Saltillo|Monclova|Piedras Negras|Acuña|Carbonífera|Monterrey|Ciudad De MéxicoEdición Impresa
Civiles armados incendian tienda de conveniencia en Zacatecas AMLO: ‘Mario Marín ayudó a Calderón en el fraude, por eso no avanzó la investigación’ Algunos call center en CDMX eran coordinados desde China, afirma García Harfuch Deshaun Watson, QB de los Browns, suspendido 11 partidos y con multa millonaria ¿Cuál es el proceso? Estos son los escenarios que enfrenta ‘Alito’ ante solicitud de desafuero

Zócalo

|

     

Opinión

|

Información

< Opinión

 

Coahuila

El México del futuro

Por Alejandro Irigoyen Ponce

Hace 1 mes

Primero, lo anecdótico: por segundo año consecutivo, la SEP decreta el pase universal, o lo que es lo mismo, que no habrá ningún estudiante reprobado, que no podrá darse una calificación menor a 6 en primarias y secundarias del país con total independencia del desempeño o nivel de aprendizaje del alumno.

Ahora el fondo: si usted es padre de familia, con hijos en edad escolar, en primaria, secundaria y aun en media superior, le tengo una recomendación: debe asumir de inmediato el compromiso profundo con la educación de sus hijos, ya que el Estado, la actual 4T, está desmantelando los mecanismos de evaluación y en ello decantando la educación de calidad; en los hechos está fomentando un andamiaje educativo de muy bajo cuño. Así de simple.

No se confunda, esto no tiene que ver con filias o fobias políticas, tiene que ver con la decisión del Gobierno federal de no aplicar hasta ahora ninguna prueba nacional para estudiantes que mida el nivel aprendizaje.

En lo que va del sexenio no se ha aplicado la prueba Planea, lo cual es un despropósito, ya que esta evaluación tenía como objetivo medir los aprendizajes en los campos de formación relacionados con lenguaje, comunicación y matemáticas, consideradas herramientas esenciales para el desarrollo de otras áreas del conocimiento.

Tampoco se aplica el TALIS, dirigido a directores y a maestros, ni el Estudio Regional Comparativo y Explicativo, que eran instrumentos que permitían mejorar procesos y asegurar, en esa misma medida, avances en una educación de calidad.

No, ahora todo queda en el aire. Caray, cabría preguntar ¿quién gana algo con un sistema educativo sin procesos de evaluación y en ello, el riesgo de alimentar generaciones enteras de jóvenes sin las herramientas adecuadas, sin asideros de una formación integral y de calidad?

Así que, ya no le dé vueltas. Si quiere que su hijo o hija lleguen a ser buenos médicos, ingenieros, abogados o contadores, debe asumir hoy mismo el compromiso personal y familiar de que así sea, ya que dejarlo en manos del Estado y sus políticas públicas resultaría una apuesta por la mediocridad. Si estábamos mal, pues ahora peor… pobre México el que se dibuja en el futuro cercano.

 

Notas Relacionadas

Estudios serán de gran utilidad para sellar flujo de agua en mina de Sabinas

Hace 1 hora

Trabajos en el rescate de mineros en Coahuila será ‘hasta lograr el propósito’: AMLO

Hace 3 horas

Magia y Pintura en Múzquiz

Hace 11 horas

Más sobre esta sección Más en Coahuila

Hace 11 horas

Magia y Pintura en Múzquiz

Hace 11 horas

Cónclave priista 

Hace 11 horas

¿Se están explotando más ‘pozos’ en la Región Carbonífera?