×
Luis Carlos Plata
Luis Carlos Plata
ver +
Luis Carlos Plata (Saltillo, 1984) es abogado (UAdeC), maestro (UPF, Barcelona) y candidato a doctor (URV, Tarragona), pero practica el periodismo desde hace 17 años, y su trabajo de investigación le ha merecido premios estatales e internacionales. Ha sido articulista de catorcenarios, revistas y periódicos del norte del país desde 2002, además de fungir como director editorial de medios de comunicación en Veracruz.

" Comentar Imprimir
31 Marzo 2019 04:06:00
Un sobreprecio de 50 millones en despensas
Si no hay cambio de planes, el Gobierno de Coahuila formalizará el próximo 3 de abril un contrato donde pagará 470 millones 712 mil 616 pesos por despensas. Las de siempre. Las que dosifica la Secretaría de Inclusión y Desarrollo Social entre un padrón de beneficiarios (332 mil personas) que se yuxtapone con la estructura de ciudadanos afiliados al PRI en la entidad. En su defensa dirán que dicho gasto representa solo 1% del Presupuesto de Egresos para el Estado en 2019.

Ese porcentaje, sin embargo, constituye la compra más abultada en el año a un mismo proveedor, en una sola exhibición. Se trata de un millón 321 mil 968 cajas con víveres, 660 mil 984 paquetes con artículos de limpieza, y 330 mil 492 perecederos, los cuales serán repartidos en 4 mil 362 puntos de los 38 municipios.

Hasta aquí no habría inconveniente –más allá del clientelismo– de no ser porque la Administración estatal comprará mucho más caro que otras entidades los mismos productos. El sobreprecio asciende a 50 millones 433 mil pesos.

Me explico. El ganador de la licitación CE-905002984-E2-2019 fue Grupo Industrial Vida, S.A. de C.V., de Zapopan, Jalisco. Para mayores referencias, propietario de la marca de cereales Granvita® y patrocinador del equipo de fútbol Chivas.

La empresa, en mayo de 2018, vendió 19 mil 933 despensas al Ayuntamiento de Zapopan y en junio 13 mil 403 al Gobierno de Michoacán.

Hablamos, pues, de adquisiciones recientes, por lo cual hay concordancia con la cotización que nos ocupa. En ambos casos Grupo Industrial Vida, pese a significar cantidades menores, ofreció un precio más bajo del que pactó al mayoreo con Coahuila.

En Zapopan, por ejemplo, las facturó a 171.85 pesos. O sea $38.15 menos por pieza. Si la cifra no le dice nada, multiplíquela por 1 millón 321 mil 968 unidades y ahí es donde la diferencia sobresale: 50 millones 433 mil 79 pesos de más.

Lo “curioso” es que acá la Secretaría de Finanzas fija el precio. Licita, sí, pero impone una cantidad a pagar: 210 pesos por unidad. Así no hay margen de negociación.

Dicho de otra forma: el negocio ya va amarrado, independientemente de quien se presente a la convocatoria como licitante.

Cabe señalar que, originalmente, el fallo debió presentarse el 8 de marzo. Se suspendió “hasta nuevo aviso” y ocurrió hasta el día 27 del mismo mes, fecha en que se llevó a cabo en la Dirección General de Adquisiciones sin representantes de la Secretaría de Fiscalización y Rendición de Cuentas, tampoco de la empresa ganadora ni de las otras participantes (Productos Serel, S.A. de C.V. y Tekton I+D, S.A. de C.V.).

Por lo demás, será bimestral el reparto de las despensas. Como libreta de racionamiento cubana, en el calendario se consignan cuatro entregas en el año (marzo, julio, septiembre y noviembre). En mayo tocan dos tapas de huevo y cuatro litros de leche, y en junio y octubre artículos de limpieza (un rastrillo, un jabón, cepillo y pasta dental, una botella de cloro, papel higiénico, un desodorante, limpiapisos y lavatrastes).

A partir del 6 de abril iniciará la ministración si no sucede algo extraordinario. Además Grupo Industrial Vida está obligado a proporcionar 650 teléfonos móviles de última generación a fin de levantar y procesar información generada con 332 mil monederos electrónicos de los coahuilenses (“La Mera Mera”, presentada el pasado 25 de febrero) y a proporcionar una plataforma informática para clasificarla, conservarla y analizarla.

Es decir, un particular tendrá a su disposición datos personales. Cuidado.

Cortita y al pie

Al grano: ¿cómo se explica el sobreprecio de 50 millones 433 mil pesos?Muy simple. Por corrupción o por inocencia. Y eso que, a juzgar por el fallo de la licitación, Finanzas no pagará IVA por tratarse de productos alimenticios en cuatro partidas de cinco totales. De lo contrario habría que agregar 53 millones 143 mil 113 pesos y el total sumaría 523 millones 855 mil 729 pesos a desembolsar de “ingresos extraordinarios”. Un despilfarro.

La última y nos vamos

Todo lo anterior, hasta aquí, desde la óptica ciudadana del contribuyente.A ojos del perpetrador, en cambio, lo que con dinero compra legitimidad a la larga sale barato. Así llevan 13 años.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5