Saltillo, Coahuila-. La compra de cartulinas, hojas de máquina y demás útiles escolares pasaron a segundo plano, luego de que el regreso a clases se realiza de manera virtual debido a la pandemia generada por el Covid-19, por lo que las papelerías resultaron perjudicadas en sus ventas.

Ernesto Pérez Ramos cuenta con una papelería como negocio familiar, ubicada en la colonia La Valencia, y aseguró que sus ventas han disminuido hasta en 60% en comparación con el año pasado, esto debido a la crisis económica que ha dejado la pandemia, ya que muchos estudiantes iniciaron sus clases a distancia y en línea.

“Nos pegó bastante, de toda la mercancía que yo tengo la gente solo viene por copias e impresiones, las ventas se fueron para abajo y no tenemos apoyo de nadie, pero si nos piden que tengamos gel antibacterial, sanitizante, ayudas visuales o si no nos multan. Nada más el tapete cuesta 400 pesos, pero ahorita la verdad no tenemos”, señaló el comerciante.  

Resaltó que al menos cuatro papelerías de amigos cercanos a él han tenido que cerrar sus puertas definitivamente, pues estos negocios permanecen en la incertidumbre, ya que de las ventas depende su mantenimiento y el de las familias.

Indicó que pese a las bajas ventas han tenido que disminuir también el precio de varios productos, e implementar diversas promociones para incentivar las ventas, sin embargo, la gente no acude como en años anteriores. 

Por tal motivo, exhortó a la autoridad municipal y estatal a apoyar este tipo de negocios.