×
Luis Carlos Plata
Luis Carlos Plata
ver +
Luis Carlos Plata (Saltillo, 1984) es abogado (UAdeC), maestro (UPF, Barcelona) y candidato a doctor (URV, Tarragona), pero practica el periodismo desde hace 17 años, y su trabajo de investigación le ha merecido premios estatales e internacionales. Ha sido articulista de catorcenarios, revistas y periódicos del norte del país desde 2002, además de fungir como director editorial de medios de comunicación en Veracruz.

" Comentar Imprimir
30 Junio 2019 04:05:00
La parte del Metrobús Laguna de Coahuila: el pozo sin fondo
Hace dos semanas, en Gómez Palacio, el Presidente de la República canceló -como todo mundo sabe- la obra del Metrobús Laguna correspondiente a Durango, en un polémico acto popular “a mano alzada” que, según la crónica de Grupo Reforma, duró 31 segundos. Pero eso representa la superficie del tema. Lo verdaderamente importante se halla en el fondo.

El proyecto de transporte público, cabe señalar, conectaría originalmente la zona metropolitana de La Laguna desde Matamoros, Coahuila, hasta Lerdo, en el vecino estado, donde no había iniciado la construcción de la parte que les concierne.

Sin embargo, en Torreón se ha convertido en una obra perpetua, interminable, eternamente postergada y, lo más grave, en un pozo sin fondo de recursos.

El pasado 25 de junio la Secretaría de Infraestructura, Desarrollo Urbano y Movilidad, a través del oficio SIDUM/UT/848/2019, dijo ser “notoriamente incompetente” para informar a quien esto escribe dos cosas básicas: cuánto han gastado en el Metrobús, y cuánto más pretenden gastar. “Se le sugiere presentar su solicitud de acceso a la información ante la Secretaría de Finanzas”, mencionó.

A su vez, la Secretaría de Finanzas, el 27 de junio, me recomendó presentar la solicitud ante la Secretaría de Infraestructura, Desarrollo Urbano y Movilidad, “quienes pudieran brindar orientación”, como consta en el documento SEFIN/UT/747/2019. Una burla. Así es la transparencia y rendición de cuentas.

Sus evasivas, no obstante, sirven de muy poco. El Metrobús Laguna nace de un convenio del Gobierno del Estado con Banobras. El 24 de noviembre de 2014 la institución de crédito autorizó 465 millones 390 mil pesos para financiar “infraestructura vial, estaciones, terminales con patios y talleres” a través del acuerdo CT/2ªORD/15-OCTUBRE-2014/VI-A. De la suma total, 334 millones 680 mil pesos serían para Coahuila y 130 millones 710 mil para Durango bajo la modalidad “apoyo no recuperable”.

Para frotarse las manos, pues.

Los recursos debían ser ejercidos hasta el 6 de julio de 2016 y de conformidad firmaron entonces Rubén Moreira, Víctor Zamora, Ismael Ramos, María Esther Monsiváis, Iván Garza y Carlos Cabello por el Estado, así como Miguel Riquelme, Jorge Luis Morán, Enrique Mota Barragán, Gerardo Berlanga y Fernando García Tapia por parte del Municipio de Torreón.

Posteriormente, a fin de consolidar el proyecto y cumplir el “compromiso presidencial CG-116”, en el Presupuesto de Egresos de la Federación 2016 se aprobaron 623 millones 205 mil 592 pesos más etiquetados como “zona metropolitana de La Laguna”, aunque sin establecer claramente cuánto de ahí debería ser usado para la obra.

Nuevamente otra oportunidad para frotarse las manos.

Para dimensionar la cifra: de entre 46 zonas metropolitanas en el país, solo Valle de México, Guadalajara y Monterrey -los tres principales núcleos poblacionales- obtuvieron más recursos que La Laguna. Por si fuera poco, el Municipio de Torreón aportó en su día 175 millones 880 mil pesos. Así al pozo sin fondo han arrojado en total mil 133 millones 765 mil 592 pesos. Y como suele suceder en casi cualquier asunto emprendido por el Gobierno de Coahuila, la cantidad no coincide con la realidad.

En declaración a varios medios de comunicación, el actual titular de la SIDUM, Gerardo Berlanga, informó que hay “un guardadito de 100 millones de pesos” y por tanto “no hay que pedirle ya un cinco a la Federación” para concluir el Metrobús.

De acuerdo con información oficial obtenida por quien esto escribe, sin embargo, al 23 de abril de 2019 la Secretaría había gastado ya 740 millones 305 mil 494 pesos en la obra, de 888 millones 867 mil 246 disponibles. Eso significa que ha consumido 83% y sobran 148 millones 561 mil 752 pesos por ejercer.

Reitero: no cuadran los números.

En el cuestionado Durango andan perdidos 130.7 millones de pesos que no han sido utilizados en su parte del Metrobús. Coahuila, en cambio, sí ha ejecutado el dinero aunque al menos 245 millones están en el aire. Ahora bien, si usted quiere saber quiénes han sido los contratistas y proveedores beneficiados con la obra, tendrá que sortear otro sinuoso y empinado camino que relataré en otra ocasión.

Cortita y al pie

Por lo demás, otros proyectos similares financiados también con “apoyo no recuperable” de Banobras fueron desarrollados por las mismas fechas en Pachuca, San Luis Potosí, Puebla, Tijuana, Chihuahua y Monterrey. Y ahí le va una noticia: todos ya fueron concluidos.

El único rezagado es Torreón, donde además falta lo complejo: establecer el “modelo de negocio” (sistema de prepago, flota de camiones), hacer pruebas de funcionamiento y el reto mayor: integrarlo con el transporte de Durango. Aterrizarlo a la realidad, básicamente.

Todo lo anterior necesita inversión privada, lo cual hace dudar si alguna vez podrá ponerse en operación.

La última y nos vamos

El Metrobús Laguna ha dejado una enseñanza: en México no existe la capacidad, ni la voluntad, para construir obras interestatales ni aun cuando ambos estados sean gobernados por el mismo partido político, como sucedió al inicio del proyecto. Los intereses privados y de grupo se imponen. Y si el dinero es de libre disposición, aquello se vuelve jauja.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5