×
Héctor Reyes
Héctor Reyes
ver +

" Comentar Imprimir
15 Noviembre 2019 04:05:00
Oxígeno, ante la debacle por la inseguridad
El rescate de Evo Morales de Bolivia (se comenta en círculos periodísticos) fue para darle oxígeno puro al presidente Andrés Manuel López Obrador, (AMLO) quién se estaba asfixiando en la crisis de inseguridad, debido a los acontecimientos en Culiácan y la matanza de los LeBarón.

Este movimiento le trajo a AMLO costos y críticas, pero le benefició para cambiar las noticias y todo lo que estaba “sucumbiendo” ante la debacle por los hechos en Culiacán y en la frontera entre los estados de Sonora y Chihuahua.

Los costos por llevar a cabo una acción que dividió a la sociedad mexicana los asume, pero logró contener la embestida hacia su Gobierno, que hasta la semana pasada estaba peleando solo ante todos. La idea del asilo de Morales fue evaluada en las primeras horas del domingo –según cuenta el editorialista Raymundo Riva Palacio– en la cancillería de Marcelo Ebrad, trabajada con sus asesores, los cuales salieron más “vivos” que otros y autorizada por el Presidente, lo demás ya es historia.

Ahora, dependerá del Presidente y de sus asesores recuperar el giro que se perdió tras “El Culiacanazo”, ojalá no pierda el rumbo “rescatado”, ya que el aparecer de lunes a viernes en la “mañanera”, ya vio que no le está dando el resultado que se espera, dado que un día descalifica a la prensa o con el tema de inseguridad, sale de su zona de confort, muestra su incapacidad, autoritarismo y descontento.


Punto y aparte

En julio-septiembre, la Tasa de De-socupación nacional (TD) alcanzó su cifra más elevada en 11 trimestres, al ascender a 3.58% de la Población Económicamente Activa (PEA) contra 3.51% en enero-marzo pasado.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), la variación resultó pequeña en el tercer trimestre, pero fue suficiente para que llegara a cuatro trimestres en fila con un comportamiento ascendente.

La población desocupada es aquella que no trabajó siquiera una hora durante la semana de referencia de la encuesta, pero manifestó su disposición para hacerlo e hizo alguna actividad por obtener empleo.

Por sexo, de julio a septiembre, la tasa de desocupación de hombres varió 0.12 puntos porcentuales, a 3.61% de la PEA, en tanto, la tasa en mujeres retrocedió 0.13 puntos, a 3.49 por ciento.

En el mismo sentido, la Tasa de Subocupación se movió hacia arriba para quedar en 7.71% de la población ocupada en el tercer trimestre del presente año, 0.11 puntos porcentuales por arriba de su cifra del segundo trimestre.

La población subocupada se refiere al porcentaje de la población ocupada que tiene la necesidad y disponibilidad de ofertar más tiempo de trabajo de lo que su ocupación actual le demanda.

En contraste, la Tasa de Informalidad Laboral nacional descendió 0.11 puntos porcentuales de julio a septiembre, a 56.41% de la población ocupada, y con esto sumó dos periodos comparables con bajas.

La tasa de informalidad agrupa todas las modalidades de empleo informal: sector informal, trabajo doméstico remunerado de los hogares, trabajo agropecuario no protegido y trabajadores subordinados que aunque trabajan en unidades económicas formales, lo hacen en modalidades fuera de la seguridad social.

Estos datos nos dan un reflejo de como está el empleo actualmente, un tema volátil, como sus cifras.

Imprimir
COMENTARIOS


6

8
  • 0 1
  • 7
3 4
5 6 7 8 9 60 61 62 63 64 65