×
Federico Muller
Federico Muller
ver +

" Comentar Imprimir
20 Noviembre 2020 04:03:00
El Consejo Fiscal
Escuchar Nota
Después de varios días de discusión se aprobaron en el Congreso de la Unión algunas reformas, entre ellas, la creación del Instituto de Estudios de la Hacienda Pública (IEHP), que sustituye al Centro de las Finanzas Públicas. El cambio puede ser intrascendente si se sigue con las mismas políticas de carácter indicativo que solía proponer el organismo que desaparece, solamente recomendaciones que no pasaban de los escaños y curules que ocupaban los integrantes de las cámaras.

La legisladora que presentó la iniciativa, que fue aceptada por el pleno, hizo hincapié en que no solamente es la modificación de siglas, sino que se pretende establecer el Consejo Fiscal, auspiciado por tal Instituto. El Consejo Fiscal es una figura que opera ya en varios países del mundo. Chile es uno de ellos, nación latinoamericana con más experiencia en la regulación fiscal. Se debe reconocer que por el tamaño de ese país, los ajustes gubernamentales que ha llevado a cabo han sido de inspiración para las finanzas públicas mexicanas.

Los expertos en este tema consideran que se justifica un órgano independiente del Gobierno y de cualquier instituto político, que estudie y corrija cualquier sesgo político que tengan las políticas fiscales formuladas por la SHCP y enviadas al Congreso para su aprobación y ejercicio en la economía del sector público. Es difícil que los políticos en el poder se sustraigan a la tentación de orientar las políticas hacia fines electorales cuando se avecina alguna elección en donde compiten candidatos de su partido político en el escenario local o nacional, que pueda provocar un mayor déficit fiscal, endeudarse en el presente, sin importar el cercano porvenir y las generaciones próximas. Ya en Coahuila se tuvo una amarga experiencia que dejó hipotecada por varias décadas la economía estatal.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) sugiere que los institutos se respalden por consejeros (expertos) que tengan varias funciones: por ejemplo, evaluar los resultados de las políticas fiscales y alertar sobre el carácter de las mismas, si son expansivas o restrictivas cuando el contexto económico nacional o mundial no es el adecuado para lo que está formulando el Gobierno. Un caso que sigue estando pendiente en la agenda fiscal es cotejar cómo ha impactado el incremento de los impuestos en el tabaco y en las bebidas edulcorantes en la salud de los mexicanos, particularmente en las clases más desprotegidas económicamente. Otro tema vulnerable en donde podría intervenir tal Consejo, es en la revisión del pacto federal, en donde la fórmula para distribuir los recursos fiscales a las entidades federativas es obsoleta, ya tuvo consecuencias políticas, fracturando la unidad de los gobernadores ante el Ejecutivo federal.

Si como se plantea, el IEHP dependerá del Poder Legislativo, las recomendaciones que haga ese instituto deberán respetarse, aunque políticamente sus argumentos no sean rentables ni se puedan capitalizar con votos. Si no se respeta su autonomía, no pasará de ser una oficina burocrática, sujeta a los vaivenes y caprichos de los partidos políticos. Las iniciativas que aprueban los diputados, muchas de ellas requieren de más tiempo de estudio para conocer los impactos que causarán en la economía. Una de ellas es la relacionada con la hacienda pública, en cuanto a ingresos y egresos.
Imprimir
COMENTARIOS