×
Joel Almaguer
Joel Almaguer
ver +
Inició sus estudios en la Universidad Autónoma de Coahuila, donde tuvo como maestros a Gerardo Monjarás y en sus últimos años al reconocido pianista regiomontano Gerardo González. Ha desarrollado su actividad musical como pianista en danza y como acompañante de cantantes principalmente. Ha participado en musicales como pianista. Imparte diplomados en historia de la música para la UAdeC. El año pasado vivió en Francia donde tuvo oportunidad de compartir su talento musical. Música Sobre Ruedas es un proyecto que ha desarrollado para compartir música en espacios públicos. Actualmente también es miembro de la Orquesta Filarmónica del Desierto donde participa activamente en el Coro Filarmónico. [email protected]

" Comentar Imprimir
13 Octubre 2019 04:03:00
El Infierno de Dante
Lejos quedaron las melodías juguetonas y computarizadas de los videojuegos que solía jugar de niño. Hoy, con la tecnología avanzada que caracteriza a las consolas, la música devino importante a un nivel igual que los meticulosos gráficos. Amén de que ahora la música es totalmente real, ejecutada por orquestas de primerísimo nivel. Por eso, la música que acompaña a una historia es parte esencial de una narración.

No se puede vivir de la misma manera la emoción de una historia cualquiera, ya sea en cine o videojuegos, sin una música bien lograda que nos ayude a sumergirnos en el mundo que nos propone la fantasía.

Uno de las bandas sonoras mejor logradas en los videojuegos es la compuesta por Garry Schyman para el Infierno de Dante, título de 2010. Como es de imaginar, no se podría pensar en una música desabrida y gris para un título tan sugerente.

La composición pasa de guiños a la música medieval, la música de la primera mitad del siglo 20, de Prokofiev a Bartok, hasta la tensa atmósfera de un Ligeti, pasando por el actual trato orquestal que propone Joseph Bishara en filmes como Insidious o El Conjuro, así como los míticos desgarramientos vocales de Diamanda Galás.

Por lo mismo, puedo decir que la música compuesta para videojuegos o películas no es vanguardista en un nivel estricto, ya que basa todo su discurso musical en formas ya propuestas por compositores de la llamada música clásica.

Sin embargo, no deja de ser notable la manera en la que son usados todos estos elementos para ponernos los nervios a flor de piel.

La orquestación de Garry lleva la tensión hasta niveles límite, de tal manera que vivir el juego es terrorífico y emocionante en todos sus niveles. Claro, para aquellos que juegan. Para otros como yo, la música en sí es ya un logro de la composición y ejemplo de cómo las narrativas musicales siempre pueden disfrutarse en un plano meramente auditivo.

A cada compás no dejaremos de sorprendernos por las atmósferas de Garry Schyman. Estamos frente a un compositor que conoce y maneja a la perfección numerosas formas musicales. No en vano es aclamado por su trabajo.

Si hoy es un día de emociones, bien podemos agregarle un sabor intenso y oscuro con esta banda sonora que nos mantendrá al filo de nuestro lugar favorito durante toda su duración. Coros potentes, voces desgarradoras, orquestaciones metálicas, percutidas y obstinadas. Una oportunidad para recordar ese recorrido que Dante hace en compañía de Virgilio por los círculos del infierno. Que lo disfruten.

Album de la semana: Dante’s Inferno. Spotify.
Imprimir
COMENTARIOS


6

  • 8 9
  • 7
1
3 4
5 6 7 8 9 60 61 62 63 64 65