×
El Marques
El Marques
ver +
Columnista Político Puedes escribirle a: [email protected] También manda tus comentarios a: twitter @_palaciorosa

" Comentar Imprimir
08 Junio 2020 04:10:00
Pena ajena
Escuchar Nota
La Secretaría de Salud, de Roberto Bernal Gómez, y el Ayuntamiento de Monclova, que preside Alfredo Paredes López, le entraron a cubrir los gastos de hospedaje y alimentación de 15 médicos enviados por el Gobierno federal a la capital del acero, como refuerzos para hacer frente a la emergencia sanitaria por el Covid-19.

Pero los especialistas, del Instituto de Salud para el Bienestar, a cargo del tabasqueño Juan Antonio Ferrer, llegaron a la guerra sin fusil y sin parque y a la vuelta de dos semanas la administración del hotel en donde se hospedaron les pidió desalojar o pagar el saldo pendiente.

Como el Insabi nunca les depositó los viáticos, los médicos lanzaron un SOS y los gobiernos estatal y municipal entraron al quite, de tal suerte que los profesionistas siguen atendiendo pacientes Covid en Monclova.


Agenda de seguridad

El gobernador Miguel Ángel Riquelme amanece en territorio tamaulipeco. Como no todo es el tema de la contingencia por la pandemia, los mandatarios de los estados del noreste también tienen en la agenda resolver asuntos relacionados con la seguridad pública regional, de tal manera que Riquelme tendrá encerrona con sus colegas Jaime Rodríguez Calderón, de Nuevo León, y el anfitrión, Francisco Javier García Cabeza de Vaca.

Cuando la emergencia sanitaria por el Covid-19 apareció, los gobernadores del noreste le dieron prioridad, pero en la última reunión, que se desarrolló en Tequila, Jalisco, coincidieron en que es momento de volver a apretar tuercas en la agenda de seguridad, para lo cual los tres estados se coordinan tanto con el Ejército Mexicano, como con la Secretaría de Marina Armada de México.


Después de la tempestad

Pero como lo relacionado con el coronavirus mantiene atentas a las autoridades, el gobernador Riquelme estará el martes con agenda doble. Ese día amanecerá en Torreón para encabezar la reunión del Subcomité Regional de Salud, en donde el principal punto en la agenda es revisar si el alcalde Jorge Zermeño Infante en realidad se aplicó en cumplir con las tareas a las que se comprometió hace una semana.

De ahí el Gobernador viajará a Monclova, en donde el alcalde Alfredo Paredes López lo espera para la correspondiente reunión del Comité Regional de Salud en la Zona Centro. Por cierto, los resultados de la capital del acero en la contención de la emergencia sorprenden a más de uno, pues al parecer, después de la tempestad por el número de contagios, llegó la calma y ahora los focos rojos están en La Laguna.


Alcalde ‘Azermeñado’

El que le sigue buscando tres pies al gato, sabiendo que tiene cuatro, es Roberto de los Santos, para más señas Alcalde de Acuña. Durante la etapa más alta de la contingencia permitió que establecimientos comerciales no prioritarios estuvieran abiertos y de las reuniones de evaluación del Comité Regional de Salud, en donde se toman las decisiones, solo dice presente en las que está el gobernador Miguel Riquelme, como si sus colegas le parecieran poca cosa.

Los propios alcaldes del norte aseguran que De los Santos se “azermeñó”, por aquello de que el Edil de Torreón decidió correr por la libre en el combate al Covid-19 y ahora ya no halla qué hacer con tanto contagio.


Peleado con todos

Por cierto, el comportamiento de Roberto de los Santos extrañó a más de uno, sobre todo a los alcaldes y autoridades estatales que se pusieron las pilas y sacrificaron el tema político en un intento por aminorar el número de contagios y tratar de sobrellevar esta contingencia.

Hay quienes esperan que a don Roberto no le salga el tiro por la culata, porque peleado con Emilio de Hoyos, con Lenin Pérez Rivera y para colmo con el Gobernador no va a terminar bien y debe de recordar que el año entrante, desde antes de la elección deja de ser alcalde.

Además, si sigue así en una de esas antes de abrir el hospital de Acuña, lo va a tener lleno y con reservaciones.


No es el único

A propósito de la incorporación del abogado panista José Guadalupe Martínez Valero a la nómina del Poder Judicial del Estado, como coordinador del Centro de Medios Alternos de Solución de Controversias, como se sabe, no es el único caso de militantes, o más bien de integrantes de la cúpula del Partido Acción Nacional en Coahuila que ahora forman parte de dicha estructura, pues antes, el caso más próximo fue el del exdirigente estatal Bernardo González Morales.

Los malpensados aseguran que otro protagonista del panismo coahuilense por lo menos pensó en la posibilidad de decir “sí” al cargo de magistrado y para más señas dan varias referencias: fue diputado federal, senador, compadre presidencial y más de una ocasión quiso ser gobernador. ¿Será?


Toma distancia

Si alguien tomó distancia de la nueva tragicomedia en Morena Coahuila es Reyes Flores. El superdelegado asegura a quienes quieren escucharlo que de momento su única función es coordinar las delegaciones, entregar programas sociales. La idea, comenta, es atender la instrucción que la semana pasada dejó el presidente Andrés Manuel López Obrador a sus representantes en los estados, para que la función pública no interfiera con la partidista, y viceversa.

Por ahora hay más de 300 mil beneficiados y no piensa distraerse en una elección huérfana. Flores parece estar en la idea de que si se quieren pelear, que se peleen.

Imprimir
COMENTARIOS