×
Germán Martínez Cázares
Germán Martínez Cázares
ver +

" Comentar Imprimir
24 Marzo 2009 04:03:21
Definición
Todos supimos de la inclusión del narcotraficante mexicano Joaquín El Chapo Guzmán en la lista de los millonarios del planeta que elabora la revista estadounidense Forbes.

En mil millones de dólares, al menos, calculó Forbes —sin que nadie conozca la base de esa estimación ni el grado de rigor con que fue hecha— la fortuna del famoso y, según esto, acaudalado Chapo Guzmán.

En México, las reacciones a la publicación de Forbes opacaron la difusión de un reportaje extenso y documentado de la revista londinense The Economist que por esos mismos días abordó el fenómeno mundial del narcotráfico y particularmente su situación en nuestro territorio. La revista inglesa (la cual goza de un indiscutible prestigio periodístico) destacó el compromiso personal y político que ha mostrado el presidente Calderón desde el inicio de su mandato en relación al tema, y subrayó que es el primer presidente mexicano en afrontar el problema de esa manera.

El escándalo provocado por la lista de Forbes eclipsó los datos aportados por el reportaje de The Economist. La histórica lucha que encabeza el presidente Calderón pasó a un segundo término en la cobertura sobre el tema, frente a las sumas y restas de Forbes.

El Presidente de la República, desde el primer día de su gestión, puso la seguridad como la más alta prioridad de su gobierno. Desde las primeras horas como mandatario estableció con claridad el rumbo hacia donde íbamos, cómo habríamos de encarar ese grave problema y los resultados que estábamos buscando, los cuales se han venido logrando parcialmente.

No están en duda la voluntad y el empeño del Presidente para vencer a los narcotraficantes. ¿Puede alguien, con fundamento, negar los logros de este gobierno federal panista en materia de decomisos y arrestos de narcotraficantes, justo a unos días de la captura de Vicente Zambada, hijo del famoso Mayo Zambada, y de la aprehensión de Sigifredo Nájera, acusado de asesinar a militares y de haber planeado atentados a los edificios del consulado de Estados Unidos y de Televisa, en Monterrey, Nuevo León?

Los resultados alcanzados a la fecha desmienten a analistas trasnochados que afirman que el crimen es superior a la fuerza legítima del Estado. Después de esas capturas, ¿podrá alguien sensatamente pedir al Presidente “fajarse los pantalones” para tomar decisiones?

Aunque le duela al PRI reconocerlo, ningún presidente surgido de sus filas durante las siete décadas que gobernaron al país enfrentó con la intensidad, determinación y valentía con que lo hace el presidente Felipe Calderón la lucha por garantizar la tranquilidad de las calles y la salud de los jóvenes mexicanos.

El esfuerzo del Presidente requiere del respaldo de los mexicanos. No sirven los regateos, titubeos y menos las bravuconadas. Dicho de otro modo, el desempeño del Presidente de la República debe ser acompañado del rechazo de todos los actores políticos y sociales a los criminales.

¿Qué detiene al PRI para aprobar la ley de extinción de dominio, cuyo fin es despojar a los delincuentes de los bienes obtenidos de forma ilícita? Es falaz aludir a que se trata de un asunto electoral. Es una exigencia también de líderes y organizaciones sociales que no pertenecen a ningún partido y que son ajenas a la coyuntura electoral, como el señor Alejandro Martí y la asociación México Unido contra la Delincuencia, entre otros actores civiles.

El país espera la definición del PRI en este tema de primera importancia para todos. Su indefinición —y no nuestra exigencia— suena ya a disco rayado. Se acaba el tiempo para sacar adelante esta reforma en este periodo de sesiones y los priístas, con evasivas, descalificaciones y retórica del pasado, lo están perdiendo.

Veremos las modificaciones que proponen a las iniciativas y, con ello, de qué tamaño es su compromiso contra la delincuencia.

***

La construcción de la nueva refinería de Pemex es uno de los más grandes proyectos del sexenio del presidente Felipe Calderón. Se trata de un proyecto con una gran inversión. Conviene desarrollarlo con transparencia para que sepamos todos las razones para que tan significativa inversión (más de 5 mil millones de dólares) vaya a tal o cual lugar del país. Por supuesto, ante una invitación así, a conducirse con transparencia, el PRI no quiere participar… Nada nuevo.

Presidente nacional del PAN
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5