0 1 2 3
×
4
Samuel Rodríguez Martínez
Samuel Rodríguez Martínez
ver +
Samuel Rodríguez Martínez es presidente de la Junta de Gobierno del Congreso del Estado. Tiene una maestría en Comunicación Política y Electoral en la Universidad de Barcelona

" Comentar Imprimir
01 Abril 2018 04:05:00
Zermeño y el Samy
Escuchar Nota
En mi familia, cada vez que visitamos algún centro comercial, todos sabemos cuál será la consigna del Samy: “¿papi, me compras algo?”, sin precisar casi nunca cuál es el objeto de su interés, es decir, lo que sea... y sabemos también que es lo que sucederá al llegar a casa con su nueva adquisición, se aplicará perfecta y literalmente la frase: “el Samy anda como niño con juguete nuevo”.

Por cierto, sin saber qué hacer con él y siempre sucederá al final lo que todos en casa sabemos, le picará por aquí, le picará por allá y al final terminará destruyendo aquello que pidió, pero que no sentía el aprecio necesario por él para conservarlo. 

Hace unos días, por tareas propias de mi responsabilidad partidista, visité por prácticamente una semana la industriosa, pujante y heroica ciudad de Torreón, en nuestro hermoso estado de Coahuila. 

Al transitar por sus calles, sus plazas y por algunas de sus colonias y constatar las condiciones de sus servicios primarios como limpieza, alumbrado público, mantenimiento de plazas y jardines, no pude dejar de pensar en el desinterés por su tarea de quien no siente aprecio por su ciudad, aun cuando ante sus conciudadanos adquirió la honrosa responsabilidad de velar por los intereses de su municipio y hacerse responsable de todas las tareas propias inherentes al máximo cargo de la Administración pública municipal, como lo es el de presidente municipal. 

Recordé también al Samy y concluí también que el alcalde Zermeño “anda con juguete nuevo”, pero se siente una inmensa tristeza al comprobar el poco empeño que le pone a su responsabilidad porque, al igual que el Samy y guardando respetuosa proporción, adquirió algo que no era de su verdadero interés, y se ha dedicado, como ya he comentado, a picarle un poco por aquí y un poco por allá sin proyecto ni planeación, ni siquiera un mínimo de organización y terminando, como también ya conocemos el resultado, destruyendo lo que a nuestros hermanos torreonenses les ha costado tanto construir.

Ejemplos sobran, pero sólo bastarán dos para ilustrar lo que a todas luces es una realidad en La Perla de La Laguna:

1.- “La Línea Verde”, magna obra que ha sido la envidia de la mayoría de las ciudades de Coahuila, particularmente de Saltillo, realizada con gran esfuerzo y cuidada por un ejército de trabajadores que día a día se daban a la tarea de darle el mantenimiento necesario para el uso y disfrute de la gente, con la llegada de Zermeño fue prácticamente olvidada, hasta que mediante la denuncia pública de ciudadanos y de la diputada federal representante de ese municipio se aplicó a tratar de rescatar lo que en 4 meses destruyó por su falta de interés. Por cierto, al Samy también cuando se le llama la atención por sus desperfectos, se aboca de inmediato a “medio componer” lo que ya prácticamente destruyó. 

Y, por otra parte:

2.- El Centro Deportivo La Jabonera, obra que no sólo se convirtió en un espacio para la recreación de los habitantes de la zona donde está construida, sino que además se convirtió en ejemplo de la recomposición del tejido social mediante el rescate de espacios públicos para la atención integral de las necesidades de la gente, pero para el actual alcalde esta iniciativa social no mereció más que abandono y descuido, convirtiendo este esfuerzo en un espacio prácticamente en el abandono. 

La ciudad de Torreón está descuidada, su alcalde sale de vacaciones en días en los que quienes nos dedicamos al servicio público tenemos la responsabilidad de estar atentos a las necesidades de la gente, al final, nadie nos obligó a buscar esta responsabilidad, la gente necesita atención, es nuestra obligación responderles por sobre el interés y el descanso de nosotros y de nuestras propias familias. 

En fin, pareciera que Zermeño anda con juguete nuevo por el que al parecer ya perdió el interés, caray, igualito que el Samy, con la diferencia que este tiene 7 años.
Imprimir
COMENTARIOS


2

  • 3
4
6 7
8 9 0 1 2 3 4 5 20 21 22