Ciudad de México.- El Instituto Nacional de Migración (INM) asegura que los extranjeros alojados temporalmente en la estación Siglo 21 tienen una oferta diaria de alimentos en la que puede escoger entre hasta cinco platillos, además de postres y aguas frescas; sin embargo, testimonios afirman que la comida es pésima y por ello, se han amotinado.

La autoridad afirmó, vía transparencia, que de enero a mayo los migrantes desayunaron huevos en salsa verde, hot cakes, atole, chocolate, y fruta de temporada; por las tardes, comieron queso a la plancha con ensalada rusa, verduras al vapor, bebieron agua de temporada y tuvieron flan como postre; cenaron fajitas de carne, jugo de zanahoria, leche y galletitas.

Sin embargo, la realidad fue otra, casi siempre comieron tortillas, frijoles duros, arroz y agua de avena, algunas veces hubo frutas y pollo muy condimentando, según testimonios de un activista y migrantes.

Ese servicio no es gratis, el INM desembolsará este año un total de 146 millones 631 mil 922 pesos como parte de dos contratos que dio a Escore Alimentos, S.A. DE C.V. a fin de que esa empresa provea comida en Siglo 21 y en 27 estados del País, de acuerdo con la base de datos Compranet.

Entre enero y febrero, el Instituto gastó 27 mil 25 millones 862 mil 07 pesos para que dicha empresa diera comida en ocho delegaciones migratorias incluyendo Tapachula, el contrato lo obtuvo por adjudicación directa.

Y, la empresa seguirá sirviendo comida hasta concluir 2019 a -excepción de marzo- debido a que ganó una licitación por un monto de 119 mil 606 millones 40 mil 53 pesos a fin de dar servicio en 28 Estados, entre ellos Chiapas. Escore es propiedad de Martha Alicia Reyes Arvizu y Alejandro Flores Mancera, según el registro Público de la Propiedad de la Ciudad de México.

El cubano Jasan ingresó a Siglo 21 el 7 de abril y asevera que durante los 25 días no vio los ricos menús que detalla el INM. Esa tarde le sirvieron frijoles, tortillas y agua de avena, lo cual le causó dolor de estómago y diarrea. Pidió ver al médico de la estación pero se le negó, quién sabe si porque no había o porque no quisieron dar la atención, así que estuvo a pan y agua a fin de disminuir el dolor.

"Si no comes morirás de hambre", recuerda que le advirtió un centroamericano. Pero, de lo que iba a morir, dice, era de seguir hacinado y mal alimentado luego de 3 meses de andar migrando desde la isla, pasar por Centroamérica y llegar a este país por el río Suchiate con el anhelo que traen todos de pisar Estados Unidos.

El Instituto Nacional de Migración, está reportando gastos ficticios. Dice que en Chiapas, están dando Buffet a los migrantes, cuando solo les dan Frijoles, Arroz y Tortillas.
He ahí, el cómo se hacen las tranzas y cómo los tranzas se hacen millonarios. O sea, Cómo confiar ? pic.twitter.com/vyW1Xz3lNx

— Chikistrakiz (@chikistrakiz) August 18, 2019


"El hacinamiento y la mala comida son las causas por las que en los primeros cinco meses hubo hasta 10 motines, los migrantes que son llevados a Siglo 21 encabezada por Yadira de los Santos sufren el cambio de dieta. Esto viola la Ley de Migración que detalla el derecho a la alimentación,", indica Luis García Villagran del Centro de Dignificación Humana.

La cubana Osley recuerda que en abril, mientras hacía fila para la cena, por el hartazgo se formó un motín aunque no se logró el "portazo", los guardias se enfadaron y suspendieron los frijoles, el arroz, y el agua de avena. Ese mismo menú se dio a la mañana siguiente pero no comió porque afirma que ya tenía mal aspecto. Aplicó la misma estrategia que Jasan, estuvo a agua y pan.

'Box Lunch' para deportados

El 2 de mayo, un aproximado de 100 cubanos fueron deportados del aeropuerto de Tapachula hacia la isla. Desde lejos, el activista Villagrán presenció el traslado, ninguno llevaba 'box lunch' para las tres horas de viaje. Lo mismo vio en las cinco deportaciones a Puerto Principe Haití y Centroamericana.

La autoridad migratoria asegura que sí hay un lunch para esos viajes aunque no detalla cuántos ni cuándo se dieron, enlistó que se trató de jugo de frutas, salchicha, plátano y galletas; cuernito, naranja, sandwiches de huevo y manzana.