×
Inés Sáinz
Inés Sáinz
ver +

" Comentar Imprimir
01 Junio 2010 03:05:37
Golpe Bajo
Tergiversan lo que pasó en la concentración del Tri, al hacer parecer lo sucedido con Cuauhtémoc como una falta de disciplina

HERZOGENAURACH, Alemania.— Innsbruck (Austria): 400 km. Eso ha sido mi recorrido de ida y vuelta en un mismo día (800 km), pero con grandes recompensas que ya verán en las transmisiones del mundial. Sin embargo, las comparaciones vuelven a rondar mi pensamiento de forma involuntaria, pero real, así que una vez más las compartiré con ustedes.

Salí de la concentración de la Selección Mexicana con el malestar de ver como se había tergiversado la información acerca de la única noche de esparcimiento con la que contaron nuestros seleccionados con el permiso de Javier Aguirre desde el inicio de su concentración en tierras europeas.

Todos los que hemos estado siguiéndolos de cerca hemos sido testigos del total hermetismo en el que se encuentran, en la estricta rutina diaria que cumplen sin cuestionar y de reglas de lo más prohibitivas en muchos aspectos. Así que con tristeza noto cómo el desatino de “querer dar la nota” por parte de algún colega ha generado un ambiente de descontento, desaprobación y desilusión entre el grupo.

De nada han servido los esfuerzos bien encaminados a formar una atmósfera de confianza; ahora se piensa que las cosas se están haciendo mal, que hay gente que no tiene remedio y que estamos predestinados al fracaso con este tipo de actitudes. Fue un golpe bajo de muy mal gusto.

Analicemos el punto:

1.— Una noche en donde han salido a cenar, se les ha permitido tomar un par de cervezas y al regresar al hotel, a sabiendas de que no habría entrenamiento temprano, han seguido en grupo la fiesta en el cuarto de uno de ellos. Todo con el permiso del seleccionador. Esa fue una decisión de Javier para liberarlos de tensión y darles nuevos ánimos después de los difíciles resultados que habían tenido en sus primeros dos encuentros en Europa. Sucede en todas las selecciones del mundo y seguirá sucediendo.

2.— Un periodista que se ha querido pasar de listo cuenta la historia haciéndola parecer una grave falta de disciplina y profesionalismo.

3.— La afición no tiene una lectura verdadera de los hechos y juzgan las decisiones y los actos.

4.— En vez de enviar mensajes positivos que den ánimo y esperanza, el país acepta de antemano nuestra “derrota” porque seguimos igual que siempre.

Al llegar con mis colegas que cubren la selección española les comento el hecho ocurrido, me sorprende encontrar entre ellos un repudio total ante el actuar de quien dio la nota. Me comentan que ellos mismos son testigos de cuando en su selección tiene esos días feriados, que incluso pueden acompañarlos y el hecho jamás trasciende. No trasciende porque ellos mismos sancionan al medio que rompe el vínculo que les permite trabajar día a día y codo a codo con la Roja.

No es que oculten cosas es simple respeto hacia ellos en sus días libres.

Me gustó la filosofía y la camaradería entre ellos. Creo que es algo que podemos aplicar más en varios aspectos de la vida. Si todos sumamos para bien el resultado siempre será positivo.

Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5