×
Gerardo Hernández
Gerardo Hernández
ver +

" Comentar Imprimir
30 Marzo 2020 04:01:00
Las presidenciables
Escuchar Nota
Tras la exitosa manifestación del 8 de marzo y el paro nacional del día 9, se impone una pregunta: ¿cómo encauzarán las mujeres su enfado y mayoría, en las elecciones del 2021 y en las presidenciales del 2024? ¿Mantendrán el pulso con un sistema dominado por hombres o volverán a replegarse? Sin liderazgos visibles, el desafío feminista consiste no solo en incidir en el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador para fijar sus demandas de seguridad, justicia e igualdad en la agenda nacional, sino también en el futuro del país desde la misma Presidencia de la República.

Hasta hoy, ninguna mujer ha sido electa Presidenta en América del Norte. Hillary Clinton estuvo a un paso de la Casa Blanca, pero las marrullerías de Donald Trump y el tipo de sistema comicial de Estados Unidos le dieron con la puerta en la cara a pesar de haber obtenido 2.8 millones de votos populares más. Kim Campbell, del Partido Liberal, fue primera ministra de Canadá entre junio y noviembre de 1993 tras la jubilación de Brian Mulroney.

En cambio, América Central y América del Sur han tenido 10 presidentas; siete elegidas y tres interinas. En 1990, la periodista Violeta Chamorro (Nicaragua) derrotó a Daniel Ortega, quien regresó al poder en 2007 para implantar una dictadura. En 2013, coincidieron los mandatos de Laura Chinchilla (Costa Rica), Cristina Fernández (Argentina), Dilma Rousseff (Brasil) y Michelle Bachelet (Chile). Las tres últimas obtuvieron la reelección, pero el Senado brasileño, en un juicio político turbio, defenestró a Rousseff por «corrupción» y «crímenes de responsabilidad». En su juventud, la primera mandataria del gigante sudamericano combatió a la dictadura militar desde la organización guerrillera COLINA, razón por la cual fue torturada y confinada tres años en prisión.

En México, la única presidenciable, por ahora, es Claudia Sheinbaum (Morena). Hace dos años, ganó la jefatura de Gobierno de Ciudad de México con el 47% de los sufragios, 16 puntos por encima de Alejandra Barrales (PRD) y 35 de Mikel Arriola (PRI). Sheinbaum fue secretaria de Medio Ambiente del Distrito Federal en la gestión de López Obrador y forma parte del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático, ganador, en 2007, del Premio Nobel de la Paz junto con Al Gore, exvicepresidente de Estados Unidos.

Margarita Zavala aspira a la «silla del águila» por segunda ocasión. Con tal propósito, ella y su esposo, el expresidente Felipe Calderón, han formado el Partido México Libre (PML), escisión del PAN. En sus ejes de acción, el PML advierte sobre la libertad -en riesgo, según los opositores del presidente López Obrador-: «es un valor cardinal que nos permite luchar por los derechos, por la democracia y por el resto de los valores. Nos perfecciona como seres humanos y la ejercemos y la respetamos. Es un bien de la nación mexicana por el que generaciones han luchado».

La lista de las presidenciables podría ampliarse después de las elecciones intermedias, si las mujeres ganan estados clave o surgen del Congreso figuras relevantes. Los partidos tradicionales han perdido cuadros, muchos de los cuales emigraron a Morena. Aun sí, en el Senado hay políticas dignas de ser consideradas: Beatriz Paredes (PRI), Xóchitl Gálvez, Josefina Vázquez (PAN) y Patricia Mercado (Movimiento Ciudadano). Las dos últimas fueron candidatas en 2006 y 2012. Crítica de AMLO, la periodista Beatriz Pagés renunció al PRI el año pasado por la imposición de Alejandro Moreno en la presidencia. Es otro buen perfil.


Imprimir
COMENTARIOS