×
hace 1 mes
[Internacional]

Pastor evangélico agrede a su esposa sin saber que estaba en vivo y continua como si nada

Causó indignación y rechazo de las usuarias y usuarios de internet

Imprimir
Pastor evangélico agrede a su esposa sin saber que estaba en vivo y continua como si nada
Foto: Especial
Escuchar Nota


Brasil.- Una mujer fue víctima de la agresión por parte de su esposo, un pastor evangélico que se preparaba para la transmisión en vivo de un mensaje a sus seguidores. El acto de violencia fue captado y causó indignación y rechazo de las usuarias y usuarios de internet quienes captaron el segundos antes de que el hombre iniciara su mensaje.

El sujeto, identificado como Edson Araujo, es líder religioso de la iglesia Dios es Amor, en Sao Paulo, quien no se habría dado cuenta que su señal ya estaba en directo previo a realizar su mensaje.

Según informa Milenio, el hombre le dio una bofetada a la mujer y pasó a insultarla verbalmente: “¡Qué mierda, mierda! Haz las cosas bien, idiota. ¡Haz el negocio bien!”. Luego de humillarla, el pastor evangélico inició su mensaje con una aparente calma diciendo: "acepten la paz del señor".



La situación generó una indignación generalizada en el país, donde muchos usuarios han criticado al pastor, su iglesia, seguidores e incluso han recalcado la importancia de denunciar las agresiones contra las mujeres.

Horas después, y tras la viralización del video, el hombre nuevamente salió en vivo junto la esposa y víctima de la agresión, Deborah, para increíblemente salir a justificar la cobarde actitud.

“Ayer estábamos cerca del horario de servicio y no teníamos la posición correcta del equipo, así que me levanté y fui a intentar arreglarlo, y luego terminé tirando otro celular que transmite himnos. Entonces, yo estaba ahí, de manera imprudente, de manera incorrecta que no podía actuar de esa manera, dirigí una palabra. Nunca tuvimos ningún tipo de problema, así que por un momento le dirigí una palabra imprudente a mi esposa ”.
El hombre borró el video de la agresión. Por el momento no hay certeza de si continuará o no en la iglesia que representa.

“Quiero aquí, de antemano, ante todo a Dios, quiero pedir mi perdón público y el perdón de mi esposa Deborah, por mi actitud, error y fracaso".


En su nuevo mensaje, el pastor evangélico se presentó sentado junto a la mujer, quien no habló en ningún momento.


Imprimir
te puede interesar
{/exp:ce_cache:it}