Ciudad de México.- Russell Wilson viene del octavo partido de su carrera con al menos cuatro pases de touchdown sin intercepción, en la victoria de los Halcones Marinos de Seattle, 38-25 sobre los Halcones de Atlanta. Cam Newton se convirtió el domingo en el primer quarterback con 60 anotaciones terrestres en el triunfo de los Patriotas de Nueva Inglaterra, 21-11 sobre los Delfines de Miami.

Dos brillantes actuaciones que contribuyeron a que la NFL tuviera su jornada inaugural más productiva, en cuestiones ofensivas, en la historia.

En total, se lograron 87 touchdowns y para ello pusieron su granito de arena Cam Newton (dos por tierra y uno por aire) y Russell Wilson (cuatro por aire).

Hoy por la noche en Seattle, los Halcones Marinos (1-0) y los Patriotas (1-0) se enfrentan apenas por segunda ocasión en la temporada regular desde el Super Bowl XLIX en el 2015, mejor recordado por la intercepción de Malcolm Butler en las diagonales a un pase de Russell Wilson a 20 segundos del final, que selló el triunfo de 28-24 de Nueva Inglaterra y su cuarta campeonato, estará Russell buscando la revcancha añosa después.