×
El Marques
El Marques
ver +
Columnista Político Puedes escribirle a: [email protected] También manda tus comentarios a: twitter @_palaciorosa

" Comentar Imprimir
20 Enero 2019 04:10:00
Obras al ‘fifty-fifty’
Fríos se van a quedar varios alcaldes al saber del anuncio que el gobernador Miguel Riquelme hizo este sábado desde Torreón. Resulta que ante los recortes federales al Presupuesto de Egresos del estado para este año, seguirá la obra pública, pero con métodos de financiamiento distintos, pues las aportaciones serán peso por peso entre la Administración estatal y las municipales.

La cosa es simple, las decisiones del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador para enviar menos dinero no pueden paralizar al estado, y entonces se necesitan acciones en equipo, de ahí que las mejoras en infraestructura y servicios públicos serán “fifty-fifty”. De seguro la peor parte será para los alcaldes que difícilmente completan para la nómina.


Lucra con la tragedia

Mal le fue al diputado federal Diego del Bosque en redes sociales, luego de un tuit en el que aprovechó la tragedia por la explosión de un ducto de Pemex en Hidalgo, con saldo hasta anoche de 73 muertos. Las críticas en contra del legislador de Morena fueron porque según esto echó mano de la desventura de los afectados por el estallido, para cuestionar un tema del cual no sale: el neoliberalismo.

“Del 0 al ‘merecían morir calcinados por estar robando’, ¿qué tan deshumanizado te dejó el neoliberalismo?”, preguntó del Bosque y sus detractores no esperaron para responderle hasta con insultos.


La batalla por Torreón

Si alguien duda que la carrera por Torreón está en marcha, eche un ojo a lo que este sábado ocurrió precisamente en la Perla de la Laguna. Tal y como estaba previsto, hubo cónclave priísta para ungir al exalcalde y ex subsecretario de Gobierno, Eduardo Olmos Castro, como dirigente municipal. Estuvieron la dirigente nacional, Claudia Ruiz Massieu y el gobernador Miguel Riquelme, quien aprovechó el foro de camisas y chalecos rojos para dar un toquecito a la Administración municipal, a cargo del panista Jorge Zermeño Infante.

Hizo un recuento de sus obras como alcalde; también de las de Lalo Olmos, su antecesor, y luego preguntó si alguien recordaba algo hecho por el actual edil, sin mencionarlo por su nombre, a más de un año de gobierno. “No tenemos ni agua”, gritó una mujer desde el fondo del auditorio, en la sede municipal tricolor. La batalla por Torreón arrancó y los priístas le apuestan al carro completo. A ver cómo les va.


Ni los pelaron

Entre los que calentaron asiento en el evento priista, pero ni la más leve mención tuvieron, estaban Álvaro Moreira Valdés, secretario de Organización de la dirigencia estatal y quien presume tener en la mano los hilos de la estructura del partido en Saltillo, y los secretarios Román Alberto Cepeda González, de Trabajo; Ana Sofía García Camil, Cultura; Roberto Bernal, Salud y José María Fraustro Siller, Gobierno. También el exdelegado de Profeco, Sigfrido Macías Pérez, quien no termina de acomodarse en la Dirección del Instituto Municipal de Transporte en Saltillo y ya anda en la grilla en territorio lagunero.

Los que sí tuvieron mención fueron Samuel Rodríguez; el gobernador lo presentó como su representante en La Laguna, y el exalcalde interino Jorge Luis Morán Delgado. En el evento también estuvieron los padres del gobernador, y la madre, hermanos e hijo de Olmos Castro.


Marcha ‘empanizada’

Tal y como se dio a conocer hace unos días, detrás del grupo de opositores a la construcción del Centro Cultural El Mirador, están el Partido Acción Nacional y excolaboradores de Isidro López Villarreal, durante su paso por la Alcaldía de Saltillo. Resulta que este sábado, al frente de la llamada “minimarcha”, por el reducido número de participantes, estuvieron el secretario general del Comité Directivo Estatal PAN, Luis Fernando Aguirre y Sergio Castillo Lara, funcionario en la administración de Isidro López y exvocero del albiazul en el estado, entre otros.

La dosis ciudadana que según esto tenía el movimiento, la contaminaron y terminaron por diluirla los dirigentes partidistas y el propio exalcalde.


Los corrieron

Por cierto, vaya sorpresa se llevaron los organizadores de la “minimarcha”, pues además de que la convocatoria les alcanzó para reunir a 30 personas, más o menos, llegaron a las cercanías de El Mirador justo cuando vecinos del sector convivían en una verbena popular y no les dieron el mejor recibimiento, pues los encararon, lanzaron reclamos y les dijeron que no representan la voz de los saltillenses.

Los vecinos aseguraron que están de acuerdo con la obra y los organizadores de la supuesta manifestación ciudadana, es decir, Luis Fernando Aguirre y Sergio Castillo, salieron por piernas, pues no faltó quien les recordara que ni siquiera viven ahí, sino en sectores acomodados del norte de la ciudad.



Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5