Ramos Arispe.- Inspectores de Protección Civil Municipal acudieron ayer a las instalaciones del Colegio de Bachilleres de Coahuila Mario Gómez del Bosque para acordonar el socavón y los boquetes ubicados en el exterior y en el interior del inmueble.

“Hay un socavón dentro de las instalaciones del Cobac ocasionados por los remanentes de ‘Hanna’. Se hizo una valoración del edificio y se observó que no hay daños en su estructura, pero sí un desgaste en un patio ubicado en la parte frontal de las instalaciones y en el patio lateral”.


“Es recomendable que se realicen maniobras de compactación en este terreno para evitar este tipo de situaciones, porque la tierra es blanda. También es necesario que se haga un relleno en el socavón”, dijo el inspector Pedro Mora Vázquez.


Protección Civil de Ramos Arizpe recomendó a las autoridades del plantel que es necesario reparar los deterioros con el fin de evitar daños estructurales a corto o largo plazo. Hay que tener presente que el agua buscó su cauce natural porque aquí hay un arroyo hacia el oriente y se conecta con el arroyo La Encantada.

La presencia de las autoridades municipales en el lugar se dio después de que los habitantes de la calle Cinco del sector Jardines de Analco demandaron la presencia del Ayuntamiento, por los boquetes que se formaron en la calle así como en la banqueta y evitar un accidente.

La directora del plantel, Rosa Elia Morales Silva, dijo que los daños registrados en el exterior del plantel tienen desde marzo y pertenecen al Municipio, por lo que espera que Compara o Servicios Municipales acudan lo más pronto posible y rehabiliten esa zona.

Según, la titular del Cobac cuando informó a sus superiores de los daños existentes acudieron al lugar unos ingenieros y elaboraron un estudio, determinando que era necesario compactar el terreno después de que el Ayuntamiento rehabilitara primero los deterioros en el exterior del plantel.