×
El Espectador
El Espectador
ver +
Columnista Político

" Comentar Imprimir
04 Julio 2010 04:08:45
El PRI ‘aplasta’ a la oposición
En Coahuila, el Partido Revolucionario Institucional está aniquilando a la oposición. Hoy está vigente lo dicho por el diputado federal Rubén Moreira Valdez el 10 de julio de 2007, cuando asumió como presidente del Comité Directivo Estatal del Tricolor: “al que se nos atraviese, lo tumbamos y lo aplastamos. Ya no vamos por más, vamos por todo”.

Y sí. En los últimos procesos electorales ocurridos en la entidad, el PRI lo ha ganado prácticamente todo y las contadas posiciones que se le han quedado en el camino las ha procurado recuperar, al grado, por ejemplo, de que en el Congreso del Estado la bancada adversa a su partido se reduce a unos cuantos legisladores del Partido Acción Nacional.

En el caso de los 38 ayuntamientos que existen en la entidad, el PRI es gobierno en 31, hay dos municipios que funcionan con Concejos Municipales apartidistas, y en los otros cinco tienen participación dividida los partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD), Verde Ecologista de México (PVEM), el del Trabajo (PT) y el estatal Unidad Democrática de Coahuila (UDC).

Sin embargo, de esos cinco municipios en manos de la oposición, la resistencia hacia el PRI y especialmente hacia la posibilidad de ir de la mano con los programas y acciones del Gobierno estatal se reduce a dos: Allende y Melchor Múzquiz. El resto, son como de casa.


PRIMERA LLAMADA… PRIMERA:
Sin considerar los concejos municipales que funcionan en Juárez y Lamadrid, el PRI tiene amplia ventaja en la composición política en la entidad, pues además de mantener la gubernatura y la mayoría en el Congreso del Estado, el grueso de los presidentes municipales son priístas.

De los 36 ayuntamientos en funciones, el PRI tiene 31, incluyendo los de mayor población, como Saltillo, Torreón, Monclova y Piedras Negras, mientras que el PAN tiene alcaldes en Allende y San Buenaventura.

El PVEM es gobierno en Parras de la Fuente y la alianza PAN-PRD lo es en Castaños. El Alcalde de Melchor Múzquiz llegó al cargo postulado por la coalición PRD, UDC y PT.

SEGUNDA LLAMADA… SEGUNDA.
Este domingo 4 de julio se realizan elecciones extraordinarias para ayuntamiento en Juárez y Lamadrid, donde el Tribunal Estatal Electoral anuló los resultados de los comicios ordinarios del pasado 18 de octubre. En la primera localidad, el PRD consiguió originalmente la victoria y el PAN hizo lo propio en la segunda.

Sin embargo, los resultados electorales en ambos municipios se anularon ante sendas impugnaciones de la dirigencia estatal del PRI. En Juárez, el tricolor argumentó que funcionarios de la Secretaría del Ayuntamiento participaron el día de la elección como representantes de casilla del Partido Verde Ecologista de México, aun cuando el Código Electoral del estado prohíbe que servidores públicos de primer nivel en funciones abanderen causas de partidos políticos durante una jornada electoral. En Lamadrid, la dirigencia priísta pudo comprobar que el PAN rebasó en al menos un 50% el límite de gastos de campaña permitidos por la ley.

Ambos argumentos sirvieron para que, el 9 de noviembre pasado, el Tribunal Estatal Electoral anulara los resultados electorales en ambos municipios y ordenó al Instituto Electoral y de Participación Ciudadana reponer la elección, la cual se realiza justo este domingo 4 de julio.

El PRD y el PAN impugnaron esa decisión, pero un mes después, es decir, el 9 de diciembre de 2009, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación ratificó la resolución de la corte electoral en el estado.

Previo a la resolución final de los magistrados, el dirigente del PAN en la entidad, Reyes Flores Hurtado, acusó al gobernador Humberto Moreira Valdés de interferir para que la corte electoral estatal haya ordenado nuevas elecciones en ambos municipios.

Para darle cuerpo a su queja, el dirigente panista instaló un campamento frente a Palacio de Gobierno y durante una semana se mantuvo en huelga de hambre. La manifestación terminó cuando el panista fue llevado a un hospital debido a un desmayo.

En las elecciones de este domingo en Juárez se instalarán cinco casillas y podrán votar mil 313 electores. El abanderado del PRI es Abelardo Salazar Taméz, quien también es candidato del PVEM. El PRD irá a los comicios con Jesús Cantú Rivera.

