×
Inés Sáinz
Inés Sáinz
ver +

" Comentar Imprimir
28 Diciembre 2011 04:00:35
Por fin empezó la NBA
Superado ya el problema de la huelga por el que estuvo a nada de suspenderse la temporada, la NBA finalmente dio inicio.

Vimos varios partidos de auténtico drama, comenzando con el maratón de cinco duelos el domingo.

El primero de ellos, y con el que se inauguró la temporada, terminó en victoria de los Knicks ante los Celtics de Boston, que no pudieron mantener la ventaja con la que llegaron al último cuarto y le dieron a Carmelo Anthony la oportunidad de convertirse en el héroe.

Anthony y Amar’e Stoudemire serán la base de la ofensiva neoyorquina que buscará recuperar ese protagonismo perdido que los caracterizó en otras épocas.

Y qué decir del partido entre los Bulls de Chicago y los Lakers de Los Ángeles. Chicago logró remontar 11 puntos de desventaja en cuatro minutos para vencer a los Lakers 88-87, duelo en el que Derrick Rose anotó 22 puntos y concretó el tiro que a la postre significó la victoria. Sin embargo, luego de la gran actuación del equipo de la Ciudad de los Vientos, no pudieron continuar con su buen paso y sufrieron una derrota ante los Warriors.

Por otro lado, el arranque de la temporada benefició por mucho al Thunder de Oklahoma City, que logró su segundo triunfo al hilo.

Los que no empezaron con la suerte del campeón fueron los Mavericks de Dallas, que no lograron plasmar sobre la duela, la férrea defensa que los llevó a alzarse con su primer título de Liga, y cayeron por segunda ocasión en casa ante los Nuggets de Denver, pues antes ya habían sido derrotados por el Heat de Miami.

Y precisamente este duelo del domingo entre el Heat y los actuales campeones de la NBA fue el que se llevó los reflectores de todos los amantes de este deporte, pues nos hizo rememorar la final pasada.

LeBron James, Chris Bosh y Dwyane Wade parecen estar listos para mostrar la madera de campeón que corre por sus venas, pues así lo dejaron ver al propinarle una verdadera paliza de 105-94 a los Mavericks, y aunque el marcador no reflejó lo que sucedió sobre la duela, es un hecho que Dallas no metió ni las manos ante la dinámica ofensiva de Miami.

Asimismo, cabe mencionar que el partido más esperado por la afición angelina no era precisamente el de los Lakers, sino el de los Clippers, que vencieron 105-86 a los Warriors de Golden State, duelo en el que se esperaba ver a la estrella de Liga, Chris Paul, quien llegó de Nueva Orleans, al lado de Blake Griffin y Chauncey Billups. Ellos acapararon la atención de los seguidores que habían esperado con mucho ansiedad y ánimo este momento.

Tanto Paul como Griffin serán las nuevas estrellas de Hollywood y quienes ocuparán los espacios más grandes de los titulares de la ciudad de Los Ángeles, aprovechando también el mal inicio de los Lakers.

Otra figura destacada fue la del argentino Manu Ginóbilli, quien logró 24 puntos para liderar la ofensiva de unos Spurs que se impusieron sin problema 95-82 a los Grizzlies de Memphis. Como siempre, el basquetbolista sudamericano mostró su calidad de líder en los momentos clave del duelo.

Con este panorama arrancó de nueva cuenta la NBA, con una temporada que luce prometedora y en la que habrá que seguirle la pista a los Clippers, que pintan para dar la sorpresa y acompañar a equipos como los Knicks, Bulls, Orlando y Boston en la Conferencia del Este; y a los Lakers, Spurs, Dallas y Oklahoma por el Oeste, entre los favoritos al título.

Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5