×
Columnista Invitado
Columnista Invitado
ver +

" Comentar Imprimir
01 Marzo 2020 04:05:00
La jubilación y la vida
Escuchar Nota
Por: Jesús Carlos Mena

Jubilarse debe ser un tiempo de alegría de nuevos horizontes, de ya no tener los mismos compromisos económicos que en la edad productiva se contrajeron por el matrimonio y los hijos.

Llegar a la edad en la que se tiene y debe uno separar del trabajo es una oportunidad para hacer lo que no se pudo mientras hubo juventud porque se debió atender los compromisos contraídos.

No obstante, llegar a la edad de la jubilación debería ser jubiloso (contento, festivo), pero resulta ser lastimoso y triste en diversos casos de quienes llegaron a ese tiempo.

Y es que todo depende de la forma en cómo lleguemos a la etapa de la jubilación o a ser pensionado que son dos cosas diferentes, podemos arribar a ese tiempo con una mentalidad de triunfador o de un derrotado.

El Día del Amor y la Amistad estaba en una tienda viendo un televisor y se me acercó una persona que me dijo era jubilado, tiene dos pensiones y la ayuda que le da el Gobierno y entonces me dijo era hora de dedicarse a disfrutar de la vida.

También conocí a otro retirado del trabajo, pensionado, porque le dio un infarto, debió apartarse antes de tiempo, se fue a su casa a encerrarse y a esperar la muerte, sin embargo, vino una sacudida y se salió de inmediato para meterse a estudiar lo que siempre quiso, aunque fue de oyente, pero, era fundamental no pensar en la muerte.

Otro amigo que me encontré, al ser jubilado está en su casa únicamente para hacer mandados, mientras recuerdo a Anthony Quinn, a los 80 años se retiró de la actuación y se dedicó a la escultura.

Y recuerdo que tenía un amigo reconocido como el rey de la manzana. Un día me lo encontré, estaba con el doctor, me dijo que ya se iba retirar y dijo que ahora se iba a dedicar a amar.

Otro conocido, al cumplir 60 años, vendió su casa, rentó un departamento con lo que gana de su pensión y usa el dinero de la venta de la casa para viajar y darse gustos.

El hombre fuerte de la CTM dijo que van a luchar por pensiones dignas para que completen y seguir trabajando, sin embargo, un amigo de 87 años me comentó que nunca se imagino llegar a esa edad y todavía trabajando.

Esto de qué va a hacer uno al jubilarse o pensionarse es como la interpretación de una canción: “cada uno la va a hacer a su manera”, así con la pensión y lo que esperan tras una noticia como la del infarto.

Aquí podemos ver cómo hay diferentes formas de pensar entre jubilados y pensionados, en donde a uno le dio por estudiar, otros van a esperar la muerte, uno más a hacer mandados en la casa y la posición de otro de dedicarse a amar.

Y esto es para pensar y reflexionar que cuando se llegan a los 80 años, arriba uno con un desgaste muy fuerte en el corazón, riñón, hígado, todo e incluso el cerebro, pero, si se tiene el don de la larga vida tenemos que aprovecharla, hacer algo positivo.
Imprimir
COMENTARIOS