Saltillo|Monclova|Piedras Negras|Acuña|Carbonífera|Monterrey|Ciudad De MéxicoEdición Impresa
Afectaría a familias Ley de Hidrocarburos Pide Iniciativa Privada propuestas claras a candidatos Acuerdan colaboración industriales y contadores Registran en la Antad alza de 6.5% en ventas Sugieren generalizar cobro de IVA

Zócalo

|

Elite

< Elite

Elite

¡No las ignores! Señales para beber más agua

Por Grupo Zócalo

Hace 2 semanas

[pvcp_1]

El agua es considerada el líquido vital por excelencia, esto se debe a que facilita el funcionamiento del organismo, por lo que consumirla en la cantidad adecuada es fundamental para conseguir el bienestar.

 

La ciencia ha comprobado que al menos el 60% del cuerpo humano se compone de agua, las principales funciones de esta son regular la temperatura corporal, transportar los nutrientes y eliminar sustancias que no sirven.

 

Por lo anterior los especialistas recomiendan beber por lo menos dos litros de agua al día, pero eso sí, no hay que confundir esto con la ingesta de otros líquidos, pues los componentes de otras opciones como el café, los refrescos y las bebidas alcohólicas, causan un efecto diurético, lo que hace que el organismo se deshidrate.

 

Muchas enfermedades se aparecen por la ausencia de agua en el organismo, pero el cuerpo es muy sabio y tiene varias maneras de alertarte sobre esto.

 

La principal recomendación es que bebas la cantidad de agua con la que te sientas satisfecho ante la aparición de la sed, pues esta es la principal señal de que no cuentas con el nivel de hidratación necesario.

 

Sin embargo, también pueden aparecer otras señales en tu cuerpo que te indican que debes beber el vital líquido o aumentar la cantidad diaria, a continuación te explicamos cuáles son estas para que no las pases por alto.

Labios y piel seca: Si a menudo tu boca está seca quizás debas aumentar la cantidad de agua que bebes al día, este factor también se relaciona directamente con la resequedad en la piel, uno de los síntomas más específicos que se asocian con una hidratación incorrecta.

 

Mal humor: Algunas investigaciones realizadas en universidades de Estados Unidos describen la relación directa que existe entre una leve deshidratación y los niveles bajos de energía, humor y claridad para pensar, por eso cuando no consumes la suficiente cantidad de agua que tu organismo necesita, estás en riesgo de experimentar un estado anímico irritable y mal humor, además de dolores de cabeza y dificultad para concentrarte.

 

Dolor en articulaciones: Si percibes molestias en estas partes del cuerpo, debes saber que también esto se debe a una mala hidratación, pues las articulaciones y los discos cartilaginosos se componen en un 80% de agua, por lo que se necesita consumir el vital el líquido para que estos permanezcan en un estado óptimo y así los huesos no rocen.

 

Prevalecen los antojos: Es muy común que la gente confunda la necesidad de hidratarse con la de saciar el apetito y aunque muchos alimentos de origen vegetal poseen importantes cantidades de agua, la mayoría de las veces esto sucede cuando la personas optan por botanas o postres. Por eso, la próxima vez que sientas ganas de comer algo, intenta tomar un vaso de agua, si la sensación de vacío no desaparece, entonces sí es hambre.

 

Disminución de la masa muscular: Algo no anda bien en tu cuerpo cuando observas que la masa de tus músculos disminuye, debes saber que esta parte del organismo se compone principalmente de agua, por eso resulta fundamental que la bebas antes, durante y después de realizar tus entrenamientos o cualquier otra actividad de exigencia física. También toma en cuenta que la falta de hidratación hace que la presión arterial se reduzca, esto obliga al corazón a esforzarse más, por lo que te cuesta mucho trabajo ejercitarte.

 

Mareos frecuentes: Puede que no hayas bebido la cantidad apropiada de agua cuando al levantarte o moverte muy rápido sientes que se te nubla la vista o que el piso se mueve; el mareo es otro signo de deshidratación.

 

Cansancio prolongado: La reacción del organismo ante las primeras señales de deshidratación es tomar el agua que hay en la sangre, esto provocará la falta de oxígeno en algunos órganos y generará somnolencia y cansancio en ti.

 

Envejecimiento prematuro: Conforme pasan los años la cantidad de agua que puede retener el organismo se reduce, por eso es muy importante aumentar su consumo con el paso del tiempo. De nueva cuenta la piel da señales de alerta, ya que la aparición de arrugas y signos muy pronunciados de envejecimiento están asociados con la deshidratación.

 

No olvides que la falta de agua imposibilita al propio organismo de limpiarse a sí mismo, lo que ocasiona que el exceso de grasa se acumule y se pierdan algunas funciones depurativas como la

Notas Relacionadas

Más sobre esta sección Más en Elite