×
Julio Villanueva
Julio Villanueva
ver +

" Comentar Imprimir
22 Febrero 2011 04:00:22
¿Qué les pasa?
¿Qué tal amigos...? No entendemos qué les pasa a los entrenadores, o directores técnicos, que hasta pierden su trabajo por creerse dueños de la verdad e “iluminados”, y en algunos casos llegan a ofender a sus jugadores (¿verdad “Tuca”?), a sus directivos y periodistas, (caso La Volpe), a la afición (Rubén Omar Romano) y hasta a su país (Aguirre. “México está jod…”)

En su anterior etapa con Tigres, Ricardo “Tuca” Ferreti se dedicó a gritar a sus jugadores, con insultos de todo calibre, y aunque en el medio se utilizan palabras fuertes, “El Tuca” exageró, además siempre estaba de mal humor, lo que ocasiono un deterioro en sus relaciones con los jugadores y su posterior salida de la institución.

En cuanto a LaVolpe, recordamos cuando un grupo de periodistas lo criticó por la marcha de la Selección, dijo: “A los periodistas los compro con una parrillada”, ofendiendo al gremio e insinuando que las criticas eran para darles dinero.

Y lo que ocasionó su salida de los Rayados de Monterrey unos días antes de iniciar el torneo, cuando insultó a directivos que le habían pasado muchas cosas, pero no aceptaron una ofensa grave de su empleado La Volpe y esto fue bien aprovechado por Víctor Manuel Vucetich que consiguió el campeonato con el equipo que había formado La Volpe.

El último en caer ha sido el ex entrenador del Santos Laguna Rubén Omar Romano, por ofender a los aficionados con una señal inequívoca con el dedo medio de la mano derecha y haberles reclamado que no tienen memoria por los dos subtítulos que lograron bajo su dirección.

No olvidar el caso del seleccionador nacional para el Mundial de Sudáfrica 2010, Javier Aguirre, a quien en una entrevista le preguntaron que cómo estaba México, y muy campante respondió “jod…” y se lanzó a denostar a su país por la inseguridad y otros factores; lo que no entendió Aguirre es que si se le pregunta al entrenador de la selección de futbol, se refiere exactamente al e- quipo y no a un país.

Es cierto que para ser un buen entrenador se requiere de múltiples cualidades, donde muchas veces el conocimiento profundo de sistemas, técnicas, tácticas y estrategias ocupa tal vez 30 o 40% del total (Según nuestro particular punto de vista), dejando la mayor parte a las relaciones humanas, a liderazgo, a manejo de grupo y otras cualidades sicológicas que no todos tienen.

Los técnicos sufren un desgaste natural en sus relaciones con los jugadores, por eso los más inteligentes y hábiles para manejar a los grupos heterogéneos de futbolistas, logran los mejores resultados.

Los entrenadores se han vuelto “intocables”, se dan el lujo de desafiar a sus jefes con el argumento de que ellos son los que saben y los directivos solamente deben poner el dinero y no meterse en cosas de futbol, porque “ellos son los que saben”.

¡Hasta pronto!
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5