0
×
1
Juan Latapí
Juan Latapí
ver +

" Comentar Imprimir
03 Noviembre 2019 03:10:00
El Fracking no va
CON EL PRETEXTO DE REACTIVAR la economía regional, una semana sí y otra también aparecen publicadas declaraciones de “líderes” empresariales que insisten y suspiran para que se autorice la extracción de gas mediante el fracking, obviamente sin importarles los daños ambientales que esta técnica ocasiona al entrono, principalmente al agua y a la atmósfera; simple y sencillamente les vale.

LA AMBICIÓN EMPRESARIAL SE DISTINGUE por ser depredadora y lo único que le interesa es acumular dinero, cada vez más dinero, sin importarles ni siquiera las personas. Suspiran para que su ambición sea respaldada basándose en que en el presupuesto para 2020 Pemex propuso destinar 10 mil 800 millones de pesos para explotar gas y petróleo mediante fracking. Lo que significa un aumento del 58.4 por ciento, respecto al año pasado, destinado a los proyectos de Aceite y Gas en Lutitas y Aceite Terciario del Golfo, aunque esto signifique una contradicción -otra más- respecto a lo que ha declarado el Presidente en repetidas ocasiones.

LA CABEZA VISIBLE DE ESTE embate empresarial es el senador Santana Armando Guadiana Tijerina, presidente de la Comisión de Energía del Senado, quien en varias ocasiones ha declarado que el fracking debe continuar en México, ante lo cual diversas organizaciones -entre ellas la Alianza Mexicana contra el Fracking (AMCF)- han manifestado su rechazo frente esta postura.

EN DÍAS PASADOS GUADIANA AFIRMÓ que “ahora el fracking se hace con más orden, con mayor cuidado ecológico y con menos agua”, pero no ha ofrecido ejemplos concretos. Al respecto, varios expertos han explicado que ni en Estados Unidos ni en Canadá existe un solo ejemplo que avale este tipo de comentarios. No existen métodos de fracking menos dañinos; lo que se hace ahora es el llamado “súper fracking” que consiste en aumentar lo longitud de los pozos horizontales, aumentar la los volúmenes de agua, arena y productos químicos, lo cual es exactamente lo contrario a lo expresado por el senador.

POR SI FUERA POCO -SEÑALA la AMCF- el senador Guadiana insiste en que debe reactivarse la exploración y perforación de la parte norte de Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas, pero lo que no dice es que estos yacimientos del Noreste están en la misma cuenca hidrocarburífica que Eagle Ford, Texas, en el cual el consumo de agua aumentó 770 por ciento en los últimos cinco años utilizando ahora unos 42,500 metros cúbicos por pozo como promedio y, al mismo tiempo, los fluidos de retorno aumentaron un 1,440 por ciento, llegando a 20,700 metros cúbicos en pozos gasíferos de esa zona, con la consecuente contaminación de los mantos freáticos.

RESULTA SUMAMENTE IRRESPONSABLE QUE EL senador que preside la Comisión de Energía niegue la existencia de “los suficientes argumentos para demostrar que esta técnica sea contraproducente”, pasando deliberadamente por alto toda la documentación académica, científica y social existente respecto a los severos e irreversibles impactos ambientales y sociales asociados a la práctica del fracking. Omite también deliberadamente las numerosas prohibiciones y moratorias que han establecido países como Francia, Bulgaria, Irlanda y Escocia, así como Quebec, en Canadá, y Nueva york, Maryland y Vermont, en Estados Unidos.

CON RELACIÓN A LAS DECLARACIONES de Guadiana, respecto a que la prohibición del fracking podría no ser aprobada en comisiones, resulta muy preocupante que se anticipe un rechazo por parte de quien preside la Comisión de Energía de la cámara alta sin que haya tenido lugar un análisis y una discusión parlamentaria seria, objetiva y abierta a la sociedad. Por el contrario, este senador ha declarado que el fracking debe continuar y que este mes de noviembre presentará, con el apoyo de organizaciones empresariales, una iniciativa de ley para el aprovechamiento de recursos de hidrocarburos no convencionales que requieren del fracking para su extracción.

SÍ, GUADIANA ES LA CARA visible -junto con Rogelio Montemayor- de ese embate empresarial empecinado en utilizar el fracking sin importarles en los más mínimo el medio ambiente con tal de hacer negocio y acumular mayor fortuna, y peor aún, empleando la de por sí escasa agua de estas latitudes. Pero más allá de esos “empresarios” suspirantes por hacer negocio, están los grandes empresaurios -como los aún dueños de AHMSA- y varias trasnacionales que no tan fácil dejarán de insistir en este negocio para seguir enriqueciéndose a toda costa.
Imprimir
COMENTARIOS


9

1 2
  • 3 4
  • 0
6 7
8 9 0 1 2 90 91 92 93 94 95