En Lamadrid, con tres casillas electorales y una lista nominal de mil 559 votantes, el PRI y el PVEM van en coalición y llevan como abanderado a Víctor Cordero Aguirre, en tanto que el PAN postuló de nuevo a la candidata con la que contendió el pasado 18 de octubre, Rosalinda Arredondo Esquivel. Acción Nacional va en candidatura común con el partido estatal Unidad Democrática de Coahuila.
El PRD va por su cuenta con Joel Riojas Castillo.

TERCERA LLAMADA… PRINCIPIAMOS:
Si el PRI amarra la victoria en las elecciones de este domingo en Juárez y Lamadrid, tendrá 33 alcaldes, además de haber encontrado afinidad en quienes se encuentran al frente de los ayuntamientos de Parras de la Fuente, San Buenaventura y Castaños, municipios que de manera respectiva son gobernados por el PVEM, el PAN y la alianza PAN-PRD.

INTERMEDIO…
En Zacatecas, el poder se le fue de las manos a la gobernadora perredista Amalia García Medina, cuyos emisarios pretendieron violentar y boicotear los comicios que este domingo se celebran ahí para elegir nuevo gobernador.

La zacatecana se fundió en la arrogancia y, cuando quiso reaccionar, el PRI le llevaba buen trecho de ventaja en la carrera para sucederla. La actitud de Amalia fue simple y usó la fuerza pública para tratar de atemorizar a sus opositores.

En los días previos a esta jornada electoral, representantes del PRD y de la Gobernadora amagaron a operadores políticos que la dirigencia nacional del PRI envió a aquella entidad, tal como el PRD y el resto de los partidos políticos que participan en la contienda lo hicieron.

Entre los afectados hay al menos dos coahuilenses, el diputado federal Miguel Angel Riquelme Solís, delegado especial del CEN priísta, a quien un grupo de perredistas destrozó su vehículo y amagó con la agresión física.

También está el abogado coahuilense Juan José Yáñez Arreola, quien hace meses pidió licencia sin goce de sueldo como fiscal especial jurídico de la Fiscalía General del Estado, debido a que la dirigencia nacional de su partido, el PRI, le encomendó respaldar jurídicamente la campaña electoral en Zacatecas.

Juan José fue detenido el viernes por la noche por la Policía Ministerial zacatecana y, al no encontrársele delito, durante la madrugada de este sábado fue puesto en libertad. En Zacatecas la situación es tensa y si la violencia se desata la responsabilidad tiene nombre, apellido y filiación partidista: Amalia García, del PRD.

CONTINUAMOS…
Si bien nominalmente el PRI tiene 21 diputados locales en Coahuila, en realidad cuenta con 26 de los 31 legisladores que componen el Pleno, pues hay quienes llegaron al Congreso postulados por otras siglas, pero que por diferente razón se han ido haciendo al modo del tricolor.

Por ejemplo, Jesús Contreras Pacheco terminó por irse de la UDC al no encontrar puntos de coincidencia política ni ideológica con el líder moral de ese organismo, el ex diputado local y ex alcalde de Ciudad Acuña, Evaristo Lenin Pérez Rivera. Contreras es un político cercano al dirigente priísta Rubén Moreira y tiene en marcha un proyecto para crear un nuevo partido político; por lo pronto aparece como diputado local independiente.

La UDC decidió quedarse sin representación en el Congreso del Estado al expulsar de sus filas al diputado Javier Fernández Ortiz quien, molesto por haber sido excluido de negociaciones que su ex partido hizo respecto a la reforma electoral, votó a favor de la propuesta del Ejecutivo.

Cecilia Yanet Babún Moreno pertenece a las filas del PRD, pero en su actuar dentro del Poder Legislativo se ha desmarcado de las directrices de ese partido y ha tenido más afinidad con las propuestas del PRI.

Loth Tipa Mota pertenece al grupo parlamentario del PAN, pero su respaldo a propuestas del PRI y del Gobierno del Estado, como la creación del Sistema de Administración Tributaria del Estado de Coahuila (SATEC) y la creación de la nueva legislación electoral en la entidad, le han ocasionado problemas dentro de su fracción parlamentaria y de su partido, al grado que hace semanas amagó con renunciar al albiazul e incorporarse al PRI, donde alguna vez militó.

José Manuel Villegas González fue expulsado del PAN debido a que pertenece a un grupo político contrario al del senador Guillermo Anaya Llamas, que actualmente tiene el control del albiazul.

En automático, Villegas se convirtió en legislador independiente, pero ha sido clara su cercanía con la bancada del PRI, con lo cual, al momento de las votaciones en el Pleno, el tricolor tiene mayoría absoluta con el respaldo de 26 de los 31 legisladores.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5