×
Alejandro Irigoyen Ponce
Alejandro Irigoyen Ponce
ver +

" Comentar Imprimir
30 Abril 2020 04:09:00
Que el sacrificio no sea en vano
Escuchar Nota
Primero, hay que reconocer que las medidas implementadas por los gobiernos estatal y municipal en Coahuila, pese a los sacrificios que implican, han resultado.

Salvo el brote en Monclova, el epicentro mismo de la pandemia en el estado, con sus 205 casos y 22 fallecimientos, hasta el corte del mediodía del miércoles, en el resto de la entidad se ha logrado contener la expansión del coronvirus y eso gracias a que la mayoría –que no todos desgraciadamente– de los ciudadanos han acatado las medidas de distanciamiento social, ya sea por voluntad y conciencia, u obligados por las circunstancias.

Pero viene una etapa crítica, la primera quincena de mayo y en la que se habrán de aplicar medidas aún más drásticas como el cierre total de comercios y la paralización al 100% de todas las actividades no esenciales.

Las autoridades saben que deben apretar aún más para mantener las cosas en el ritmo actual que, con el debido respeto a las desgracias personales, simple y llanamente han funcionado.

Sí, el anticiparse con algunas medidas de la Fase 3 resultó positivo para evitar, hasta el momento, el horror que significaría que el Sistema de Salud se viera rebasado por los contagios y eventuales defunciones masivas.

Así que, ni hablar, no queda de otra más que asumir que vienen 15 días aún más difíciles y que depende de todos el que esta etapa no se prolongue.

Hay que tener claro que con todos los asegunes que guste y mande se ha logrado contener la expansión del coronavirus. Hay que seguir así para que el sacrificio que ha significado el distanciamiento social hasta el momento no sea en vano.
Imprimir
COMENTARIOS