0 1 2 3
×
4
Alberto Méndez Blackaller
Alberto Méndez Blackaller
ver +

" Comentar Imprimir
21 Junio 2009 04:00:24
Permanente
Escuchar Nota
Felicidades para los padres en este día y me auto-felicito, suplicando que no llegue la comercialización a mi destino.

Para pasar por Castaños que inicialmente fue Castaño, usamos una nueva avenida que tiene por nombre Gustavo Galaz y que continúa en Monclova con el de Harold R. Pape, que es de gran anchura, difícil circular en ella si no tienen pintadas las líneas de carriles, porque parece un mar sin fin en la oscuridad, y pensar que esa fue la carretera 57 en el tramo Castaños-Monclova. Si no tuviera “columpios” se podría usar como pista de aviación.

Es impresionante esa avenida, cuando esté terminada con luminarias y demás complementos necesarios, nos demostrará lo que los gobernantes pueden hacer cuando tienen visión y voluntad.

No creo que la construcción de esa avenida haya sido impedimento para que se hubieran tapado los baches que desde hace mucho, pero mucho tiempo tiene el carril derecho de esa vía al llegar de Sur a Norte a la calle San Luis en Castaños, donde el semáforo no tiene horario continuo para funcionar.

Percibo que ha sido muy poco el tiempo que ha transcurrido para que Monclova y otras ciudades de la región central de Coahuila hayan cambiado para bien.

El aseo de las vías de comunicación, la pinta de los cordones de banquetas, la construcción de pasos a desnivel proporcionan otra perspectiva urbana, falta atacar el deplorable estado de las áreas verdes, pienso que les llegará su tiempo.

Campañas hacen falta y no me refiero a las de propaganda política sino a las de educación para que no tiremos basura en lugares donde no debe estar, sino en los contenedores. Una buena costumbre es llevar en el automóvil, coche, camión, camioneta, vehículo o “mueble” una bolsita para depositar los desechos de comidas, bebidas y dulces que por mala costumbre se arrojan a la vía pública. Es necesario que los responsables de recoger la basura lo hagan con calendario fijo, ya que al ver el contenedor rebosante de basura se dejan las bolsas arrimaditas en sus costados o lo que es peor, que desde el vehículo las avienten y cayendo se rompan, y en cualquiera de los dos casos los canes callejeros ayudan a desperdigar los desperdicios.

Cuando se seleccione la basura podremos decir que ya la urbanidad nos alcanzó.

Muchas veces he oído el comentario “Cuando vamos al otro lado no tiramos basura en las calles y no sabemos por qué lo hacemos aquí”; y es porque al otro lado tratamos de evitar sanciones, por eso pienso que con educación podemos evitar ese extremo de tener la amenaza del castigo inminente.

Algo que da muy mal aspecto es que desarmen vehículos en la vía pública, que muchas veces lo que ya no es servible lo dejan olvidado.

.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)2




Imprimir
COMENTARIOS


3

  • 4
5
7 8
9 0 1 2 3 4 5 6 30 31 32