Saltillo|Monclova|Piedras Negras|Acuña|Carbonífera|Monterrey|Ciudad De MéxicoEdición Impresa
La inesperada víctima del caso Lozoya Desenlace de Micare Juguemos a la escuelita ¡AMLO y el culto al ‘amado líder’! Ni gota en el cielo

Zócalo

|

     

Opinión

|

Información

< Opinión

Opinión

Apapachado

Por Confesionario

Hace 1 mes

Marko Cortés puso en los cuernos de la luna a Alfredo Paredes.

El dirigente nacional del PAN llenó de elogios al candidato a diputado federal que hasta se sonrojó de tanto apapacho.

Con Mario Dávila puso el dedo en la llaga, aunque lo retiró enseguida.

Sin necesidad y tal vez porque no conoce al electorado de la Región que son muy celosos con los que no son de su terruño, Marko quiso recordar la buena administración de Dávila en Frontera.

En mal momento sacó el tema el líder nacional panista, justo cuando traen una campaña con el abanderado albiazul porque le achacan su origen en la ciudad del riel.

DE MAL EN PEOR

A punto estuvo estuvo de ocurrir una tragedia panista en Frontera.

Y es que los grupos están muy marcados. Los simpatizantes que dice controlar Rodrigo Rivas Urbina y los que siguen a Ramiro Liñán.

Para que se notara la diferencia y demostrar que Ramiro trae fuerza con la militancia, formó a su gente y esperaron a cierta distancia la llegada de Marko Cortés.

Supuestamente era más numeroso el grupo de Ramiro lo que molestó a los contras. En la molestia porque fueron superados en número, Genaro Moreno, esposo de Juanita Hernández que va en la planilla del candidato a alcalde, les echó el carro encima.

Ramiro se puso frente al vehículo para evitar que arrollara a los panistas.

Lo de ayer podría ser la estocada para la moribunda campaña de Javier Liñán.

DESAIRE

Amador Moreno supo de la vista de Marko Cortés y como pudo se coló entre la gente para llegar hasta el dirigente nacional.

Le llegó por la espalda y cuando lo tuvo cerca le pidió 10 minutos para explicarle sobre el conflicto que se dio con Armando Pruneda y su esposa María Elena Liñán.

El dirigente panista no quiso atenderlo.

Se disculpó diciendo que el caso estaba en tribunales y que no podía meter las manos para ayudarlos.

NADA FÁCIL

Lo que ya se sabía pero nadie quería decir, lo comentó Alejandro “Alito” Moreno en Saltillo.

El líder del PRI nacional pidió a la militancia del tricolor que no se confiaran porque no está fácil y mucho menos asegurado el triunfo.

Y que conste que ahí en primera fila estaba Rodrigo Fuentes que ha dicho en más de una ocasión que ya la tienen en la bolsa.

Por si alguno de los candidatos a alcalde o diputado federal, andaba ya en las nubes, “Alito” ya se encargó de aterrizarlo.

Que nadie se confíe, cierto es que se ganaron los 16 distritos el año pasado, pero también muchos saben cómo y por qué se ganó.

TRAIDORES

El que critica la deslealtad de los priístas en Candela, Rogelio Ramos, no se da cuenta que su familia va está con otros partidos.

Aunque el PRD va en alianza con el PRI en este proceso electoral, en Frontera no cayó nada en gracia ver que en la lista de los plurinominales va el hermano del amigo de los delincuentes, Francisco Ramos Sánchez.

Esa planilla de pluris la controla la familia.

El tío va en la primera posición y la sobrina, Abril Ramos Viruete, en la segunda.

ETERNO LÍDER

Hubo confusión en una reunión que tuvieron los poquitos que forman parte de Coparmex.

Y es que alguien escuchó que estaban hablando de candidatos y pensaron que se trataba de elegir a un nuevo presidente del organismo donde ya está muy enraizado Marco Ramón.

El eterno líder de Coparmex no quiere dejar la silla.

El asunto es que no se trataba de la sucesión de Ramón, los ipecos estaban armando la agenda para atender a los candidatos.

[email protected]

Notas Relacionadas

La inesperada víctima del caso Lozoya

Hace 2 minutos

Juguemos a la escuelita

Hace 2 minutos

¡AMLO y el culto al ‘amado líder’!

Hace 2 minutos

Más sobre esta sección Más en Opinión

Hace 2 minutos

La inesperada víctima del caso Lozoya

Hace 2 minutos

Juguemos a la escuelita

Hace 2 minutos

¡AMLO y el culto al ‘amado líder’!