×
hace 1 mes
[Seguridad]

Arma escándalo ‘Lord Mamitis’

Escudándose en su propia madre, un ebrio al que le vendría el mote de “Lord Mamitis”, armó tremendo escándalo

Imprimir
Arma escándalo ‘Lord Mamitis’
Todavía dentro de la barandilla se negaban a separarse y la señora abogaba en todo momento por su hijo.
Escuchar Nota


Monclova, Coah.- Escudándose en su propia madre, quien lo solapó en todo momento, un ebrio al que le vendría el mote de “Lord Mamitis”, armó tremendo escándalo para no bajar de un automóvil, incluso hasta en el exterior de Seguridad Pública seguía con su tremendo espectáculo.

Todo se generó cuando oficiales de la Policía Preventiva Municipal realizaban un recorrido por la colonia Santa Mónica la madrugada de ayer, al Norte de Monclova.

De pronto en la calle Higueras salió un automóvil Volkswagen sedán de los conocidos como “vochitos” de color verde, mismo que dio vuelta de bandido y banqueteó peligrosamente, siendo interceptado por las autoridades.

Cuando le indicaron que iba a ser detenido de pronto llegó una señora que dijo ser su progenitora, misma que sea amachó y se subió al vochito.

Con todo y su mamá, José Roberto Aguilar de 36 años, de la colonia Santa Mónica, quien dijo ser doctor, fue conducido a la Comandancia Municipal.

Ahí ante propios y extraños se negaba a bajar del vocho, siendo solapado en todo momento por su “jefecita”, quien lo invitaba a no acceder a la petición de las autoridades de abandonar el vehículo.

Estos batallaron por más de una hora pues no querían bajarlo a la fuerza para no provocar una impresión en la señora, quien aseguraba tener conocidos dentro de la corporación e incluso con las altas esferas municipales.

Al final y tras la labor de convencimiento de policías y mujeres oficiales, la señora le aconsejó a su vástago que bajara del vehículo no sin antes pretender que las autoridades le prometieron que no le iban a hacer daño.

Este en el colmo de la mentira, aseguró que tenía 16 años y era menor de edad y por ello tenía que ser acompañado por su mamá.

El individuo presentaba aliento alcohólico y sería certificado por el médico legista, no fue consignado pero el vehículo sí le fue retirado de circulación por su propia seguridad.

Cabe señalar que por momento la señora también adoptó una actitud intransigente y no quería entregar las llaves del vocho, por lo que el juez calificador tuvo que intervenir y explicarle que de no acceder sería detenida por entorpecer labores policiacas.


Imprimir
te puede interesar
{/exp:ce_cache:it}