×
Querida Ana
Querida Ana
ver +

" Comentar Imprimir
19 Febrero 2019 03:30:00
Querida Citadina
Soy una mujer viuda y tengo una hija de 15 años. Es la hija que toda madre y padre sueñan tener. Es respetuosa, cariñosa, se porta bien, es excelente estudiante. Pero… a pesar de todas sus virtudes no gusta mucho de hacer quehaceres de la casa. Y mi dilema es que como estudia mucho y es tan buena muchachita, si estaría bien que le pagara por hacer las tareas domésticas, como me ha sugerido una amiga, aunque lo poco que hace no lo hace bien. Nunca la ha motivado el dinero para portarse bien o sacar buenas calificaciones, pero sí pide cosas todo el tiempo, también dinero para ir a cenar con amigas los viernes o algún fin de semana.

Le dije hace días que si hace bien sus tareas domésticas la recompensaré con algo de dinero para que lo gaste en lo que ella quiera. Es tan buena niña que siento que merece ser recompensada, pero también quiero que aprenda que debe hacer un buen trabajo si quiere que le sea bien retribuido. Así será cuando crezca y tenga un trabajo.

Apreciaría cualquier consejo que pudiera darme.

CITADINA

QUERIDA CITADINA:

Los hijos deben aprender el valor que tiene el hacer y hacer bien los deberes domésticos, especialmente si no se cuenta con ayuda externa. Es muy cierto el refrán que dice: “Un trabajo que vale la pena hacer, vale la pena hacerlo”. Y una premisa de la calidad es hacer bien las cosas desde la primera vez. Además, ya que tú la estás motivando con recompensarla, ahora pídele que lo haga bien. Y eso no debe ser motivo para que ella disminuya su atención a sus deberes escolares.

ANA
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5