×
Querida Ángela
Querida Ángela
ver +
La vida cotidiana nos presenta día a día infinidad de situaciones y en algunos casos necesitamos del consejo experto. Querida Angela es una columna que busca responder a todas sus preguntas. Escribe a: [email protected]

" Comentar Imprimir
16 Mayo 2009 03:00:00
Desesperada por esposo golpeador
QUERIDA ÁNGELA: Me casé hace dos años con un chico del cual estaba enamorada. Él siempre mostró un carácter fuerte y varias veces se volvía agresivo en el noviazgo.

Hemos tenido muchos problemas y me imagino que unos han sido normales de recién casados, pero no el maltrato físico y emocional.

Siempre que me golpea (que no es en exceso) dice que se va ir de la casa y hasta ha hecho las maletas, pero al fin no se va.

El mayor problema que tiene conmigo es que no soy una mujer fogosa que quiere estar encima del hombre teniendo relaciones. Además, tengo una enfermedad y esto hace la relación dolorosa, pero después de varios meses yo siento que he mejorado en esa área, pero para él no es suficiente.

Nunca he comentado nada porque no tengo a nadie de confianza y sobre todo porque los demás tienen una imagen de nosotros como de matrimonio perfecto.

Si le cuento a mis padres, estoy segura de que me van a decir que lo deje. Ellos saben que hemos tenido problemas, pero no saben que me ha golpeado.

La otra noche él quería tener relaciones, pero yo no me sentía bien (por mi enfermedad), total que se enojó y me dijo que no era una mujer para él, que porque él ya había tenido una mujer de verdad antes.

Yo le reclamé que me echara en cara eso y le dije que si estaba obsesionado con el sexo que no puede entender cuando no estoy bien y me dijo “Cállate, o no respondo”, entonces yo le pregunté qué iba a hacer y en una de esas me tiró y me golpeó.

Esta vez fue más fuerte y casi me rompe el brazo, me quería quitar el anillo de matrimonio, pero se detuvo y dijo que se iba a ir de la casa, aunque al final no se fue. Me duele más que se quiera ir, porque me da a entender que no me ama y que le es fácil dejar todo tirado.

A lo mejor parecerá ilógico que yo lo haya perdonado varias veces, pero aún tengo la esperanza de que todo se solucione, aunque creo que es una pelea contra alguien que no me ama.

Después de todo esto le escribí una carta y le decía todo lo que sentía y el poco valor que me daba y que si realmente quería irse, yo no lo iba a detener.

Él me pidió perdón y dijo que pensaba que ya había superado su agresividad y que se sentía infeliz de ver cómo me destruía, por eso se quería ir, para no lastimarme más, no porque ya no me amara.

Dice que quiere que todo vuelva a la normalidad y que yo me sienta bien de la noche a la mañana, pero no es así, no me siento bien.

Para muchas personas sería fácil decir que lo deje y me separe porque no están en mi situación, pero a la misma vez no quiero que eso vuelva a suceder, porque voy a perder el poco valor que me queda.

ANABEL

QUERIDA ANABEL:
Muchas mujeres que se casan con esposos abusadores se dicen a sí mismas: “¿Cómo es que no lo vi antes? ¿Por qué no me di cuenta?”.

Tú desde que eran novios advertiste las conductas agresivas de tu esposo y aún así te casaste, quizá con la esperanza de que con el tiempo se ablandara, ahora viste que no fue así, y lamento decirte que es casi imposible que eso pueda suceder.

La recomendación que siempre hago en este tipo de casos es: huye, busca ayuda. Bien dices que tus padres van a recomendarte que te separes de él, y ¿sabes por qué? Porque eso es lo más sensato.

Si continúan en las condiciones en que están ahorita, va a llegar un momento en que los golpes te manden incluso al hospital. La agresividad no es algo que se “cure” de la noche a la mañana. En el mejor de los casos, se consigue controlar con diferentes tratamientos, pero tu estado emocional no es el adecuado para seguir soportando esta situación.

Busca refugio con amigos o parientes, debes vivir en un lugar donde te sientas segura y tranquila, pues los problemas en tu matrimonio no se van a solucionar hasta que él muestre un verdadero cambio y, como te digo, no siempre es fácil.

Todo lo que puedes ofrecerle a él es tu apoyo, pero ya no como su esposa, es decir, no es recomendable que sigan viviendo juntos, a menos que quieras salir más lastimada.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5