que es más verde de lo que es a fin de año, pero una vez puesto en el sitio adecuado me cubro con una cobija horadada de follaje verde “blanket camo blind”; son bastante versátiles y económicas.

La estrategia que usaremos es una combinación para engañar sus afinados sentidos, invitándolo a un festín. Consiste en una carnada y reclamo de un animal herido, con lo cual le dejaremos la mesa puesta.

Los reclamos que podemos usar son variados, existen silbatos, casetes, cd‘s o reclamos electrónicos. Los sonidos más comunes son de conejo, liebre o cervatillo, que imitan al animal herido. El reclamo universal y más versátil es el conejo, aunque yo prefiero la liebre por ser más fuerte y rasposo su chillido.

Invierte de 10 a 15 minutos por ubicación, ya sea soplando el reclamo con la boca. Reclama de una forma simple, nada sofisticado o si lo prefieres pon la grabadora, todo depende del sitio donde estés.

Cuando uso la grabadora, prefiero los casetes, porque son menos delicados y gastan menos batería. Podrías quedarte sin pilas en el momento menos adecuado. Cuando empieces a reclamar (chillar) hazlo suave, a un volumen bajo, podrías tener compañía muy cerca y si pones el volumen al máximo, espantarás el cliente. Empezarás a ver cómo se acercan halcones, aguilillas y cuervos en su afán oportunista ¡esto es buena señal!

Cuando tengas un depredador en un rango cercano, es mejor “besuquear”, ¡noooo!, no es ninguna jotería. Consiste en tronar tus labios como si estuvieras mandando besos. Los depredadores tienen un oído muy desarrollado, y esta técnica funciona bastante bien, además de ponerle una variante al sonido lo que despierta su curiosidad.

Los coyotes no temen entrar a espacios abiertos, pero pueden hacerlo arrastrándose. Los zorros prefieren el sonido de ratones o conejos, más acorde a su tamaño, los gatos son curiosos, sin embargo se quedan al margen de la protección de arbustos y matorrales, son reacios al campo abierto, pero te perdonan si es que fallas, puedes seguirlo reclamando y recuperar el tiro.

Los coyotes grandes son muy cautelosos, en cuanto puedas hacer buen tiro no te esperes. A la menor seña salen despavoridos y no volverán, sus cachorros abandonan la camada, para finales de verano y principios de otoño, son curiosos y despreocupados, así que son blanco más fácil.

Evita subirte y bajar el cierre de la chamarra, también el velcro de tu ropa, no hables, ni hagas ruido en exceso. permanece atento a todo tu entorno, puede venir del sitio que ni te imaginas. Mide bien tus distancias, calma tus nervios al momento del tiro. Una vez avistado va a ser toda una proeza acertar un tiro en plena estampida, recuerda que dicen: un tiro ¡ya pegó!, dos tiros puede ser, tres tiros ¡olvídalo!

La carnada se combina con el reclamo, esta idea la copié cuando vi unas latas con carne podrida como señuelo, las cuales perforas y dejas a medio campo.

Así que con un par de bolsas plástico de buen calibre, pides en la carnicería desperdicio, todo sirve, pero lo mejor son huesos grandes “los que serán más difíciles de llevar por el coyote”, vísceras, barredura, retazo, sin importar el estado en que se encuentren funciona.

Después de haber armado su banquete a la carta, ponle un cintillo o alambre de modo que quede lo más hermética posible, después mete la bolsa dentro de un costal de rafia.

Cuando hayas seleccionado el campo pon tu costal a medio campo, amárralo con un alabre y estaca, hazle unas perforaciones, y deja que el aroma invada el lugar.

La carnada junto con el reclamo es buena combinación. Recuerda que los depredadores son animales nocturnos, tus oportunidades aumentan en la mañana temprano o por la tarde.

Hasta la próxima.

" Comentar Imprimir
columnistas