0 1 2 3
×
4
Mónica Ceballos
Mónica Ceballos
ver +
Mónica Ceballos Angulo (6 de marzo de 1973, Guamúchil, Sinaloa) Licenciada en Ciencias de la Comunicación, con Maestría en Administración y diplomada en Periodismo por el ITESM Campus Monterrey. Se ha desempeñado en las áreas de Relaciones Públicas, Comunicación Organizacional y Periodismo especializado. Su mayor pasión es la defensa y difusión de los valores familiares y femeninos en aras de lograr que cada miembro en la sociedad sea reconocido por su esfuerzo y dedicación.

" Comentar Imprimir
09 Enero 2012 03:59:59
¿Cuántas veces debió decir que no?
Escuchar Nota
Si ya se puso a hacer cuentas sobre lo que ha gastado en estas vacaciones, podrá ver que la mayoría de su presupuesto se fue comprando productos para niños, si los tiene. ¿Cuántas cosas se compró para su uso personal? Quizás menos de los que hubiera querido, y es que los hijos se han convertido en los que realmente toman la decisión final sobre varios de los productos que se consumen en casa.

Según datos del INEGI, en 2010 el volumen de la población infantil se incrementó a 32.6 millones, lo que representa 29.1% de la población total. Todos ellos se han convertido en un mercado no sólo potencial si se vuelve consumista, sino real y actual, ya que lo ven todo y lo quieren todo; aunque no cuenten con dinero propio sus preferencias influyen en las decisiones de compra de los padres hasta en 40% si se trata de juguetes, por ejemplo. Pero no sólo en este rubro, en el de artículos más duraderos como ropa o enseres domésticos su decisión puede representar hasta 17 por ciento. Habría que considerar además que 84% de los padres con niños en casa hace sus compras acompañado precisamente por ellos.

El principal problema es que hay muchos padres que no saben decir “no” cuando los niños exigen que se les compre algo. Esto, para empezar, genera baja tolerancia a la frustración. Los expertos recomiendan la imposición de límites a través de la reflexión y la comunicación con ellos.

¡FÍJESE BIEN!

Los siguientes consejos para decir que no a los niños son proporcionados por el diario “El Economista”:

Si su hijo quiere algo que vio en una tienda y usted considera que no es de primera necesidad, postergue la compra un par de días. Si pasado ese tiempo el niño todavía lo quiere, entonces es momento de negociar con él.

No le tema al enojo de los hijos. El berrinche pasará y a cambio el niño aprenderá a controlar sus emociones, y usted cuidará las finanzas familiares.

Pregunte a su hijo si hay otros artículos que también le gusten y para qué los quiere. Así aprenderá a priorizar y a obtener una cosa a cambio de otra.

Puede crear una dinámica de ahorro con objetivo. Propóngale destinar una parte de su mesada por un tiempo determinado y al final del periodo usted puede ayudarle a pagar el resto.

Si su hijo se encuentra ahorrando para comprar un juguete, evite darle dinero extra por realizar las labores del hogar, ya que podría generar que el niño le cobre por realizar actividades que le corresponden.
Imprimir
COMENTARIOS


2

  • 3
4
6 7
8 9 0 1 2 3 4 5 20 21 22