0 1 2 3
×
4
Mónica Ceballos
Mónica Ceballos
ver +
Mónica Ceballos Angulo (6 de marzo de 1973, Guamúchil, Sinaloa) Licenciada en Ciencias de la Comunicación, con Maestría en Administración y diplomada en Periodismo por el ITESM Campus Monterrey. Se ha desempeñado en las áreas de Relaciones Públicas, Comunicación Organizacional y Periodismo especializado. Su mayor pasión es la defensa y difusión de los valores familiares y femeninos en aras de lograr que cada miembro en la sociedad sea reconocido por su esfuerzo y dedicación.

" Comentar Imprimir
30 Mayo 2011 03:00:53
Diabetes: lo nuevo no siempre es lo mejor
Escuchar Nota
Este tema me parece que es de los más delicados y de los más importantes que se pueden tratar en este momento. No es que yo sea una experta en la materia, pero me llamó la atención un reportaje del periódico The New York Times en el que se hacía un análisis de lo que gasta un paciente de Estados Unidos en tratar su diabetes.

Es muy difícil que en México se lleven estadísticas tan puntuales como las del país vecino, pero grosso modo, ¿tiene idea de cuánto gasta un paciente aquí para tratar esta enfermedad?

Según las autoridades, el promedio es de 8 mil pesos por persona al año. De hecho, México es el país que más gasta en este rubro en Latinoamérica.

¿Y sabe qué es lo peor? Que la diabetes es 100% prevenible, sólo es cuestión de hacerse un chequeo periódico, seguir la dieta sugerida por el médico y hacer ejercicio, con ello estaría evitándose un largo y costosísimo tratamiento. Pero el problema es que la gente no quiere mantenerse saludable.

Los médicos de aquí de Saltillo, sin irnos tan lejos, aseguran que sus pacientes hacen trampas: sólo se cuidan los días previos a la visita al médico para su control mensual y sólo se toman sus medicamentos cuando se sienten mal. ¿Cuándo se terminará con el problema si seguimos así?

Estas mentiras que se le dicen al médico salen a relucir cuando la Federación Mexicana de Diabetes da cuenta de que 49% de los diabéticos controlados tiene alguna complicación de su enfermedad, es decir, un padecimiento agregado, todo por no cuidarse, y esto provoca que 65% de ellos tengan gastos extras debido a su enfermedad, los cuales no pueden contabilizarse adecuadamente porque varían mucho.

El reportaje que le mencioné partió de una investigación que se realizó en la que la conclusión fue los medicamentos tradicionales, que se recetan a los pacientes desde hace décadas, resultan ser más efectivos que los de nuevas marcas.

Esto también pone en tela de juicio la inversión que se hace para descubrir otros tratamientos, si se supone que deben funcionar mejor y esto no es así en la vida real.

¡FÍJESE BIEN!

» Todos estos gastos podrían evitarse si estuviera bien arraigada la cultura de la prevención en México: olvídese de gastos excesivos, sólo tiene que hacer ejercicio 30 minutos al día, mejorar su dieta diaria y evitar fumar.

» Consulte con su médico cuáles de los medicamentos que debe usar para controlar su enfermedad puede encontrarlos en la línea de genéricos para ahorrarse más de la mitad de lo que gasta si adquiere las nuevas marcas.

» Contemple en su control básico acudir a clínicas del sector salud, las revisiones no tienen costo y aunque debe invertir tiempo, se ahorra lo de las consultas.

» Evite a toda costa consumir productos milagrosos que quizás lo pongan más en riesgo, consulte con su médico antes de hacerlo. Pero no olvide que generalmente no todo lo que brilla es oro.

» Se considera que sólo el 25% de los diabéticos lleva el tratamiento que realmente necesita, y el alto costo tiene mucho que ver en ello.
Imprimir
COMENTARIOS


2

  • 3
4
6 7
8 9 0 1 2 3 4 5 20 21 22