×
hace 3 semanas
[Nacional]

Obsesión por “perrhijos” puede afectar la salud de dueños y mascotas

Según especialistas, humanizar a los perrhijos puede ser dañino

Imprimir
Obsesión por “perrhijos” puede afectar la salud de dueños y mascotas
Ciudad de México.- ¿El amor puede enfermar? Algunos dueños de perrhijos o gathijos llegan a adoptar ciertas actitudes extremas para proteger a sus animales, incluso algunos al tratarlos como humanos bebés, pueden afectar su salud mental y la de sus mascotas; esto de acuerdo con un artículo publicado en la Revista Contenido.

Según especialistas, humanizar a los perrhijos puede ser dañino tanto para la persona como para el animal.

En el caso de los perros, por ejemplo, sacarlos en carriola impide que socialicen y jueguen. Hay quienes incluso no los sacan al parque por temor a que se encuentren con otros perros que los pueden dañar, señala Alberto Tejeda, coordinador del área clínica de Hospital Veterinario de Especialidades en Fauna Silvestre y Etología Clínica de la UNAM.

Otros les ponen “ropa innecesaria que tapa orejas y rabo importantes para su comunicación, mientras que los zapatos, salvo en el caso de perros de trabajo, están fuera de lugar pues dañan su caminar y los aísla, pues los cojinetes plantares les ayudan a tener contacto con muchos estímulos”, agrega el académico.

¿Por qué obsesión por perrhijos afecta la salud de dueños y mascotas?

La etóloga Hall Vigoritto advierte que cuando se humaniza a los perrhijos se puede afectar la salud mental tanto de las mascotas como la del dueño.

En el caso de los animales, estos pueden desarrollar trastornos como:

Depresión
Obesidad
Angustia
Dependencia (que se demuestra cuando destrozan las cosas, se orinan por todos lados, tienen conductas agresivas)
Para la especialista, el origen de la humanización radica en la familia o dueño y no en la mascota.

Los tratamos como bebés porque tenemos necesidad de no estar solos, sentirnos queridos, necesitados, aceptados incondicionalmente y los animalitos, sobre todo los perros y los gatos, nos otorgan este amor incondicional”.

Y agrega que, en ocasiones las mascotas son los que actúan la problemática y síntoma de la familia o dueño: agresión, codependencia, depresión.

Las mascotas se inmolan para que la familia se sienta bien”.

En ese sentido, los dueños pueden perder parte de su independencia al estar todo el tiempo pendientes de su mascota y llevarlos a comportamientos obsesivos o aislarse de amigos y familiares. Además, este amor podría afectar no sólo la salud mental del animal, también la cartera de los dueños.

¿Que está llevando a las personas a este gusto por los animales de compañía?

La Revista Contenido entrevistó a especialistas y dueños de perrhijos, y éstas fueron las razones que expusieron hacia dicha tendencia:

Para Alberto Tejeda la urbanización, la violencia de la ciudad, inclusive los problemas familiares han incrementado el estrés en las personas, sobre todo en las grandes ciudades, y los animales de compañía son un remanso de paz.

Otra razón obedece a los nuevos estilos de vida donde tener hijos resulta incosteable, no se desea o incluso se considera poco sustentable para el planeta.

Para qué traer a un hijo a sufrir a este mundo que además ya no aguanta más seres humanos”. Naomi Kaizawa, dueña de Kali, una perra bóxer de dos años de edad.

El amor por las mascotas

Actualmente 60% de los hogares mexicanos cuenta con un animal de compañía y casi 70% de las familias los considera un miembro más y como tal lo trata, así lo afirma el estudio de Mascotas y bienestar realizado por el Centro de Opinión Púbica de la Universidad del Valle de México (UVM).

El estudio también señala que el vínculo con éstos es tan intenso que 57% los considera muy cercanos emocionalmente, 29% platica con ellos y 26% siempre recurre a sus animalitos por consuelo cuando está triste. Además, 41% los carga muy frecuentemente y 57% se siente muy alegre cuando llega a su casa y se encuentra con ellos.

De toda esta variedad de mascotas, de acuerdo con el estudio de la UVM, los perrhijos son los favoritos (80%), seguido por los gathijos (11%), reptiles y pájaros (2%) y el resto son variedades más exóticas como hurones, hámsteres, peces, cerditos e incluso insectos.

Con información de UnoTV


Imprimir
te puede interesar
[Deportes]
hace cerca de 23 horas
[Espectáculos]
hace 23 horas
[Seguridad]
hace cerca de 23 horas
[Acuña]
hace cerca de 23 horas
[Deportes]
hace cerca de 23 horas
similares