×
hace 1 mes
[Negocios]

‘Comunidad libanesa, impulsora de Saltillo’

Existen aún unas 400 familias promotoras del desarrollo local, dice Jericó Abramo Masso

Imprimir
‘Comunidad libanesa, impulsora de Saltillo’
Foto: Zócalo | Carlos Villanueva
Escuchar Nota


Saltillo, Coah.- El crecimiento y desarrollo empresarial de Saltillo está muy ligado a la comunidad palestino-libanesa y siria, la cual llegó desde principios del siglo 20 a esta región para establecerse, trabajar, echar raíces y contribuir al impulso de esta ciudad, sabiendo que sería la tierra de sus hijos y de sus nietos.

Entrevistado en el noticiario Despega con Chuchuy, de Tele Saltillo, Jericó Abramo Masso lamenta la tragedia ocurrida el martes en el puerto de Beirut, donde una doble y gigantesca explosión ocasionó más de un centenar de muertos y más de 4 mil heridos, hasta al momento, además de grandes daños a una zona de aproximadamente 10 o 12 kilómetros a la redonda, quedando miles de libaneses sin hogar.

Comenta que esa tragedia tiene impactada a esta comunidad, pues en estos momentos debe haber al menos unos mil 200 descendientes de palestinos-libaneses, de aproximadamente 400 familias, que mucho han contribuido al desarrollo de esta ciudad.

El exalcalde de Saltillo comparte cómo y por qué surgió durante su gestión la iniciativa de construir la Plaza del Emigrante y el Jardín de los Fresnos y los Olivos: “La idea nace a iniciativa de las familias palestino-libanesas cuyos padres y abuelos llegaron aquí a principios y mediados de siglo 20.

“Ellos llegaron aquí, muchos huyendo de la violencia, otros buscando un lugar donde asentar sus negocios, donde generar ingresos, donde buscar fortuna y donde contribuir y fue como llegaron a Saltillo, Torreón, Ciudad Juárez, Tampico, Matamoros y otras ciudades, donde han dejado una huella de trabajo y responsabilidad”, agrega.


Abramo Masso expone que se trata de gente emprendedora, “que inició y desarrolló múltiples negocios de muy diversos giros -ropa, hotelería, restaurantes, construcción-, estamos hablando de familias cuyos apellidos son muy comunes en nuestra población.

Estamos hablando de los Saade, Musa, Talamás, Dewey, Masso, Abugarade, Zablah, Mohamar, Charvel, Iga, Meade, y muchos otros que en este momento se me escapan a la memoria y que en mucho han contribuido al crecimiento y desarrollo de nuestro Saltillo”, apunta.

 

¿Cómo surgió la idea de la plaza?

“El Municipio tenía un terreno disponible, un espacio para área verde, en el fraccionamiento Los Pinos, y fue ahí donde se consensuó construir esta Plaza del Emigrante y el Jardín de los Cedros y los Olivos. Fueron don Ramón Hassaf y doña Rina Kalinenich quienes consiguieron y aportaron el monumento del Emigrante, hay que decirlo, grandes promotores del proyecto.


“Se trata de la segunda plaza más grande con que cuenta dicha comunidad en el país, solo después de la que existe en Ciudad de México, en el Club Palestino-Libanés, y eso lo han reconocido embajadores y cónsules de Líbano que han venido a conocerla”, señala.


El propio Jericó Abramo Masso es descendiente de libaneses, por la familia Masso, y de italianos por la familia Abramo, y dice sentirse muy orgulloso de sus raíces y de los grandes ejemplos de trabajo, honestidad, constancia y perseverancia que han dejado todos esos emigrantes que llegaron a impulsar a nuestra ciudad y a otras regiones de Coahuila.



Imprimir
te puede interesar
{/exp:ce_cache:it}