Saltillo, Coah.- Los ataques por parte de un grupo criminal que pretende instalarse en el estado hacia las fuerzas de seguridad se incrementaron durante la madrugada de este sábado, al presentarse dos situaciones violentas en las regiones Norte y Carbonífera de Coahuila.

Los hechos se suman a las agresiones que han sufrido las fuerzas de seguridad en el estado, perpetradas las últimas tres semanas por diversas células de un grupo criminal cuyo objetivo es operar en Coahuila.

A las 4:00 horas de este sábado, civiles armados atacaron un convoy de Fuerza Coahuila que circulaba sobre la carretera 57 en su tramo Nava-Piedras Negras, a la altura de una empresa cervecera. Personal de la Secretaría de Seguridad Pública no especificó si hubo personas lesionadas en el ataque.

Luego de la agresión, las fuerzas de seguridad implementaron un operativo con el despliegue de tropas del ejército y las policías Federal, Estatal y Municipal para blindar esta zona de Coahuila.

fddf


Intensos operativos tras ola de ataques en Coahuila

Dos situaciones violentas en la Región Norte y en la Región Carbonífera azotaron a la entidad durante la madrugada de ayer, debido a que un grupo criminal pretende instalarse en el estado.

El primero de los ataques fue reportado a las 4:00 horas, cuando empistolados atacaron un convoy de Fuerza Coahuila que circulaba sobre la carretera 57, en su tramo Nava-Piedras Negras.

En otro hecho, cinco ejecutados fueron dejados en un vehículo afuera de las instalaciones de la delegación de la Policía de Investigación Criminal de la Fiscalía General del Estado en San Juan de Sabinas.



Según información de la Fiscalía General del Estado, se están revisando las cámaras de seguridad para identificar a los responsables.

Hasta el momento las autoridades se encuentran investigando la procedencia de los cuerpos y comenzaron con los exámenes forenses para determinar su identidad.

El secretario de Seguridad en el estado, José Luis Pliego Corona, calificó estos ataques como cobardes y explicó que los delincuentes están tratando de desestabilizar la tranquilidad que impera en el estado, pero Coahuila cuenta con un estado de fuerza superior al de ellos.

“Las agresiones han sido cobardes, arteras, nocturnas, y necesitamos aumentar nuestros niveles de seguridad y de alertamiento, nada más porque están tratando de generar desánimo en las fuerzas de seguridad.

“No lo van a lograr, nuestra capacidad institucional es superior a la de cualquiera, somos 8 mil personas, las células no rebasan un estado de fuerza superior a los 10 elementos; 10 personas
confrontan a 8 mil hombres y mujeres decididos a dar la batalla y a defender al estado”.

El secretario explicó que en las confrontaciones, quienes han desafiado a las fuerzas estatales han perdido hombres, armas y vehículos, mientras que han sido pocas las bajas en la corporación que dirige.

dfdfdf

dfdf

dfdf

Dejan cuerpos

Un grupo de civiles con armas de grueso calibre atacaron la Fiscalía General del Estado en Nueva Rosita, no sin antes dejar una camioneta con cinco cuerpos en el exterior de las instalaciones, ubicadas en la colonia Independencia.

Tras los hechos que se registraron cerca de las 4:30 horas, sobre la calle 5 de Febrero, se activó el código rojo para buscar al grupo de civiles armados.

Personal de la Policía del Estado, tras indagar en la camioneta que dejaron abandonada, se percataron de los cinco cuerpos sin vida en el interior de la unidad Isuzu Rodeo. Trascendió en redes sociales que entre las víctimas se encuentra una familia de Sabinas, residente del sector Lázaro Cárdenas.

Durante la balacera, no solo el edifico de la Policía Investigadora se vio afectado, debido a que la maquiladora ubicada en el sector y hasta la Central de Autobuses, presentaban impactos de bala.

Personal de la dependencia abrió una carpeta de investigación al respecto, procedió a la identificación de los cuerpos, así como al levantamiento de evidencias que permitan esclarecer los hechos y castigar a los responsables.

Según vecinos del sector, vivieron entre 10 y 15 minutos de pánico tras escuchar el estruendo de las detonaciones de armas de grueso calibre, hasta que emprendieron la huida.

Cabe mencionar que autoridades de los tres niveles de Gobierno se sumaron para iniciar operativos por toda la región.

Espiral de violencia

El 24 de de diciembre, en Piedras Negras, un grupo de delincuentes abrió fuego contra elementos de Fuerza Coahuila, matando a un agente; durante la persecución murió un reconocido licenciado de esa ciudad.

El 13 de abril elementos de Fuerza Coahuila sostuvieron un enfrentamiento contra hombres armados que se disponían a ingresar al estado a través de la carretera ribereña Piedras Negras-Laredo, en los límites de Hidalgo, Coahuila, con Nuevo León. El enfrentamiento arrojó un oficial lesionado.

El 27 de abril se registró un enfrentamiento en la colonia Loma Linda de Saltillo, entre civiles armados y elementos de la Agencia de Investigación Criminal; nueve criminales fueron abatidos en el enfrentamiento.

El 5 de mayo sujetos armados abrieron fuego contra la delegación de la Policía Municipal de Ramos Arizpe, donde dos policías resultaron heridos. Ese mismo día se presentó un enfrentamiento en el mismo municipio entre narcomenudistas; el reporte fue de dos personas heridas de bala.

El 8 de mayo, dos policías fueron atacados a balazos por civiles armados en San Juan de Sabinas; uno de los uniformados falleció al ser herido en la cabeza.