×
El Marques
El Marques
ver +
Columnista Político Puedes escribirle a: [email protected] También manda tus comentarios a: twitter @_palaciorosa

" Comentar Imprimir
11 Abril 2020 04:10:00
¡Echaron el bofe!
Escuchar Nota
Como lo anticipamos en Palacio Rosa, hubo reunión de gobernadores del noreste en Monterrey y, de entrada, Jaime Rodríguez Calderón, de Nuevo León y Francisco Javier García Cabeza de Vaca, de Tamaulipas, definieron adoptar dos programas vigentes en Coahuila desde hace una semana: el decreto sobre el manejo adecuado de cadáveres y la obligación para usar cubrebocas en la vía pública y más aún en lugares concurridos. En la reunión se manejó la posibilidad de recurrir a multas para quien se resista a usar los tapabocas.

Otro acuerdo fue comprar en conjunto ventiladores para pacientes Covid-19, pues al final de cuentas les saldrá más económico y que el lunes, también como lo dimos a conocer aquí, tendrán videoconferencia con autoridades de Texas para definir una estrategia conjunta.


Con el saco en la mano

El dato adicional sobre la reunión en Monterrey, fue que hubo comida en la capital regiomontana; esta vez no fue cabrito, sino camarones, chile en escabeche, peras y buñuelos con nieve, pero antes fue la foto oficial, en el Obispado y “El Bronco” obligó a sus invitados a subir la pendiente. Llegaron sedientos, acalorados y con el saco en la mano. Y como están las cosas en cada estado, a los gobernadores solo les alcanzó el tiempo, y el ánimo para un par de tequilas.


Pacto ante la pandemia

Los gobernadores de la Alianza del Noreste, definieron convocar a los principales empresarios de cada estado para echar a andar la economía en dos vías: ahora mismo, durante la contingencia y la escalada del cierre de empresas y comercios, y una vez que la contingencia pase y cuando todo tienda a volver a la normalidad.

Nos enteramos que la iniciativa tiene nombre y apellidos y quien llegó a la reunión con la propuesta bajo el brazo fue el coahuilense Miguel Ángel Riquelme. Sus colegas no dudaron en darle el visto bueno y desde el viernes empezó la convocatoria para los empresarios, con la idea de afinar la estrategia de aquí a la siguiente semana.

En términos generales, la idea es solidarizarse con la base productiva, es decir, empresarios y trabajadores y tratar de ponerle diques al colapso económico. ¿Y el Gobierno federal? ¡Ni sus luces!


Toca en Coahuila

El lunes habrá reunión de los gobernadores del noreste con autoridades de Texas y la siguiente, para ser más precisos, el próximo viernes, toca cónclave en Coahuila. La idea es que los integrantes de la Alianza del Noreste se junten en Saltillo a las 11 de la mañana en las instalaciones del Museo del Desierto.

La intención de los gobernadores, nos aseguran los enterados, es darle seguimiento a las medidas para tratar de frenar el avance del coronavirus y aplanar la curva por el incremento de contagios.

Mientras tanto, en lo que al Mandatario de Coahuila respecta, el sábado hay reuniones a puerta cerrada sobre el mismo tema, en Saltillo, junto al alcalde Manolo Jiménez, y aquí mismo, pero el lunes, inicia el programa de apoyos del Gobierno del estado a la población más vulnerable durante la contingencia.


Se aplicó

El próximo lunes, la Secretaría de Salud en Coahuila recibirá dos cápsulas para el traslado de pacientes Covid, y a más tardar el 10 de mayo estarán disponibles 5 mil caretas especiales para la protección de integrantes de médicos y demás integrantes del sector salud que se van a distribuir en las distintas regiones del estado. La fabricación está a cargo de la empresa Goss Industries, propiedad del empresario saltillense Arturo Zárate, quien originalmente se dedica a proveer a la industria automotriz, pero ante la emergencia se aplicó en la fabricación de equipo de seguridad para pacientes y médicos.

La donación para Coahuila no llegó sola; nos aseguran que en la gestión estuvo el secretario de Vivienda y Ordenamiento Territorial, Jericó Abramo Masso.

¡Ojo, en la SSa dicen que están abiertos a más donativos de empresarios!


Sentencia histórica

En el Tribunal Superior de Justicia del Estado, en donde manda el magistrado Miguel Felipe Mery Ayup, se anotaron un 100 al emitir la primera sentencia producto de audiencia virtual entre el Juez, Ministerio Público, defensa y acusado correspondiente.

El asunto no es menor, pues de entrada está la disposición de los involucrados para sacar adelante la audiencia y llegar a la sentencia. Debido a la contingencia por el Covid-19, el horno no está para bollos y en el Poder Judicial del Estado tomaron la decisión y el resultado es un fallo judicial con condena a cuatro años de prisión y el pago de 30 mil pesos como reparación del daño por el delito de violencia familiar.

Se trata de la primera sentencia de su tipo en México, en los actuales términos de turbulencia.


La tempestad

Tal parece que dentro de los hospitales del Seguro Social en Saltillo, en donde manda el delegado Polo Santillán, hay empleados que como dicen, “ven la tempestad y no se hincan”; y es que esta semana se notificó al personal que asociaciones civiles asistirían a entregar equipamiento de protección e insumos para enfermeras y doctores que cuidan a los pacientes infectados con Covid-19.

Pero a algunos empleados, más allá de ver por el bien de sus compañeros, les gusta la grilla, el protagonismo y el escándalo a base de engaños, pues resulta que un mini grupo de enfermeras del IMSS 1, integrado por Cinthya Uribe, Gladys Romo y Olga Garcia, decidieron saborear las entregas y en cambio pidieron que mejor se les mandaran a sus casas para no laborar. Esto contrasta con la mayoría de los empleados que ante la ausencia de apoyo de la autoridad federal se han manifestado y solicitado ayuda a toda la comunidad.

Ojalá que la dirección de los hospitales del IMSS en Saltillo tomen cartas en el asunto y seleccionen al personal que si quiere trabajar y al que no; mejor que le pida su plaza.
Imprimir
COMENTARIOS