×
hace 2 meses
[Nacional]

Los riesgos que ‘ocultó’ Pemex

Petróleos Mexicanos 'ocultó' riesgos estratégicos de sus proyectos y las preocupaciones sobre corrupción

Imprimir
Los riesgos que ‘ocultó’ Pemex
Foto: Especial
Ciudad de México.- En la versión pública de su Plan de Negocios dado a conocer ayer, Pemex "ocultó" riesgos estratégicos de sus proyectos y las preocupaciones sobre corrupción, robo de hidrocarburos, retraso en obras, fallas de contratistas y escenarios en caso de que las calificadoras internacionales le bajen la calificación crediticia.

Sin embargo, las marcas de seguridad en el documento público eran completamente vulnerables y el contenido de las 60 reservas incluidas en el documento resultaron accesibles.

Por ejemplo, la exposición sobre uno de los principales proyectos de esta administración, la refinería de Dos Bocas, tenía ocultos riesgos señalados como confidenciales por considerarlos como secreto comercial e incluso un mapa de la zona de construcción que fue considerado de seguridad nacional.

"Dicha información plantea posibles oportunidades de negocio que se traduce en una ventaja competitiva frente a sus competidores", refiere la versión pública del documento de 221 páginas.

PEMEX intentó ocultar con marcas de seguridad 12 riesgos de Dos Bocas entre los que se incluyen retrasos en la obra ya sea por la contratación de desarrolladores o por demoras en la contratación de tecnólogos; teme también por deficiencias en la interrelación entre contratistas de la obra o la "colocación de pedidos de compra de equipos críticos fuera de tiempo".

Entre otros proyectos con información reservada se encuentran el Transístmico, Contratos de Servicios Integrales de Exploración y Extracción y la planta coquizadora de Tula.

El capítulo de riesgos estratégicos fue reservado casi en su totalidad donde destaca el temor al incremento en el robo de combustibles o daño a instalaciones estratégicas, para lo que propone acciones coordinadas de vigilancia en ductos y transporte.

El otro riesgo, detallado en uno de los anexos, corresponde al aumento del costo de la deuda ante la disminución de la calificación de Pemex a BB.

Lo que Pemex no quería difundir es que tiene previsiones de que en caso de que el desendeudamiento sea cero, al cierre de la administración la petrolera tendrá un costo adicional de 11 mil 770 millones de pesos por la baja de calificación y si el desendeudamiento es de 70 por ciento, el costo adicional será de 7 mil 950 millones.


Imprimir
te puede interesar
similares