×
hace 3 semanas
[Saltillo]

Dios me ayudó a dar vida, dice mujer que se estrenó como partera en Saltillo

Emociona a Guadalupe el llanto del bebé en el domicilio donde hace tiempo su mamá perdió la vida

Imprimir
Dios me ayudó a dar vida, dice mujer que se estrenó como partera en Saltillo
Fotos: Zócalo | Esteban Valdés
Escuchar Nota


Saltillo, Coah.- Con la ayuda de Dios y la bendición de su madre, Guadalupe Rueda, vecina de la colonia Federico Berrueto Ramón, ayudó a una joven mujer a dar a luz dentro de un domicilio en donde después de mucho tiempo se escucho el llanto de la vida.

Doña Lupe, como es conocida en el barrio, comentó que fue alrededor de las 12 del mediodía que otra de sus vecinas le alertó de una serie de gritos provenientes de la casa marcada con el número 134, propiedad de su padre, por lo que acudió sin imaginarse lo que iba a encontrar.

“Yo vi a la muchacha muy desesperada, me dijo que le ayudará a quitarse la ropa, estaba acostada en una cama y pues le ayude porque vi que el bebé estaba coronando y tuve que sacárselo porque tenía miedo de que el niño se asfixiara dentro de ella”, relató.



‘Dios me puso en su camino’

Visiblemente emocionada y con los ojos llenos de lágrimas la dependienta de “la tiendita de la esquina” detalló cómo fue que limpió a la criatura y maniobró para poder hacer que expulsara los líquidos que durante el alumbramiento tragó.

“Tuve que meterle los dedos y vomitó todo, y ya le estuve pegando tantito para que llorara y el bebé empezó a llorar, le pedí mucho a Dios, me puse en sus manos para que me ayudara y gracias a él todo salió bien”, dijo.


Al ser cuestionada sobre las emociones que experimentó al momento de estrenarse como partera, Guadalupe, abrió su corazón y contó que fue en ese domicilio donde su madre perdió la vida y jamás imaginó que en ese lugar volviera a brotar la vida.


“La muchacha no es de aquí, ahí vive su mamá, y Dios me puso en su camino por algo y le doy las gracias a la joven por permitirme ayudarla, porque al oír el llanto del bebé imagino que ya en la casa de mi madre hay vida porque yo la veía seca y triste, y ahora la veo alegre porque vimos nacer a ese bebé”.

La madre de tres hijos recomendó a las personas ser más solidarias y ayudar a quien lo necesite, pues consideró que esta es la misión de todos y el que quiere puede, pues en esta situación hasta con ropa de muñecos pudo vestir al bebé que llegó al mundo de una manera inesperada.


Imprimir
te puede interesar
{/exp:ce_cache:it}