×
Guillermo Robles Ramírez
Guillermo Robles Ramírez
ver +
Licenciado en Comunicación en la Universidad Iberoamericana Plantel Laguna, Posgrado el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey Campus Monterrey, Director General de la Agencia de Noticias SIP, Premio Estatal de Periodismo en el 2011 y 2013 en la categoría Columna de Opinión, reconocimiento de labor periodística de la Unión de Periodistas del Estado de Coahuila, Presea Trayectoria "Antonio Estrada Salazar" 2018

" Comentar Imprimir
14 Febrero 2019 03:46:00
Mataron a Cupido
Un ambiente de amor lo hay en todas partes el día de hoy. Uno que otro al igual que con las mujeres casi, casi se les escucha el corazón, pero no precisamente de latidos sino el himno de los enamorados: “Love is in the air, everywhere I look around…”

Canción que ha sido interpretada por muchos artistas titulada en inglés “Love Is In The Air”, inmortalizado por el cantante australiano, John Paul Young, en 1978.

El mes conocido como el amor y la amistad, o al menos así lo ha hecho poderoso la comercialización para conmemorar el Día del Amor y la Amistad o bien Día de San Valentín celebrado el día de hoy.

Y tiene sentido común que los comerciantes prendieran la maquina a todo vapor de la publicidad y mercadotecnia días previos al día de hoy, siendo más precisos desde primer día de febrero.

Un interés legítimo porque febrero es el mes que levanta la famosa cuesta de enero, porque las diferentes Cámaras de Comercio del país ya se pronostica derrama económica de millones de pesos que dejará el día del amor y de la amistad.

Y todo porque los mexicanos gastarán para demostrar su amor en tiendas de autoservicios, departamentales, pequeñas tiendas donde venden tarjetas y globos simbolizando el amor, florerías, restaurantes, hoteles, moteles, y hasta los negocios improvisados en avenidas principales encontrándose la típica camioneta llena de adornos con motivos de San Valentín para que no pierdas tiempo en la conglomeración de las tiendas y no llegar con las manos vacías.

La clásica historia de amor no puede olvidar el 14 de febrero y es la ocasión especial para regalar amor o peluches, chocolates, pero todo con una visión comercial y de competencia en gastar más dinero en los regalos entre los enamorados porque según su costo simboliza la grandeza del amor.

Todo parece que el día cuando Cupido tiene más trabajo del año, ha sido desplazado quedándose sin “chamba”, porque el comercio le ha cambiado su rostro y su significado.

El rostro de éste día como el de hoy; apareció por primera vez en el año 498 D.C., pero en nuestro país tiene unas cuantas décadas de celebrarse ya que se trata de una tradición extranjera que se fue abriendo espacio con el pasar del tiempo, ocupando un lugar dentro de nuestro calendario haciéndolo oficial para el comercio sin importar su giro siempre habrá un artículo haciendo ilusión al 14 de febrero, además de restaurantes, joyerías, pastelerías, entre otros logrando incrementar sus ventas hasta en un 60 por ciento, triplicando sus precios como es el caso de las flores, y/o el pago por reservación no solo en negocios de comida sino también en antros.

Pero el tradicional Cupido como ser divino de la mitología griega con la imagen de querubín niño con alas y armado con flechas del amor ha cambiado ante la modernidad y nuevas generaciones sus flechas por una Tablet, o con el simple “touch” de un celular en redes sociales.

A través de los portales de Internet o plataformas con aplicaciones busca novios y busca novias, han sido también el sustituto de Cupido en donde cualquier usuario entra como en un restaurant para ver el menú, es la misma manera en el momento de ver los perfiles que más guste, para hacer una cita, ya sea romántica o para pasar el rato íntimamente.

Y ahora sí como la canción “Yo soy el aventurero”, porque las hay, “..las altas y chaparritas, las flacas, las gordas y las chiquititas, soleras y viudas y divorciaditas,… las chatas bonitas…las suegras que no sean celosas, las chatas poco resbalosas…”

El amor se ha convertido en ganancias desde que la mercadotecnia bombardea de publicidad, para ofrecer el "regalo ideal", cuando en realidad no existe, más que el saber expresar y abrir tu corazón a tu verdadero sentimiento, pero no solamente una vez al año sino diariamente.

Para el comerciante lo importante no es el acontecimiento, sino incrementar las ventas sin importar el cómo y mucho mejor un día como hoy que es Día del Amor y la Amistad o Día de San Valentín

Aquí la interrogante es, hasta dónde es buena tanta publicidad porque a veces el exceso sólo deprime a la gente, pues ante tanta miel que se derrocha hay gente que se estresa y preocupa de más.

Y todo porque no saben qué regalar pues por ahí se dice que, si cuesta poco, significa que no quieres a tu pareja, y al final se le pone un precio al amor. Acaso eso era lo que Cupido tendría en mente desde un principio, o bien la modernidad terminó por matarlo. ¿En dónde estará ahora?, ¿a dónde se fue?, ¿qué otra profesión encontró?, existen muchas interrogantes sin respuesta para aquellos “romanticones”. (Premio Estatal de Periodismo 2011 y 2013, Presea Trayectoria “Antonio Estrada Salazar” 2018) http://www.intersip.org


Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5