×
hace 3 semanas
[Arte]

El Museo del Prado cumple 200 años de historia

Google conmemora el bicentenario de esta que es una de las pinacotecas más importantes del mundo

Imprimir
El Museo del Prado cumple 200 años de historia
Foto: Especial
Madrid.- Con uno de los acervos artísticos más importantes de Europa y de todo el mundo, el Museo del Prado es actualmente un referente para los amantes del arte y las expresiones artísticas a nivel global, además de que alberga una de las colecciones más ricas de pinturas españolas que abarcan del siglo XII al siglo XX, por lo que Google lo celebra con un 'doodle' dedicado a este recinto tan emblemático de Madrid.



Diseñado en 1785 por el arquitecto Juan de Villanueva, el edificio fue reutilizado por el rey Fernando VII y la reina María Isabel de Braganza, para convertir un centro de ciencias naturales en una galería pública y el 19 de noviembre de 1819, abrió sus puertas con el nombre de Museo Real con tan solo 311 pinturas provenientes de la Colección Real y todas de autores españoles.

Así, los inventarios de la Colección Real comenzaron a tomar forma en el siglo XVI bajo los auspicios del emperador Carlos V y fueron sucesivamente enriquecidas por todos los monarcas que le sucedieron, tanto Austrias como Borbones.



La colección del Museo

El Museo Real, que pasaría pronto a denominarse Museo Nacional de Pintura y Escultura y posteriormente Museo Nacional del Prado, cuenta actualmente con más de 14 mil 48 metros cuadrados de exposición que alojan las mil 290 obras exhibidas al público en 121 salas diferentes, entre los que destacan autores como Velázquez, el Greco, Tiziano, Rubens, el Bosco y Goya, este último el que más cuadros firma y cuya colección de pinturas negras es uno de los mayores atractivos de la pinacoteca madrileña.

Sin embargo, las obras expuestas en sus concurridas salas solo representan el 16% de todo su patrimonio artístico. El museo tiene en total 7 mil 988 pinturas catalogadas, de las cuales 6 mil 698 están en depósito, almacenadas o disponibles en exposiciones temporales.

Picasso, director vitalicio

Una de las anécdotas más famosas de este recinto es que el 19 de septiembre de 1936 Manuel Azaña, entonces presidente del Gobierno de la República, nombró a Pablo Picasso como director del Museo del Prado, cargo que el pintor aceptó con mucho agrado.

“Vengo en nombrar Director del Museo del Prado a Don Pablo Ruiz Picasso”, dice el documento firmado por Manuel Azaña y Jesús Hernández Tomás, en ese entonces ministro de Instrucción Pública y Bellas Artes. Pero a pesar de la formalidad del nombramiento, el artista nunca tomó posesión de su cargo.

Pero en plena guerra civil española y haciendo uso de su cargo, Picasso sacó del Museo del Prado obras de Velázquez, Goya y El Greco, para salvaguardarlas de los ataques y que estuvieran seguras durante el conflicto armado.

Y así como nunca llegó a tomar posesión del cargo de director, tampoco fue destituido oficialmente por alguna autoridad del Gobierno español, por lo que Picasso solía bromear sobre este punto diciendo que la cuestión de su cargo en el museo no estaba del todo clara, ya que nunca lo habían relevado de su puesto.

Millones de visitantes

El Museo del Prado se ha convertido a lo largo de estos dos siglos, en una referencia obligada a nivel mundial y esto se ve reflejado en el número de visitantes que cada año acuden a deleitarse con las colecciones expuestas en sus salas, tanto las permanentes como las temporales.

En 2018 se registraron 2 millones 892 mil visitantes, un 2,4 % más que el ejercicio anterior, lo que situó al año pasado como el segundo más elevado. Mientras que el año de mayor asistencia fue 2016, con más de tres millones de personas, gracias al impulso de la exposición temporal sobre el Bosco, que fue la que más visitantes registró en la historia del museo, con 589 mil 692 personas-seis veces el aforo del Camp Nou, el estadio del FC Barcelona-.



El acervo sigue creciendo

Si bien las Colecciones Reales fueron el germen de este maravilloso proyecto, el acervo del Museo del Prado sigue creciendo, ya que durante sus primeros años de vida la compilación artística del Prado -denominado así en 1920-, se enriqueció de envíos de palacios reales y monasterios, aunque con el tiempo ha ido completando su patrimonio, en su mayoría por donaciones, legados y compras.

La primera obra comprada por el museo, entonces Real Museo de Pinturas, fue 'La Trinidad' de José de Ribera, por 20 mil reales. Mientras que una de las obras más caras adquiridas recientemente fue la 'Virgen de la Granada' (2016) de Fra Angélico, que costó 18 millones de euros.

Una moneda conmemorativa

Para conmemorar el bicentenario del Museo del Prado, se ha acuñado la moneda de 30 euros que es una pieza de plata y la primera moneda española cuyo motivo ha sido elegido como resultado de una votación popular en las redes. Más del 80% de los cerca de 7 mil 100 participantes se decantaron por el detalle del cuadro de 'Las Meninas', frente a la otra obra propuesta, el retrato del 'Infante Baltasar Carlos'.

También es la primera vez que se incorpora a una moneda un código QR de seguridad, que, una vez leído, da acceso al ciudadano a información histórica, técnica y artística, tanto en la web de la Real Casa de la Moneda como en la del Museo Nacional del Prado.



Las Meninas no se prestan

Otro dato curioso es que el famoso cuadro de Velázquez 'Las Meninas' es posiblemente una de las piezas más reconocida del Museo del Prado y de más valor, por ello la institución tiene prohibido prestar a cualquier entidad o museo internacional esta obra del siglo XVII. Como regla general, el museo tampoco presta más de siete obras de Velázquez a la vez.

Y finalmente, otra curiosidad es que el museo tiene obras de 4 mil 926 pintores masculinos, pero solo de 32 pintoras y curiosamente, su última exposición es sobre dos de ellas: Lavinia Fontana y Sofonisba Anguissola.


Fuente: El Periódico



Imprimir
te puede interesar
similares